Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ariel escriba una noticia?

Estados Unidos: La reforma de salud del presidente Barack Obama ya tiene fecha: 18 de marzo

05/03/2010 17:33 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Con el apoyo de su partido en duda, el presidente Barack Obama citó el jueves a más de una docena de representantes demócratas a la Casa Blanca para pedirles que dejen a un lado sus diferencias

Aprovechen un momento histórico y aprueben su propuesta de reformar profundamente el sistema de salud pública del país.

El presidente estadoundiense Barack Obama (c) pronuncia un discurso sobre la reforma sanitaria en el ala este de la Casa Balnca mienras los profesionales sanitarios Barbara Crane (i) y Stephen Hanson (d) observan, en Washington, Estados Unidos, hoy, miércoles 3 de marzo de 2010. En su intento por alcanzar una iniciativa de ley bipartita, Obama dijo que sus nuevos planes incluyen ideas de los republicanos en temas como las cuentas de la sanidad. EFE/Michael Reynolds

El presidente estadoundiense Barack Obama (c) pronuncia un discurso sobre la reforma sanitaria en el ala este de la Casa Balnca mienras los profesionales sanitarios Barbara Crane (i) y Stephen Hanson (d) observan, en Washington, Estados Unidos, hoy, miércoles 3 de marzo de 2010. En su intento por alcanzar una iniciativa de ley bipartita, Obama dijo que sus nuevos planes incluyen ideas de los republicanos en temas como las cuentas de la sanidad. EFE/Michael Reynolds

Por ALAN FRAM / AP

Es una oportunidad que sólo se da en una generación, les dijo, y la oportunidad de revivir la agenda del partido después de su primer año en el cargo.

En reuniones consecutivas en la Oficina Oval y el Salón Roosevelt, Obama exhortó a los reticentes moderados de base a que se concentraran en lo positivo en vez de su gran desencanto por varias partes del proyecto de ley. Los legisladores dijeron que Obama les aseguró que la iniciativa era sólo el primer paso y les prometió trabajar con ellos en el futuro para mejorar las cláusulas.

"El Presidente habló en detalle de la importancia histórica [del proyecto de ley]'', dijo el representante Raúl Grijalva, demócrata por Arizona. "De cómo necesita nuestra ayuda''. Obama les dijo que "es una oportunidad que nos dará impulso'' en otros temas, dijo el congresista.

En un aumento de presión, líderes legislativos dijeron que esperaban tener los votos necesarios para aprobar el proyecto de ley en dos o tres semanas.

Robert Gibbs, portavoz de la Casa Blanca, dijo a los reporteros que cree que la Cámara marcha por buen camino para aprobar la histórica iniciativa para el 18 de marzo, cuando Obama inicia un viaje por Asia, y que pueda firmarla "muy poco después''.

Preocupados por la ansiedad entre los legisladores demócratas sobre un proyecto de ley que tiene un apoyo público modesto, los líderes de la Cámara expresaron optimismo, pero ninguna certidumbre, de que puedan conseguir el apoyo suficiente tan rápido. Los demócratas no han cumplido repetidamente fechas tope que ellos mismos se fijaron para hacer avanzar el proyecto de ley.

La participación de Obama en el proceso, conjuntamente con el tono cauteloso del pronóstico de los líderes legislativos, ilustra la incertidumbre que todavía enfrenta la campaña del Presidente, iniciada hace un año, para conseguir que se apruebe la propuesta.

El resultado es importante para todos los estadounidenses, puesto que los cambios afectan la forma en que todos reciben y pagan los servicios médicos, y no actuar ahora dejaría en su lugar un sistema que muchos consideran inadecuado y que abandona a decenas de millones de personas.

Según la estrategia en curso, los líderes demócratas quieren que el Congreso envíe a Obama una propuesta de reforma de los servicios médicos por valor de casi $1 billón, que el Senado aprobó en diciembre, además de un proyecto de ley separado con los cambios que los representantes demócratas quieren. Pero todavía no hay una decisión sobre los detalles de la segunda medida.

Más sobre

La representante Barbara Lee, demócrata por California, una de 18 representantes que se reunieron con Obama, dijo que el mandatario les dijo que comprende las fallas de la propuesta que hay sobre la mesa.

"El piensa que este enfoque es el adecuado'', dijo Lee, presidente del Concilio Legislativo Negro. "Dijo que es el primer paso, los cimientos de los que se hará después. Se comprometió a trabajar con todos nosotros en los temas que quedan pendientes, que son muchos'', como el deseo de los demócratas liberales de planes de salud operados por el gobierno. Los demócratas moderados y casi todos los republicanos se oponen a esta idea.

De los representantes demócratas con que Obama se reunió, todos excepto dos votaron por una versión de mucho más alcance en noviembre. La lista de los asistentes subrayó la necesidad de la Casa Blanca de calmar a esos partidarios sobre el proyecto de ley, incluso mientras batalla por retener el apoyo de demócratas más moderados a quienes preocupa el costo del proyecto y las cláusulas relacionadas con el aborto.

Otro de los que asistió a la reunión, el representante moderado Joe Crowley, demócrata por Nueva York, dijo: "Creo que cuando terminemos con esto tendremos los votos para aprobar la reforma''.

Los líderes de la Cámara se mostraron más cautelosos sobre las perspectivas de la medida, a que es virtualmente seguro que todos los republicanos se opongan.

El representante Steny Hoyer, de Maryland, el segundo demócrata de más rango en la Cámara, dijo que someter el proyecto a votación el 18 de marzo es posible, pero agregó: ‘‘Hasta que tengamos algo concreto, es difícil preguntar a la gente si lo apoya''.

En una señal de movimiento, la presidenta de la Cámara, Nancy Pelosi, demócrata por California, y otros dijeron que los demócratas ya han enviado partes revisadas del proyecto de ley a la Oficina de Presupuesto del Congreso, que debe certificar su costo. La oficina, que es independiente, debe calcular el costo del proyecto de ley antes de que los legisladores puedan someterlo a voto.

Pelosi dijo que cree que los demócratas se sentirían más a gusto con los cambios a la propuesta del Senado, que incluye una reducción en el impuesto a los planes de seguro médico caros, más subsidios para ayudar a los pobres a comprar un seguro médico, beneficios más generosos para la compra de medicamentos por receta para los ancianos y la eliminación de una asistencia federal al Medicaid que sólo beneficia a Nebraska.


Sobre esta noticia

Autor:
Ariel (3890 noticias)
Visitas:
5326
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.