Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Latinforme.com escriba una noticia?

El nuevo escenario del sector bancario internacional

14/08/2009 19:31 1 Comentarios Lectura: ( palabras)

El sector bancario a nivel internacional está elaborando su estrategia luego de la crisis. La caída de entidades de prestigio mundial no solamente ha dejado un hueco que ocupar, sino que ha dejado un antecedente y una mancha contra la cual, las entidades sobrevivientes deberán luchar.

La crisis ha cambiado la estrategia de las entidades bancarias en todo el mundo. Les ha marcado un antes y un después que resultará positivo para algunas y negativo para otras. Y mientras un grupo de entidades aprovecha la crisis para crecer a nivel global, otras tendrán que trabajar para reducir la vulnerabilidad provocada.

Mi primera impresión, es que las entidades con cierto grado de involucramiento en la crisis, desde ahora en más buscarán seguir una estrategia de cuidar su buen nombre para recomponer la confianza del público hacia ellas, mientras que para aquellas entidades con operaciones internacionales (o que pretenden expandirse internacionalmente), que han logrado mantenerse al margen, se encuentran ante una posibilidad única de crecimiento y de aumento de su participación de mercado que quieren aprovechar.

Los movimientos en el sistema bancario no solamente se están produciendo en las economías desarrolladas, principales afectadas por la suprime, sino también en el resto de las economías producto de este replanteo en la estrategia global de las entidades financieras.

Según un artículo de La Nación en el propio sector financiero se reconoce que, "después de la crisis internacional, muchos de los grandes grupos extranjeros estarían buscando reducir su presencia en países que no son centrales para su negocio o en donde los riesgos de la operación son un poco más elevados".

El contexto actual, con el advenimiento de la recuperación económica que viene de la mano de una mayor disponibilidad de recursos en los mercados, ha decidido a varias entidades, a llevar a cabo esta estrategia de reducción de las operaciones riesgosas, que probablemente haya sido decidida tiempo atrás pero que no resultaba conveniente concretar por la falta de ofertas adecuadas en el mercado y para no generar señales negativas sobre la salud de dichas entidades.

La lógica de estas entidades extranjeras que buscan limitar el nivel de operaciones riesgosas se vincula principalmente a la estrategia de alejar el nombre de la entidad de cualquier posibilidad de situaciones de estrés. Imagínense si una entidad X que estuvo afectada por los activos tóxicos se viera involucrada en el corto plazo con una situación problemática en alguna de sus unidades de negocios menores, el impacto que puede llegar a tener en el conjunto de la entidad. No es un riesgo que se justifique.

Una de las entidades que ha decidido reducir sus operaciones de riesgo es el BNP Paribas. En Argentina, la filial del BNP Paribas tiene el cartel de venta aunque sus autoridades lo nieguen. Hay tres entidades internacionales que pugnan por el negocio del BNP y que son el Itaú Unibanco (BVSP:ITUB3; NYSE:ITUB), el HSBC (NYSE:HBC) y el Standard Bank (PINK:SBGOY).

El BNP Paribas no toma esta decisión por encontrarse en una situación problemática. Lejos de ello, la entidad a nivel global logró ser en la primera mitad del año, la segunda entidad europea de mayores ganancias, con un resultado positivo de 3.162 millones de euros. Incluso su filial argentina, que cuenta con 17 sucursales y 29 cajeros automáticos, ha logrado en el primer trimestre del año, una utilidad de US$ 4, 9 millones.

Mientras algunas entidades como el BNP reducen sus operaciones riesgosas a nivel mundial, la banca brasileña está creciendo con fuerza y vive un proceso de adquisiciones y fusiones puertas adentro, apuntando en una segunda etapa con avanzar hacia la internacionalización de las entidades, en un principio, a nivel regional. El Itaú Unibanco, segundo banco latinoamericano y octavo en todo el continente, con activos por US$ 305.600 millones, está buscando profundizar su crecimiento en los países de la región y es por ello que ha mostrado el mencionado interés por los activos del BNP en Argentina.

El sector bancario estadounidense se encuentra en una situación de fragilidad que abre oportunidades de crecimiento para entidades extranjeras, tales como el Santander. Si bien las principales entidades financieras de los EEUU ya se encuentran bastantes restablecidas, aún no han logrado normalizar su capacidad de generación de intermediación, lo cual les hace perder parte del mercado.

En el sector bancario estadounidense, el riesgo persiste entre las entidades más pequeñas cuya debilidad puede hacerlas presa de entidades extranjeras. La comisión del Congreso que supervisa el programa de rescate financiero por US$ 700.000 millones del Tesoro de los Estados Unidos, reconoció ayer que las entidades pequeñas (con activos entre los US$ 600 millones y US$ 1.000 millones), necesitarán entre US$ 12.000 millones y US$ 14.000 millones para hacer frente a sus préstamos morosos. Según el informe de la comisión, dirigida por Elizabeth Warren: "Necesitarán reunir mucho más capital, ya que las pérdidas calculadas rebasarán los beneficios y reservas previstos". Esta situación llevará a una caída en el total de entidades bancarias y un aumento de la participación de la banca extranjera.

En España, según Prensa Latina, el sector bancario apunta a la eficiencia y es por ello que los cinco principales bancos del país (Banco Santander, BBVA, La Caixa, Caja Madrid y Banco Popular) han reducido su personal y número de sucursales. La mayor eficiencia y el aumento de la actividad produjeron que el Santander y el BBVA sean la primera y tercera entidad de mayores beneficios durante la primera mitad de 2009 en Europa.

El Santander ha logrado una ganancia de 4.500 millones de euros en la primera mitad del año, quedando segundo a nivel mundial detrás del Bank of America (NYSE:BAC) que ha logrado beneficios por 5.263 millones de euros. El BBVA (IBEX35:BBVA) obtuvo el tercer lugar en Europa con un beneficio de 2.799 millones de euros.

Para Santander y el BBVA no importan tanto las ganancias alcanzadas como la capacidad que muestran para poder continuar con su política de expansión internacional para seguir creciendo entre las principales entidades bancarias del mundo.

En donde se esperan importantes cambios es en el sector bancario es en China, país que se comprometió con EEUU, según Pueblo en Línea, a profundizar la reforma de su sistema financiero y promover una intermediación financiera más eficiente en apoyo a la demanda interna. Como parte de esta iniciativa, China promoverá la liberalización de las tasas de interés y el financiamiento al consumidor. Estas iniciativas son el inicio de una mayor apertura que permitirá en el futuro una mayor competencia en dicho mercado de entidades extranjeras.

El sector bancario enfrenta un escenario totalmente distinto luego de la crisis. Nuevas entidades han surgido en el contexto internacional y otras han desaparecido. Mercados que parecían impenetrables hoy se muestran más permeables, mientras otros estarán atrayendo las miradas.

Horacio Pozzo


Sobre esta noticia

Autor:
Latinforme.com (292 noticias)
Fuente:
latinforme.com
Visitas:
5050
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

GPastor (17/08/2009)

por mi experiencia profesional , los bancos espanoles estan bien preparados para el sector bancario internacional, para el comercio exterior necesitais el banco que es capaz satisfechar las necesidades de este comercio. Sector bancario eslovaco tiene que mejor más como mucho...Y lo de más en todos casos se tiene contractar la gente con el talento y reponsabilidad, que es lo primero...y segundo escuchar el cliente y lo que necesita. O mejor el cliente primero