Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Bari escriba una noticia?

Entrevista a Vitaliano de la Cruz autor de "En la Soledad de las Iglesias"

21/09/2009 22:21 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

"En la Soledad de las Iglesias" Autor: Vitaliano de la Cruz 12 Preguntas con Respuesta

1.- ¿De qué te curaste en La Soledad de las Iglesias del Barrio de Salamanca? (Mili de la librería Berkana en la feria del libro de Madrid 2009)

VdlC.- En la Soledad de las Iglesias del Barrio de Salamanca me curé de muchas cosas malas, aquí tienes algunos ejemplos…

De la ansiedad caótica y del odio.

De la ira y del miedo.

De la injusticia y del hastío.

De la pereza y del desasosiego.

De la desgana y del vacío.

De la soledad y del desánimo.

De la angustia y del frío.

De la desesperación y del dolor interior y físico.

De la autodestrucción y del fracaso.

De la falsedad y del desdén.

De la tormenta y del desencanto.

De la derrota y del desconcierto…

2.- ¿Qué te indujo a escribir tu primera novela? (Pablo, ojeando el libro en el Vips de Goya)

VdlC.- Estoy acostumbrado a escribir letras de canciones, poemas, poesías; me suele llegar la inspiración con facilidad, claro está, si hay motivación. Más de una vez rondó por mi cabeza esa idea pero lo veía imposible hasta que un día cayó en mis manos “El Niño con el pijama de rayas” y entonces lo vi factible, pensaba para mí: “yo también podría crear una historia, mi propia historia”, así que me animé y fueron saliendo capítulos desde el principio hasta el final.

3.- ¿Por qué mezclas prosa y verso? (Una compañera del colegio)

VdlC.- Consideré que sería interesante, enriquecedor y parte importante de mi novela. Lo que estaba escrito, me refiero a mis poemas, volvía a salir a la luz en otro ámbito, completando una información, acompañando una actividad, recalcando una idea, en muchos casos es una repetición de la experiencia descrita tanto en prosa como en verso. Creo que se complementan y pueden coexistir en el mismo espacio, a la vez, juntas.

4.- ¿A qué es debido su fijación por el número 12? (Un grupo de alumnos en el patio del colegio)

VdlC.- Soy bastante supersticioso. Ya lo digo en mi novela, esto me viene de cuando era futbolista, en ella te puedes informar de todas las cosas que hacen, dicen, prometen… deportistas, políticos, artistas… Soy uno más. Me gusta el 12 por muchas coincidencias, vivencias, gustos, 12 Apóstoles, 12 horas, 12 meses, 12 Iglesias, 12 Ángeles Buenos… yo que sé…

5.- ¿En qué fuentes has bebido, qué autores te han influenciado más? (Un escritor afamado cambiando impresiones acerca de mi iniciativa)

VdlC.- Fundamentalmente en las fuentes de la vida misma y de la experiencia pero si soy sincero siempre me han inspirado mis escritores y poetas favoritos como Antonio Machado y sus “Campos de Castilla”, Miguel Delibes, Jorge Manrique, Walt Witman, Simon and Garfunkel, Bob Dylan, U2, Cold Play, San Agustín y sus “Confesiones”, Susanna Tamaro con su “Donde el corazón te lleve”, Patrik Suskin y “El Perfume”, Milan Kundera y su “La insoportable levedad del ser”… por ahí van los tiros.

6.- ¿No cree usted que es una novela pesimista, derrotista? (Una periodista en una rueda de prensa)

VdlC.- En un principio puede parecerlo pero ponte tú en mi lugar, ¿cómo reaccionarías? ¿Cómo reacciona la gente cuando les ocurre cualquier contratiempo, desgracia personal o ajena o cae en el pozo de tantas miserias que te puedas imaginar? Yo reacciono y cuento mis sentimientos pero no quiero hundirme, quiero salir, lo intento, lucho por ello con todas mis fuerzas o como puedo, por eso creo que mi novela transmite un mensaje totalmente optimista y positivo diciendo que se puede salir, que se puede lograr lo que tanto te ha costado, que hay que luchar por una ilusión y no se apague la vela, que nos tenemos que querer mucho porque somos un tesoro muy valioso y porque nos lo merecemos, claro que sí.

11.- ¿Vale la pena leer E.L.S.D.L.I, me sentará bien? (María, recién operada de cáncer de mama) VdlC.- Yo creo que sí. Está escrito desde mis propias entrañas con mucho amor y sinceridad

7.- ¿Para qué tipo de lectores y público está escrita su novela? (Paula, encargada de ventas en la sección de Libros de El Corte Inglés)

VdlC.- Para todo tipo de público, jóvenes, adolescentes, mayores. Para las mujeres que se les ha parado el reloj de la ilusión, ancianos, matrimonios, solteras, solitarios. Los que van de prepotentes, sobrados, desalmados, amigos del mal… muy poco tienen que hacer leyendo estás páginas, ojala que por casualidad cayeran en sus manos y las leyeran con un espíritu constructivo, tal vez les hiciera cambiar de actitud y serían muy bien recibidos. Esa lista de ángeles malos que describo en mi novela. Me centro más y me interesa la gente corriente como yo. Vamos por la vida intentando hacer bien las cosas, ser responsables, amables, cariñosos, trabajadores, buscando y deseando el bien común y personal. La experiencia me dice que nadie se va de “rositas” en esta vida y tarde o temprano te toca la lotería de alguna contrariedad; pues sea lo que sea hay que afrontarlo, tirar para adelante. Yes, we can!

8.- ¿No temes abrir tus puertas y que descubran tu fragilidad, tu intimidad? (Ana, una íntima amiga)

VdlC.- No, en absoluto. Estoy en contra de tanto secretismo, lo mío, para mí y los demás, ¿qué pasa con ellos? En mi opinión hay que exteriorizar los sentimientos, las vivencias. No es ningún tipo de exhibicionismo, es compartir algo de lo tuyo a los lectores, a gente ansiosa de encontrar una respuesta, una palabra amiga, una experiencia renovadora y eso lo considero muy positivo, hasta la más simple anécdota, o un pequeño recurso, algún truco que otro… Tal vez a la persona de al lado le puede hacer mucho bien o dar una pista, encender la llama o descubrir su propia estrella…

9.- ¿Dónde has aparcado la nave de tus sueños? (Manuel después de leer “En la Soledad de las Iglesias”)

VdlC.- Mi nave de los sueños sigue volando, sigue creando, sigue soñando. “Quiero soñar sueños alegres” digo en una canción. Es mi mundo personal, intransferible pero que lo puedo compartir con cualquier persona que sea y quiera ser soñador/soñadora como yo. Eso sí, pisando el suelo como me decían mis educadores. Hay que bajar de la nube y palpar el devenir cotidiano de lo que pasa a tu alrededor, no te puedes alejar, te necesitan y hay que arrimar el hombro, para eso estamos.

10.- ¿Estás satisfecho con tu profesión de educador, maestro? (Ángel, banquero de profesión)

VdlC.- Sí, cien por cien. Lo ha sido todo en mi vida y hay muchísimas más satisfacciones que frustraciones o fracasos. Es una profesión muy comprometida y tienes que tener un corazón a prueba de bomba porque te desbordan los sentimientos, las experiencias, los detalles (hasta los más insignificantes) que hay detrás de cada uno de tus alumnos y no puedes fallar, te necesitan cualquier respuesta tuya es bienvenida, un simple gesto, una palabra de ánimo, un plantar cara y decir que por aquí vas mal encaminado… Por otro lado tienes que tener una formación permanente, no te puedes quedar anclado, anquilosado, hay que innovar, reciclarse, lo que sea con tal de crear ilusión, entusiasmo en esos jóvenes y niños que están empezando a vivir. Es una profesión muy bonita, de mucha entrega y muy gratificante. Un 10 para todos los maestros y maestras del mundo. Nos lo merecemos.

11.- ¿Vale la pena leer E.L.S.D.L.I, me sentará bien? (María, recién operada de cáncer de mama)

VdlC.- Yo creo que sí. Está escrito desde mis propias entrañas con mucho amor y sinceridad. No se lo que irás buscando cuando lo tengas en tus manos. Te ofrezco alguna solución, consuelo, compañía, estoy de tu lado porque antes he puesto toda la carne en el asador por mí para solucionar mis dificultades. Por eso lo cuento y lo escribo porque no quise dejar dentro, solo para mí, esta experiencia personal que me ha tocado vivir y hay que estar preparado para todo, nunca se sabe por donde vendrán los tiros. Soy realista y se de sobra que este mundo no es un camino de rosas pero tenemos que intentarlo, me opongo rotundamente a la rendición, al no puedo. Busca E.L.S.D.L.I el lado positivo, entresaca lo que puedas y te convenga, escarba la tierra, toca el cielo, no te quedes ahí parado, vente conmigo lector amigo y comparte mi sueño.

12.- ¿Puedes darme un consejo, por favor? (Raúl, charlando y tomando algo una tarde de verano en la terraza del Círculo de Bellas Artes)

VdlC.- Que te quieras mucho a ti mismo, es fundamental. Si te quieres a ti mismo, con tus debilidades, imperfecciones pero también tus valores, tu magia, tu encanto… es como un espejo y se verá reflejado en los demás, seguro que sí.

La fe mueve montañas, alguien dijo y lo comparto plenamente. Ten fe en ti, en los demás, busca el lado bueno, lograrás lo que tú quieras, lo que tenga que ser pero pon de tu parte, arriesga, ten fe.

Finalmente, que seas buena gente aunque no esté de moda para quien tú sabes, sélo, que no te duelan prendas, apuesta al pleno, no dejes nada dentro, zambúllete, te verás recompensado en abundancia y además serás bueno. ¡Qué mejor dicha! Se me olvidaba, ama y cuida a la Madre Naturaleza, respeta lo bello y que vuelen los sueños…


Sobre esta noticia

Autor:
Bari (18 noticias)
Visitas:
16819
Tipo:
Entrevista
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.