Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

La elección de socios para los Presupuestos distancia a PSOE y Unidas Podemos

0
- +
27/07/2020 06:14 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Desde hace meses, prácticamente desde que la coalición echó a andar, la aprobación de unos Presupuestos Generales del Estado que reemplacen por fin a los de 2018 es una prioridad para el Gobierno. Pero, según se acerca la fecha para presentar el proyecto (el tope es el 30 de septiembre), las diferencias entre PSOE y Unidas Podemos con respecto a los socios con los que aprobar las cuentas se ahondan. Mientras los socialistas están claramente abiertos a pactar con PP y Cs, los morados insisten en formar la mayoría con independentistas y nacionalistas. Y, en los últimos días, unos y otros han subido el tono para defender sus posiciones.

Desde hace ya varias semanas, la cuestión de los Presupuestos planea en torno a un Ejecutivo que ha encarado sus primeros meses de gobierno con las cuentas de Mariano Rajoy y que debe establecer con su proyecto cuál es la hoja de ruta para la reconstrucción económica tras la pandemia. Si todos los Presupuestos son fundamentales para un Gobierno, los del año que viene se tornan esenciales para marcar las prioridades económicas y sociales de la legislatura. Y los socios con los que se negocien influirán en su contenido.

PSOE y Unidas Podemos marcaron hace semanas su posición al respecto. Pero, según se acerca la fecha en la que tendrá que presentarse el proyecto y comenzar a negociarse, ambos han ido definiendo sus líneas rojas con más intensidad. La primera opción de ambas formaciones sigue siendo que los Presupuestos salgan adelante con las formaciones que apoyaron la investidura, pero los socialistas han insistido en los últimos días en abrir la puerta a la derecha, a la vez que los morados insistían en rechazar esa posibilidad.

Este mismo viernes, el portavoz orgánico de Podemos, Rafael Mayoral, era taxativo al respecto. "Sabemos cuál es el proyecto del PP para afrontar las crisis: devaluaciones salariales, recortes sociales y laborales, amnistías fiscales...", sostuvo Mayoral, que afirmó que "Cs tiene un planteamiento muy similar". "No vemos donde pueden estar esos encajes para llegar a acuerdos", dejó claro. Y lanzó un recado al PSOE: "Habrá que preguntarles a ellos cómo quieren combinar el aumento de la presión fiscal o la recuperación de derechos de las mayorías trabajadoras de este país" con un pacto con la derecha.

En la misma línea se expresó hace unos días el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, que apuntó que un Ejecutivo donde esté Unidas Podemos es "incompatible" con pactar cuestiones "trascendentales" de los Presupuestos con formaciones como PP y Cs, que según recordó "gobiernan con la ultraderecha". La respuesta contrasta por su dureza con la que el propio Iglesias ofrecía hace unas semanas, cuando también priorizaba un pacto con los nacionalistas pero agradecía a Cs su giro al centro durante la pandemia.

No obstante, las declaraciones de Iglesias tardaron poco en ser respondidas por la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, que aseguró que el "momento singular" que vive España "nos tiene que obligar a aparcar los vetos cruzados y sentarnos en una mesa común para ver las necesidades del país y las preocupaciones de los ciudadanos". Y eso implica aparcar las líneas rojas, negociar con todas las formaciones y apelar al apoyo de las formaciones de la derecha.

"Necesitamos que [el proyecto de Presupuestos] sea apoyado por la mayoría de las formaciones políticas, incluido el PP", dejó claro Montero. El movimiento parece más una estrategia para poder acusar a los populares de no querer negociar que una apelación real a que el primer partido de la oposición apruebe las cuentas del Gobierno. Pero la opción Cs es menos improbable, dado que la formación naranja incluso se ha ofrecido públicamente a valorar una oferta. "La responsabilidad está en manos del señor Sánchez, que tiene que presentar unos Presupuestos responsables, centrados y moderados", planteó hace unos días su portavoz, Edmundo Bal.

No obstante, un eventual pacto con Cs no bastaría por sí solo para sacar adelante los Presupuestos. Y el problema para el Gobierno es que los nacionalistas se niegan tajantemente a participar en un acuerdo en el que se encuentren los naranjas. ERC ?también influida por las futuras elecciones catalanas, aún sin fecha? es la formación que más clara ha sido, y su portavoz Gabriel Rufián se ha esmerado en el último mes en recalcar que el Ejecutivo debe elegir o a los 13 diputados republicanos o a los 10 de Cs.

El resto de aliados tampoco están contentos. "Lo que no puede usted pensar es que va a tener usted Presupuestos mientras a los demás nos deja in albis ", "no se moleste en llamar a nuestra puerta para buscar más acuerdos, vamos a cumplir primero lo que ya tenemos comprometido", exigió hace unos días a Sánchez el portavoz parlamentario del PNV, Aitor Esteban. Y su homóloga de EHBildu, Mertxe Aizpurua, ha asegurado que teme el "camino que se pueda atisbar" después de que el Gobierno haya buscado los apoyos "de la derecha" en la comisión de reconstrucción.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (43195 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
43
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.