Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Criticic escriba una noticia?

El sanchizmo

17/09/2018 18:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

CTXT es un medio financiado, en gran parte, por sus lectores. Puedes colaborar con tu aportación aquí.

El sanchizmo

Lo primero que supimos de Pedro Sánchez es que no sabíamos nada de aquel tipo que, llegado en vuelo chárter de la nada a la primera línea de la política, combinaba perfectamente el clásico apellido socialista de mimetizarse con el pueblo ?González, Rodríguez, Díaz, Sánchez? con el aspecto de un líder diseñado a ordenador. El famoso gif de su sonrisa amplia y despreocupada marcando hoyuelos se convertía en una bandera política que nadie sabía traducir bien. Su paso por las alturas, nos dijeron, consistía en calentarle al asiento a su madrina Susana Díaz mientras ella ataba y bien ataba las cosas por el sur antes de mudarse a Madrid. Como ya sabemos, la historia resultó ser bien distinta. El supuesto testaferro que no pestañeaba al sonreír en los gifs acabó arrebatándole la propiedad del partido a la dueña y señora para, posteriormente, acabar matando, también sin pestañear, a un Rajoy que parecía tener contratada la tarifa plana de vidas políticas. Alguien capaz de asumir sin pestañear el llegar a dedo, el ser expulsado por el sistema que lo inventó y el volver a él para ganarles a todos y acabar como presidente del Gobierno, desde luego, tiene un perfil político digno de fundar un ismo: el sanchizmo que hoy cumple 100 días de poder.

La primera gran lección que nos enseña el sanchizmo en este tiempo de idas, venidas y Gobierno es que no hay que dar casi nada por hecho conociendo el sanchizmo. A Pedro Sánchez lo conocemos acusando a Pablo Iglesias ?el de Podemos, no el propio- de los desastres de la URSS y también lo conocemos cantando la Internacional junto a la militancia que añoraba más que nunca al Pablo Iglesias propio. A Pedro Sánchez lo conocemos pactando con Albert Rivera una investidura y lo conocemos llamando extrema derecha al partido naranja. A Pedro Sánchez lo conocemos en Salvados, explicándole a Jordi Évole cómo funciona el sistema que quiso matarlo políticamente con juego sucio porque lo consideraba un peligro. A Pedro Sánchez también lo conocemos jugando al juego sucio de impedir que se investiguen actividades ?por ejemplo, las aventuras económicas del Rey Juan Carlos- que pondrían en peligro al sistema. A Pedro Sánchez lo conocemos defendiendo las propiedades curativas del 155 para Cataluña y lo conocemos siendo aupado al Gobierno por los compañeros independentistas de los encarcelados. A Pedro Sánchez lo conocemos siendo la figura política más débil en tocar poder en democracia, con sus 84 diputados, y lo conocemos por tomar una fuerza inesperada tras montar unos días después un Gobierno aplaudido por muchos. Y todo, de nuevo, sin pestañear.

Más sobre

En lo relativo a los Derechos Humanos a Pedro Sánchez también lo estamos conociendo. Y tampoco pestañea. Hemos conocido a Sánchez asumir la responsabilidad de las vidas de las personas a la deriva en el Aquarius y lo hemos conocido desentendiéndose de las vidas de los expulsados de forma ilegal a Marruecos a la semana siguiente. A Sánchez lo hemos conocido explicando la importancia que tiene para la convivencia el respeto a las leyes y lo hemos conocido defendiendo la necesidad de saltarse la ley española que impide comerciar armas con países en conflicto o que no respetan los DDHH. A Sánchez lo hemos conocido hablando de dignidad y lo hemos conocido defender, sin pestañear de nuevo, que gobernar es tomar decisiones y que, entre Derechos Humanos y relaciones comerciales con Arabia, nos quedamos con lo segundo.

Cuanto más conocemos a Pedro Sánchez, menos lo conocemos. O lo que es lo mismo, puede que justo eso, y sin pestañear, sea el sanchizmo.


Sobre esta noticia

Autor:
Criticic (2156 noticias)
Fuente:
ctxt.es
Visitas:
1664
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.