Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Juan Gabriel Calani escriba una noticia?

El Nuevo Sistema Solar

29/04/2010 18:22 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Un tema interesante sobre nuestro universo lean la noticia escrita por mi, les va a interesar..

Hola estimados lectores de blogs...

Hoy les traigo esta noticia sobre el nuevo sistema solar cuyas partes las he extraido de un texto ya hecho, pero algunas yo las he escrito...

Bueno es pero que les interese saber más sobre nuestro universo...

Los descubrimientos en los últimos años de la banda de asteroides trans-neptunianos y de los centauros no sólo ponen en tela de juicio las especulaciones acerca de supuestos "planetas" mas allá de Plutón, sino que introducen una visión diferente del sistema solar a la que tradicionalmente se enseña en la escuela.

Hay varios hechos que parece rompen el esquematismo de los hipotéticos y especulativos "Planeta X" o "Y" mas allá de Plutón. El primero de estos hechos es la naturaleza de Plutón, que física y dinámicamente pertenece al mundo de los pequeños planetas o asteroides más que al de los planetas mayores, y plantea a los astrónomos un problema de definición: ¿qué es un planeta y qué no lo es? ¿Cuándo un cuerpo celeste es un asteroide y cuándo un planeta?

Plutón es muy pequeño, y su órbita de tipo cometario es similar a la de cientos de planetas más pequeños que comparten el mismo espacio alrededor del Sol, llamados "plutinos". En la actualidad hay identificados cerca de 70 plutinos, todos compartiendo el mismo espacio u órbita aproximadamente, y que se diferencian de Plutón sólo por su tamaño más pequeño.

Plutón ha sido siempre un misterio tanto para astrónomos como para astrólogos, pero parece ser que los centauros lo acercan cada vez mas a nosotros. Por ejemplo, pocos meses despues del descubrimiento de Quiron, en 1978, se descubrio Caronte, la luna de Pluton, lo que permitio conocer la masa del conjunto Pluton/Caronte con mas precision y limitar el diametro de Pluton. Fue entonces cuando se supo con certeza que Pluton era el mas pequeno de todos los planetas del sistema solar, y que habia sido descubierto por accidente o "casualidad" (serendipidez).

Recientemente, fotografias tomadas por el Hubble han permitido conocer con mas precision los tamaños relativos de Plutón y de Caronte. El diametro de Pluton se estima en 2320 Km, el de Caronte en 1137 Km. Esto significa que Plutón es en realidad un planeta doble, un planeta "binario", y no existe ningún planeta con estas características, que por otro lado son comunes en los asteroides. Hasta el momento, la luna más grande, comparativamente, era nuestra Luna, con 1/3 del tamaño de la Tierra y 1/81 su masa. Pero el tamano de Caronte es apenas 1/2 el tamaño de Pluton, y su masa 1/6 a 1/12.

Si tomamos en cuenta que el binario Plutón no es un cuerpo aislado, sino que constitute en realidad un gran anillo de cientos de objetos llamados "plutinos", el cuadro comienza a ser muy diferente. A mediados del 2001 fue descubierto el plutino "Ixión", el mas brillante que hasta ahora se ha encontrado, cuyo diámetro es de 1100 Km, es decir, 1/2 del tamano de Pluton, similar en tamaño a Caronte. Esto establece una continuidad fisica entre Pluton y el anillo de asteroides que comparten su orbita.

La realidad es que Plutón se encuentra en una posición intermedia entre el mundo de los asteroides y el de los "planetas mayores", y constituye un problema de definición y clasificación que pone en tela de juicio los argumentos basados en el tamaño para desechar un cuerpo o para incluir otro en un mapa astrológico.

En febrero de 1999 hubo una propuesta oficial para clasificar a Plutón como el asteroide #10, 000, la cual no fructificó, pero sirvió para despertar a la comunidad astronómica a los problemas de clasificación planteados por Plutón, y en mi opinión, constituye una lección para los astrólogos que pretenden ignorar los asteroides debido a su pequeño tamaño.

Mas allá de Plutón se encuentra la "Banda de Kuiper", de la cual se conocen bien hasta el momento cerca de 350 "mini-planetas", algunos de hasta 1250 Km de diámetro como Quaoar, el más grande de todos los asteroides encontrado hasta el momento.

La presencia de estos enjambres de asteroides hizo que los astrónomos prácticamente desecharan las especulaciones de décadas atrás que planteaban la existencia de planetas trans-plutonianos. Su existencia sigue siendo posible, pero ya no es necesaria para tener un modelo físicamente coherente del sistema solar exterior.

Más allá de la franja de Kuiper se encuentra el llamado "disco disperso", el cual rodea al Sistema Solar entero como un enorme pastel de rosca o nube cósmica primigenia de forma elíptica, y en donde tienen su hogar los "objetos del disco disperso" (scattered disk objects), tales como 1996TL66 (de unos 600 Km de diámetro, periodo 800 años), con períodos orbitales que se extienden por miles de años y que se aproximan al sistema solar sin poder pasar la barrera gravitacional de Neptuno, para alejarse después a lo mas remoto y recóndito de lo desconocido, y retornar como momias resurrectas de otras épocas.

Los centauros son probablemente objetos del disco esparcido que han sido "capturados"; sus órbitas son "caóticas" y cruzan como cometas el espacio de los planetas externos, como nómadas sin hogar, violando las formas tradicionales de entender el movimiento de un planeta en el sentido clásico. Plutón, su "padre", cruzando la órbita de Neptuno y psicológicamente penetrante y obsesivo, aproximado a la muerte, había sido durante décadas su anunciador. Ahora ya están entre nosotros.

Las órbitas de estos asteroides cometarios son muy dramáticas, algo que no existe en las órbitas de los planetas comunes. Algunos de ellos, como los objetos del disco esparcido tales como TL66, son totalmente nuevas o únicas y su existencia ni siquiera se sospechaba. De esto resulta, astrológicamente, un lenguaje orbital elocuente que habla mediante la metáfora, interpretando estos gestos orbitales de los planetas de una manera que no había sido posible antes, pues dramatiza la diferencia entre las órbitas de alta excentricidad (como los centauros) y las que se acercan al círculo (como los planetas convencionales, con excepción de Plutón).

Los asteroides lentos y cometarios son poderosos astrológicamente, como Plutón, y plantean problemas metodológicos importantes que requieren un nuevo paradigma astrológico.

II. LA RESISTENCIA A LO NUEVO

No se trata de que los nuevos descubrimientos destrozan viejas teorías. No estamos hablando de causa y efecto astrológicos. Se trata de que los nuevos descubrimientos que están llevando a una nueva concepción del sistema solar han ido paralelos a muchas transformaciones ideológicas y a la lenta aparición --o necesidad-- de nuevos paradigmas en el campo de la ciencia, la psicología, la religión, etc. Eso es una realidad histórica, similar a la que acompañó el descubrimiento de Urano, Neptuno, y Plutón.

Lo "clásico" llegaba hasta Saturno. Urano, Neptuno y Plutón no son "clásicos", son (o fueron) nuevos. Si vamos a rechazar lo nuevo simplemente porque es posible seguir trabajando adecuadamente con lo viejo, entonces, con este argumento, mejor no usar los planetas trans-saturnianos, porque son nuevos. ¿Quién define que es clásico y que no?

Incorporar lo nuevo no es fácil. Cada quien, cada astrólogo, define con el curso del tiempo y con su experiencia acumulada la manera de entender o de incorporar lo nuevo en su visión de las cosas. Aún hoy existen diferentes actitudes y diferentes maneras de entender el papel de Urano Neptuno y Plutón en la astrología, con respecto a los elementos anteriores. ¿Añaden un simbolismo nuevo? ¿O simplemente requieren una adaptación del código antiguo, un reacomodo de los significados? ¿Saturno es el mismo Saturno después de la incorporación de Urano, Neptuno, y Plutón? ¿O el significado de Saturno se ha transformado, ha sufrido cambios importantes?

Si estan interesados en saber más envienme un mail y les respondere, ya que es un tema interesantisimo

Pues el mismo proceso sucede con los asteroides, sólo que lo nuevo se añade ahora potenciado y más desafiante, pues se trata de cuerpos con características físicas y orbitales diferentes a las del resto de los planetas convencionales.

Tenemos el caso de Plutón, que fue descubierto por una combinación de matemáticas y "casualidad". Muchos astrónomos piensan que si al momento de su descubrimiento se hubieran conocido las características físicas de Plutón como se conocen ahora, jamás le hubieran dado el rango de "planeta". Sin embargo, fue descubierto y fue llamado planeta como resultado de nociones que después se probó que estaban erradas.

El binario Pluton-Caronte es fisicamente un "puente" entre el mundo de los planetas mayores y el de los planetas menores o asteroides, y para los astrologos, desde mi perspectiva, constituye una leccion: la trascendencia y la fuerza de un cuerpo astrologico no dependen de su tamano, sino de sus caracteristicas orbitales, lo cual constituye "su gesto": el planeta habla cuando se mueve, cuando "emite su musica". No habla por el hecho de ser grande, sino por el lugar que ocupa en el orden de las cosas.

El proceso mediante el cual un planeta nuevo es descubierto, recibe su nombre, y es dotado de significado astrológico, está fuertemente mediado por la historia, la cultura, y la economía. Cada nuevo descubrimiento astronómico que transforma nuestra visión de la estructura del sistema solar, tiene su correspondiente proceso histórico-social sincrónico que lo refleja. Ambos se reflejan y se iluminan mutuamente.

En la historia mucho se repite, pero también surge lo nuevo, y correspondiente con esto, nuevos elementos surgen en la Astrología que facilitan la representación y manipulación simbólica de las nuevas realidades sociales, históricas, económicas, psicológicas...

Sería bastante absurdo pretender que, habiendo sido descubierto Plutón, todos los astrólogos se hubieran negado a incluirlo en sus cálculos simplemente porque era posible hacer astrología sin él, y todos se hubieran negado a investigar su significado astrológico simplemente porque nadie sabía lo que significaba en realidad. Cuando Plutón acababa de ser descubierto, su rol y su trascendencia eran desconocidos.

Sin embargo, esta actitud o es la que muchos astrólogos tienen hacia los asteroides. Como su significado no está claro o lo que otros dicen acerca de ellos me parece trivial, entonces debe ser que no significan nada importante, y no lo investigaré (!que otros lo hagan!). Como puedo practicar la astrología sin ellos, !entonces nadie los necesita! Como son tan pequeños, entonces "su influencia debe ser muy débil". Como son tantos, entonces desechémoslos todos, pues !qué tonto sería pretender trabajar con 10, 000 cuerpos! !Hay que saber diferenciar el trigo de la paja! !diferenciar los árboles del bosque! !el tronco de las ramas!.

Un asteroide en conjunción exacta con el Sol o con la Luna no es "paja". Es oro. Diferenciar la paja del trigo basándose en el tamaño o en el hecho de no sabemos cómo utilizarlos inteligentemente, es un apriorismo puramente intelectual y bastante absurdo.

Todo ésto son prejuicios que surgen de pretender entender un elemento nuevo con herramientas cognoscitivas viejas. La investigación rápidamente lleva al derrumbe de la noción tamaño=fuerza. Plutón es el primero en romper este prejuicio y enseñarnos que probablemente es la órbita (gran excentricidad y movimiento my lento "de onda larga") lo que le da a Plutón sus características astrológicas. Igualmente, el trabajo con los asteroides lentos de alta excentricidad como los centauros pone de manifiesto que el tamaño no tiene nada que ver con la fuerza o con la trascendencia de un cuerpo astrológico.

La homeopatía puede ser una analogía útil. Mientras mayor la potencia (=menos "materia") más profundos y poderosos sus efectos. Las dosis homeopáticas, físicamente insignificantes, pueden ser muy poderosas. Igualmente, sabemos que es posible morir por la picadura de un mosquito. El sistema inmunológico y los virus son otra analogía. Sin ellos o por ellos vivimos o morimos. Lo pequeño y lo numeroso de ninguna manera es insignificante o "débil".

La debilidad es poderosa...

El uso de los asteroides parece absurdo a priori debido a su gran numero. Pero esto sólo significa que los métodos usuales para analizar un mapa astrológico no pueden ser usados indistintamente para el trabajo con asteroides. Se requieren nuevos métodos, nuevas estrategias; se requiere paciencia y una mente abierta dispuesta a investigar y que no tenga miedo del "caos".

III. LA TEORIA DEL CAOS

En la década de los 90 se demostró ampliamente que en el lapso de unos pocos millones de años (5 o 10 millones dependiendo de cada investigación) el sistema solar se vuelve caótico. Esto hizo que se desplomara el antiguo dogma sobre la estabilidad del sistema solar. Sumado al conocimiento de que el sistema "flota" en medio de un mar de asteroides cuyas órbitas son inestables, los científicos han ido transformando su visión del sistema solar, paralelo con la transformación --a finales de siglo-- de los viejos paradigmas y de las ideologías que una vez pretendieron explicar el mundo entero.

La astrología clásica es uno de estos "sistemas completos" del mundo que la nueva visión del sistema solar (caótico, inestable, y poblado de densos enjambres de asteroides que lo cruzan en toda su extensión) sacude, desafiándola para que incorpore conceptos modernos, tales como la teoría del caos, y la consecuente realización de que en la astrología, como en la vida, los esquemas existen, pero en todas partes se rompen para dar paso a la creatividad.

La palabra "caos" tal como se la utiliza en la ciencia moderna, no implica la dualidad de los opuestos orden/caos como en el pensamiento griego que a menudo se asume. Los sistemas caóticos (como los fractales, por ejemplo) con frecuencia muestran una asombrosa y admirable fluidez en su orden y en su forma.

"Caótico" no significa "desorden", significa que no es posible hacer predicciones exactas a largo plazo, pues el movimiento o flujo en un sistema complejo con frecuencia no es periódico o cuasi-periodico, sino que parece estar más regido por fluctuaciones irregulares y aparentemente erráticas.

Esto no significa la ausencia de un orden o una forma, sino simplemente que el orden no es posible discernirlo o predecirlo con facilidad, a pesar de que podemos maravillarnos de su grandeza y de la belleza de sus formas.

Una clara y deliberada aplicación de la teoría del caos la encontramos en la película "Parque Jurásico". La reproducción controlada de dinosaurios hembra de manera que fuera imposible su apareo fuera del laboratorio se salió de control al poco tiempo, pues como desde un principio advirtió uno de los protagonistas invitados a "admirar" el proyecto --sonriendo alarmado y visiblemente irritado por la ingenuidad e ignorancia de los ingenieros--, "la naturaleza siempre encuentra un camino".

Bueno, espero que les haya gustado...

Gracias por leer mis noticias...

Nos vemos...

Juan Gabriel...


Sobre esta noticia

Autor:
Juan Gabriel Calani (42 noticias)
Visitas:
9226
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.