Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

Duelo al amanecer en el Congreso por el voto de clase trabajadora

0
- +
16/09/2020 14:04 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

En el Congreso de los Diputados son habituales las críticas, las denuncias, los exabruptos y hasta los insultos, se escuchen o no en los micrófonos. Lo que no suele suceder es que un miembro del Gobierno acepte que un diputado le rete a un duelo. Pero eso es precisamente lo que ocurrió este miércoles entre Macarena Olona, de Vox, y el vicepresidente segundo Pablo Iglesias, aunque el motivo de la disputa no fue el honor de uno de los dos dirigentes, sino algo mucho más relevante en términos políticos: el voto de la clase trabajadora.

Con el azote de la pandemia y la crisis derivada de la misma, Vox ha decidido emprender un acelerado giro de su discurso para tratar de resultar atractivo en los sectores populares. Y Olona no perdió el tiempo en sutilezas o en disimular la OPA hostil que Vox quiere hacer sobre el electorado decepcionado con Podemos. Comparen: si antes la acusación más repetida era la de "socialcomunista", este miércoles Olona tachó a Iglesias de "vendeobreros".

Hasta la "Preysler", doña Isabel, fue mentada en un Congreso que últimamente se está acostumbrando a los discursos poco ortodoxos. Si a la socialité le pitaron los oídos la culpable fue la dirigente de Vox, que acusó a la ministra de Igualdad, Irene Montero, de haber pasado "de luchar en las calles por la democracia con el puño en alto a los posados en las revistas del corazón", en referencia a su entrevista en Diez Minutos de hace unos días.

"Llenaron este hemiciclo de esperanza", pero "qué nos queda de esas promesas? [...] No han democratizado la política, al contrario, han vulgarizado la democracia", le espetó Olona a Iglesias. Y Vox está dispuesto a recoger el desencanto de esos "trabajadores de manos encallecidas". Los que, dijo, ahora llaman al vicepresidente "vendeobreros" y lo consideran de esa "casta" que vino a combatir.

Para los de Santiago Abascal, este miércoles ausente, "no es una cuestión de clases", sino de "una patria a la que regresar y una bandera que abrazar". Eso de lo que, según Olona, Iglesias carece. Pero para no ser una cuestión de clase, lo cierto es que Vox tiene muy claro la clase a la que se quiere dirigir: la de "aquellos a los que usted", Iglesias, "estaba llamado a representar".

El modelo parece claro: Marine Le Pen y su Reagrupamiento Nacional. Pero para el vicepresidente, no obstante, Vox representa "algo mucho más cutre" que el fascismo: "la derecha de toda la vida que pretende tapar sus complejos con símbolos militares en las mascarillas". Aunque el hecho de que Abascal lleve el emblema de la Brigada Paracaidista en la suya habiendo hecho "todo lo posible por librarse del servicio militar", admitió irónicamente Iglesias, proporcione impagables momentos de "cachondeo".

En fin, que en el pleno no se pronunciaron las palabras "le reto a un duelo", pero poco faltó, y desde luego Iglesias así se tomó que Olona le dejara caer un "nos veremos en la siguiente sesión de control" que avecina nuevos enfrentamientos. "Como caballero retado, señoría, me toca elegir las armas: la palabra", respondió el vicepresidente segundo con sorna. El próximo miércoles, más.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (43425 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
83
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.