Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Glober escriba una noticia?

Disco rígido, ¿Gracias y adiós?

06/10/2009 15:18 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Los SSD usan chips rectangulares y no tienen partes móviles, aunque todavía son más caros

La tecnología digital parece haber dado con una solución para la cuadratura del círculo: los discos rígidos de nuestras computadoras personales ynotebooks, que guardan los datos en platos metálicos, podrían empezar a ser reemplazados por discos de estado sólido (SSD, por sus siglas en inglés), que usan los bien conocidos chips rectangulares.

Todos, desde los celulares hasta las computadoras, necesitan un dispositivo donde almacenar datos a largo plazo. Es decir que la información no se borre cuando el aparato se apaga. En las PC, esta función fue siempre cubierta por los discos rígidos. Su nombre deriva de que poseen en su interior uno o dos platos de una aleación de aluminio, en contraposición con los extintos diskettes, cuyos discos eran de plástico flexible.

Demasiado grandes y con altos consumos de energía, los rígidos no son ideales para los equipos portátiles, que en general usan chips en lugar de discos y tienen ranuras para insertar tarjetas de memoria flash. Esta tecnología está presente también en los populares pendrives, que reemplazaron a los diskettes y, en cierta medida, a los CD y DVD. Ahora, los SSD, basados en esta misma tecnología, empiezan a llegar a la computadora personal.

Ventajas y desventajas

Los rígidos poseen uno o dos platos que giran a muy alta velocidad (entre 5400 y 10.000 revoluciones por minuto, según el modelo) con un cabezal de lectura y escritura diminuto que se mueve por la superficie de manera similar a la de un tocadiscos. Es una tecnología que muchas veces se ha dado por caduca, pero que ha retenido el trono de rey del almacenamiento en servidores, PC y notebooks, pues ofrece enormes capacidades (superiores a 500 gigabytes) y costos muy bajos. Actualmente, guardar datos en un rígido cuesta en la Argentina unos 60 centavos por GB. Opuestamente, el costo por GB de los SSD en el país, según informó a LA NACION el fabricante Kingston ( www.kingston.com ), es de 17, 5 pesos. Su capacidad actual es de entre 64 y 128 gigas.

Debido a la diferencia de precio, los SSD deben ofrecer ventajas contundentes para competir con los discos rígidos. Como están fabricados con transistores, la lectura de datos no depende de un cabezal mecánico que necesita moverse hasta una cierta posición, y así alcanzan 35.000 operaciones de entrada/salida por segundo (IOPS, por sus siglas en inglés) para la lectura de datos, versus 700 de un rígido. Esto hace que el arranque del sistema y de las aplicaciones sea mucho más rápido.

Como no tienen partes móviles, son mucho más resistentes a golpes, no sufren la fragmentación de los datos y consumen menos. "Una notebook ahorra un 13% de batería, algo así como 25 minutos de operación, usando estos discos", dijo a LA NACION Ariel Plabnik, country manager para la Argentina y Uruguay de Kingston.

Pero no todas son buenas noticias. Los SSD son muy rápidos en lectura secuencial de bits, pero no tanto con lecturas al azar. Además, todas las memorias flash sufren un problema inexistente en los discos duros. Cada celda -donde se almacenan los datos- puede escribirse sólo un número limitado de veces; luego, empieza a fallar. Este valor ha mejorado mucho en los últimos años y los fabricantes aseguran que estos dispositivos duran lo mismo o incluso más que los rígidos convencionales; el uso en la práctica dará, pues, la última palabra.

Otra de las contras es que los SSD tardan más tiempo en escribir datos que en leerlos. El valor IOPS de escritura de un SSD es de 3300, diez veces más bajo que el de lectura. Esta asimetría puede causar problemas en ciertas aplicaciones.

Por ahora, los discos de estado sólido de buena marca han recibido auspiciosas reseñas por parte de los especialistas y su costo ha bajado a una tasa del 50% anual. Si los SSD siguen limando asperezas, duplicando su capacidad cada año y, sobre todo, bajando de precio como hasta ahora, quizás en los próximos años les llegue a los rígidos, que existen desde 1956, su merecida jubilación.

Ariel Torres

LA NACION


Sobre esta noticia

Autor:
Glober (641 noticias)
Visitas:
3609
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.