Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Roquesita escriba una noticia?

Las dificultades que genera ser indecisa

01/06/2010 22:08 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Hay situaciones en las que no sabemos cuál camino tomar, decir sí o decir no, se convierte en una cuestión polémica con nosotras mismas

Algunas veces tenemos la capacidad de pensar lo bueno y lo malo de esto o aquello, pero la mayoría de las veces que he visto a una mujer indecisa, no analiza, se queda más bien en un limbo, es como si se quedara chapaleando en una pantano sin poder decidir y no sale de la boca ni el sí ni el no.

Se llama indecisión y aunque no lo crean la mayoría de las mujeres la sufrimos. Desde elegir la ropa del día hasta para cambiar de casa, puede ser frecuentemente o esporádicamente. La duda nos ataca, pero como la vida no espera, sino que sigue con su transcurso normal, entonces la vida decide por nosotros y es cuando podemos perder o ganar por nuestro silencio, por no abrir la boca, podría decir además que casi siempre cuando pensamos más de lo necesario, perdemos.

Me acuerdo de la historia de Paula, una compañera de trabajo. Un día le hicieron una oferta de trabajo bastante buena, no había mucho que pensar, pero como parece que uno no tiene poder sobre la indecisión, ella pidió tiempo para pensarlo, cosa que no hizo mucho, sólo cayó en ese limbo en el que no se sabe nada, dió vuelas y vueltas: “que la trayectoria”, “que los compañeros”, “que si era el momento para cambiar”, “que si se aburría en el otro trabajo”, “que si de pronto allá no la querrían”, etc. Puras suposiciones que no la llevaron a nada. La respuesta después de varios días fue: “creo que lo debo pensar bien, no estoy preparada, era algo que no esperaba”, una semana después quiso aceptar pero desafortunadamente ya habían contratado a alguien. Cosa que lamentó muchísimo porque era el trabajo que sabía que siempre había querido.

Ya he aprendido, ahora pienso un poco más lo importante y lo trivial dejo que siga siendo muy trivial

Esto suele pasarnos, es más el miedo a lo desconocido lo que nos impide decidir, pero como todo en la vida, hay riesgos que debemos tomar, sobre todo cuando es más lo bueno que lo malo, no podemos caer en ese limbo como si el tiempo se detuviera, como si las cosas esperaran a que nosotras estuviéramos preparadas; la vida, a veces, nos pone a prueba para tomar decisiones que son realmente importantes, para tirarnos al charco a ver qué tan fría está el agua o qué tanto la podemos aguantar.

Otras veces, nuestra indecisión es un desgaste de energía que no nos trae nada, por ejemplo, cuando no sabemos si salir un viernes por la noche o no, si tomar cerveza rubia o negra, si dejar el pelo largo o cortarlo, si ver esta película o aquella, en fin, la lista puede ser bien larga, y en este tema, tengo amigas que son campeonas de la indecisión. “¿Los zapatos rojos o los negros?”, me preguntó alguna de ellas una vez, “los rojos”, respondí con mi particular seguridad, “es que no sé”, replica, yo espero unos minutos a ver si el Espíritu Santo la ilumina, mientras ella mira los negros… los rojos… los negros… los rojos; los mira por delante, por detrás, se pone uno rojo en el pie izquierdo y uno negro en el derecho, se mira frente al espejo, de frente, del lado del zapato rojo, del lado del zapato negro, “no sé”, dice. ¡Qué capacidad para no saber! Es un desgaste increíble y yo sé que comprar un par de zapatos puede ser importante pero no tanto como para gastar 1 hora de mi vida decidiendo entre dos colores. Finalmente compró las negros y al otro día me llamó, “¿los vamos a cambiar?, es que vos tenías razón, eran mejor los rojos”. Casi la mato. No la acompañé, ni loca.

Ya he aprendido, ahora pienso un poco más lo importante y lo trivial dejo que siga siendo muy trivial. Estoy segura que a ustedes también les ha pasado que una amiga no se decide por algo en su vida, ¿y qué ha pasado?, seguro algo han aprendido de eso … mi amiga no encontró los zapatos rojos, ya se habían terminado.

Gracias Yahoo


Sobre esta noticia

Autor:
Roquesita (14 noticias)
Visitas:
12008
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.