Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Internacionales escriba una noticia?

Desempleo y pobreza disparan inmigración china a Africa

10/11/2009 04:05 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Encorvada por el peso del hatillo que carga en la espalda, Re se abre paso entre el caótico tráfico del Cairo para recorrer los pueblos de Egipto y vender, puerta a puerta, los productos textiles que producen las fábricas ilegales chinas que florecen desde hace una década en la capital egipcia. En árabe se les conoce como los "shanta sini", los "chinos bolsa", en referencia a los fardos de ropa que cargan estos inmigrantes que en muchos casos llegan de forma clandestina a Africa, escapando de las regiones del norte de China, donde prolifera el desempleo. "Soy de Jilin (norte) y hace dos años que llegué. Me voy a dos horas del Cairo a vender mis mercancías", explica esta mujer, ataviada con una chaqueta militar china y unas zapatillas estilo Mao. Como ella, miles de chinos oriundos de las zonas pobres del gigante asiático emigran a Africa en busca de un futuro mejor y en Egipto se dedican a la venta ambulante de productos textiles que importan de China o producen las factorías creadas por los anteriores inmigrantes. Según cifras oficiales, habría cinco mil chinos en todo Egipto, el primer país en establecer relaciones diplomáticas con la República Popular de China en 1956. Unas cifras desmentidas por las fuentes chinas consultadas por Notimex, que aseguran que sólo en el sector de la venta ambulante y a domicilio de ropa serían 15 mil. "Nuestra empresa emplea al menos mil 500 shanta sini", explica a esta agencia una joven cuya familia llegó hace 15 años a Egipto en busca de fortuna. "Hoy tenemos ocho talleres y 60 almacenes repartidos por todo el territorio. No hay pueblo en Egipto adonde no llegue la venta de textil chino a través de los inmigrantes", agrega esta fuente, que pide que su nombre no sea citado. Asegura que en apenas 15 años uno de los familiares ha creado un verdadero imperio y ha amasado una fortuna de 40 millones de yuanes (unos seis millones de dólares) con el negocio de la venta de ropa, pero también con la gestión de visados para inmigrantes. "Los que quieren venir y están en China pagan a la empresa de mi tío 700 dólares a cambio de un visado. El les hace una carta y así logran entrar en el país", revela. A diez mil kilómetros del Cairo, en Chongqing, en el corazón de China, Wan Xiang recorre los pueblos con su coche en busca de trabajadores que quieran emigrar a Africa. A cambio de dos mil 800 dólares, una fortuna en la China rural, Wan consigue un visado para un país africano y un trabajo en el sector de la construcción de infraestructuras, en plena expansión en Africa. "Acabamos de enviar a 30 trabajadores de Chongqing a Angola para construir una fábrica", explica por teléfono la fuente. China se ha convertido en apenas una década en un actor central de los asuntos africanos, con un crecimiento exponencial del comercio bilateral que ha pasado de apenas 10 mil millones de dólares en 2000 a 106 mil millones en 2008. La inversión extranjera china en Africa pasó de apenas 491 millones de dólares en 2003 hasta los siete mil 800 millones a finales de 2008, según datos oficiales chinos. Incentivados por la explosión del comercio bilateral, habría 750 mil chinos residentes en Africa, según cifras oficiales, aunque la entrada clandestina de muchos de ellos podría multiplicar su presencia por dos o por tres, según otras fuentes.


Sobre esta noticia

Autor:
Internacionales (44072 noticias)
Visitas:
8625
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.