Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Planetademujeres escriba una noticia?

Cómo dejar de sentirte mal contigo misma

23/02/2011 08:34 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La verdad es que nos sentimos mal con nosotras mismas no porque no tenemos el reconocimiento de los demás sino porque no tenemos el reconocimiento propio.

De otra forma no habría tantas personas famosas que tiene la autoestima baja aun cuando millones de personas los respetan.

Para dejar de sentirte mal contigo misma tienes que lograr estar contenta con lo que tú haces y dejar de quitarle valor a tu persona.

No importa a lo que te dediques:

- Eres mamá y cuidas a tus hijos estás haciendo mucho por ellos y tu misión es crecer hijos sanos y responsables.

- Tienes un trabajo en el que te encargas de resolver problemas no debes de sentirte mal por eso estás ayudando a mucha gente.

Si de algo te sirve te platico que muchísimas mujeres pasan por lo mismo que tú. Cada vez que hablo con alguien y le cuento del Taller de la Autoestima me dicen que están interesadas.

Mi historia

image

Yo misma estaba pasando por eso.

Sentía que tenía que hacer que mi trabajo verdaderamente ayudara a las mujeres. A la mañana siguiente me puse a ver las estadísticas de cómo llegan las personas a mis sitios web y en realidad me di cuenta de a cuántas personas ayudo.

En Planeta de Mujeres que ya tiene más de 6, 1000 miembros imparto mi Taller de la Autoestima que lo reciben más de 2, 200 personas (regístrate sino lo has hecho).

Los artículos en mi Blog de Karina Guerra donde doy Ideas de Negocios a las que de paso te puedes registrar si quieres y recibirlas en tu mail ayudan a muchísimas personas que quieren poner su propia empresa a trabajar desde casa.

En mi grupo Consejos para adelgazar sin estar a dieta ayudo a mujeres a que logren bajar de peso.

En mi Directorio de Belleza ayudo a las mujeres a encontrar los productos y servicios de belleza que necesitan.

Pensándolo bien después de ver estos números y darme cuenta de a cuántas personas mis sitios les dan respuestas caí en la cuenta de que SI ESTOY AYUDANDO A LAS MUJERES.

Claro que me gustaría hacer más pero el punto es que yo misma estaba sintiéndome mal por no hacer algo que ya llevo mucho tiempo haciendo.

Así tú te aseguro que ya estás haciendo algo por la humanidad.

Con cosas sencillas que hagas ayudas mucho. Tal vez ayudas a tu vecina a cuidar a sus hijos o a tus niños a hacer la tarea o en tu trabajo les das consejos a tus amigas. (Tal vez les quieras aconsejar que se unan al Taller de la Autoestima) ya estás ayudando.

La historia anterior fue para hacerles ver como todas las mujeres tendemos a sentirnos mal con nosotras mismas cuando no hemos alcanzado lo que queremos.

Qué hacer para no sentirme mal conmigo misma

Lo que tenemos que hacer para sentirnos mejor con nuestras propias personas es:

1. Cerrar capítulos.

Si te sientes mal porque nunca terminaste ese curso por Internet al que te registraste es hora de que le pongas fin a ese capítulo. Tal vez decidiste que no era lo que querías y ya no lo quieres hacer. Si es así decide conscientemente cerrar ese capítulo y decidir que ya no lo quieres llevar a cabo y acaba con ese mal sabor de boca que te queda por no concluir satisfactoriamente con esa meta. Si en verdad quieres acabarlo y no lo has hecho encuentra el tiempo. No tienes que invertirle 50 horas en una semana. Si le dedicas 5 horas en una semana (una hora diaria lo acabaras en 10 semanas) o media hora a la semana loa acabarás casi en dos años pero ya sabes que tu media hora dedicada a la semana a concluir con lo que quieres te llevará a alcanzar tu meta y te dejaras de sentir con ese sentimiento de "no he hecho lo que quería".

2. Ponte nuevas metas.

Te sientes mal porque en la secundaria dijiste que querías ser doctora y ahora tienes 50 años y te dedicas a ser ama de casa. Es hora de redefinir metas. Si en verdad quieres ayudar a personas a mejorar su salud no necesariamente tienes que ser doctora puedes ayudar de muchas formas. Busca una manera de participar en el sector salud puedes buscar aprender terapias alternativas por ejemplo. Si bien te diste cuenta que eso no era lo tuyo deja de sentirte mal porque no lo lograste y empieza a ponerte metas nuevas.

3. Define tus metas por escrito.

Si aunque te de flojera definir tus metas por escrito te hará sentir diferente por completo. Es como volver a nacer. Cuando las escribes haces consciencia de lo que verdaderamente quieres y te puedes enfocar a conseguirlas.

4. Trabaja con metas pequeñas y alcánzalas poco a poco.

El problema de ponernos metas es que son tantas y tan difíciles a veces que ni siquiera creemos que las podemos alcanzar y entonces no hacemos nada para lograrlo. Si te pones metas cortas y alcanzables puedes lograrlas en un tiempo razonable y seguir motivada a alcanzar las demás. Además el logro de cada meta contribuye al logro de una meta global.

Por ejemplo:

Quieres bajar de peso pero no encuentras tiempo para hacer ejercicio. Levántate 10 minutos más temprano y empieza a hacer ejercicio por esos 15 minutos. No tienes que dedicar dos horas diarias. Aunque sea poco ayuda. Una vez que ya logres establecerte en esa rutina tal vez te quieras despertar media hora más temprano y poco a poco empezarás a ver los resultados y a sentirte motivada para dejar de comer las cosas que te engordan por el esfuerzo que le estarás poniendo a tus minutos de ejercicio que pensarás bien antes de llevarte a la boca un bocado que tenga más de las calorías que estás quemando.

Si algo he aprendido en la vida es que todo se alcanza poco a poco y que sino empiezas con una pequeña semilla no se logra nada.

5. Focalízate en tener una meta a la vez.

Para dejar de sufrir por todas las metas que no puedes alcanzar concéntrate en una meta y has todo lo que tengas que hacer para que alcances el resultado.

Si te focalizas en conseguir un solo resultado a la vez vas a encontrar que tienes mucha confianza para lograrlo.

6. Recuerda que estás trabajando en tus metas y que eres capaz de alcanzarlas.

Cada que dudes recuerda otras metas que has logrado. Ten presente todas las cosas que has alcanzado por pequeñas que te parezcan son grandes logros que muchas otras personas no han podido alcanzar.

7. Trata de ayudar a la demás gente.

Empieza a ayudar a la demás gente en la medida de tus posibilidades y eso te hará sentir muy bien contigo misma. No tienes que ser la Madre Teresa. Puede ser ayudar a una viejita a cruzar la calle, invitar a comer a tu abuelita que nunca sale, darle un consejo a una amiga, compartir artículos de autoayuda como estos en Facebook, invitar a tus amigas a que se unan al Taller de la Autoestima.

Conclusión: Confía en ti, logra tus pequeñas metas, deja de pensar que no eres lo que tú quisieras y concéntrate en ser y hacer lo que tú quieres que si eres feliz eres capaz de ayudar a la demás gente. Las buenas vibras son contagiosas.

Por favor ayuda a otras mujeres con tus comentarios. Engrandecen esta experiencia de aprendizaje y ayudan a que otras mujeres podamos ver como no somos las únicas que a veces nos sentimos mal con nosotras mismas.


Sobre esta noticia

Autor:
Planetademujeres (550 noticias)
Fuente:
planetademujeres.com.mx
Visitas:
2580
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.