Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Diasporaweb escriba una noticia?

David Beckham no deja el fútbol pero no será ya jugador, ni entrenador, sino dueño de un equipo en Miami

09/02/2014 11:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Los fans conocen ahora a sus ídólos no son por sus logros deportivos, sino por sus vida privadas, sus familias, sus hobbies. David Bekham ayudó al nuevo enfoque compaginando al jugador con el sex symbol. Maña puede ser otra cosa

David Beckham estará pronto de regreso en las campos de futbol, pero ahora no como jugador sino como dueño de un equipo de Miami, que se integrará a la MLS (Major League Soccer) de Estados Unidos. Lo informó a través de su cuenta de Twitter la Federación Inglesa de Fútbol.  Beckhamtiene 38 años, hora de retirase aunque le ofrecieron renovar  por dos años.. Su equipo, el Paris Saint Germain, logró el último campeonato de la liga  de Francia. Bekham comenzó su carrera en el Manchester United y luego pasó por Real Madrid, Los Ángeles Galaxy, AC Milán, para terminar en París

David Beckham, en la conferencia de prensa local celebrada en el Perez Arts Museum Miami, de que pasaba a ser el amo de un club local y quería precisar que no era un fichaje más sino que el convertirse en dueño de un club "era su sueño...después de otros como representar a Inglaterra en la selección y jugar en los mejores equipos en Europa.

"Es un día histórico para Miami y el fútbol", afirmó por su parte Don Garber, comisionado de la MLS, que confirmó que la ciudad de Florida será el hogar del 22º equipo de la liga, aunque

la fecha estará determinada por la construcción de un nuevo estadio  para lo que ya ´han comenzado conversaciones entre el grupo de Beckham y las autoridades locales."David ha elegido Miami porque cree en esta ciudad tan internacional y diversa", aseguró Garber

David Beckham sigue siendo aun después de pasar a ser un ex del fútbol, el máximo sex symbol de las mujeres en Inglaterra. Cuando todos creían que iba a desaparecer luego de retirarse como futbolista, volvió a aparecer en un comercial de Sky Sports desatando la locura de sus fans. Y habrá que verle como dueño de club de fútbol.

El famoso jugador sigue centrado más que nunca en su faceta como modelo publicitario y salió la semana misma de su retiro en el spot de la cadena de televisión deportiva de Reino Unido e Irlanda. David es el auténtico protagonista para felicidad de las británicas y una legión de norteamericanas.

Durante el minuto que dura el spot, Beckham se multiplica por seis haciendo de todo un poco en la calle, casa, oficina, cafetería y pleno set de rodaje. La idea es mostrar al ‘Spice Boy’ siguiendo la señal de Sky Sport desde su tablet, movil, televisor y ordenador portátil.

El comercial logró tener gran acogida en Youtube donde causó una auténtica lluvia de comentarios positivos casi todos positivos. Además, el ex futbolista lo ha difundido por todas y cada una de sus redes sociales, sabedor de su éxito como modelo.

Beckham comenta que el futbol es un deporte que permite cumplir hasta esos sueños esotéricos hasta llegar a ser el "mister" de un equipo. Eso era algo así como una ambición "personal" y parecía imposible..

"Quiero hacer mi propio equipo. Estoy muy enganchado, Miami es una ciudad vibrante con mucha pasión. Estoy pensando pasar más tiempo aquí al lado de mi familia", añadió. El exinternacional  inglés señaló que el equipo tendrá también una academia o una escuela en la que se forjen talentos que alimenten a la selección de Estados Unidos, e incluso a la de México.

Por ahora, Beckham deberá  llenar los requerimientos legales para su franquicia que versan con el emplazamiento de la cancha y su financiación, aunque dejó claro que no usará dinero público."Es algo que hemos trabajado muy duro Don Garber, LeBron James y yo, y ni sé cómo vamos a poder financiarnos nosotros mismos", dijo Beckham a los medios.

  Ya en mayo de 2013, Beckham expresó públicamente su deseo de ser dueño de un club en un libro que no salió a la venta hasta octubre pasado. La noticia del proyecto de Beckham fue revelada con más detalle en noviembre 2013 cuando la estrella de la NBA, LeBron James, dijo que estaba trabajando en un proyecto con el excapitán de la selección inglesa. Algún periodista ha dicho que no fue una indiscreción sino un globo-sonda.

Cuando Beckham firmó para el Galaxy de Los Ángeles en 2007, incluía una cláusula en su contrato la cual le daba la opción de crear un día un nuevo equipo de la MLS. Le dieron 25 millones de dólares aunque la directiva lo hizo para que no se moviera de los Angeles y le diera por volver a Europa.

“Siempre pensé en quedarme en el futbol ¿pero cómo?...la opción de ser el dueño de un equipo era algo que me fascinaba pero no estaba al alcance de mi bolsillo, porque para dirigir un team como propietario hay que ser millonario y no bastan unos ahorros. Pensé en Miami  uno de los lugares señalado en verde en mi libreta pero lo desechamos en principio por caro. También observamos otras ciudades en EE.UU. ” dice el exjugador.

Si la sociedad entre estas figuras del deporte se concreta, sería la segunda inversión de James en el futbol, pues actualmente es accionista minoritario en el club de Primera División de la liga inglesa, el Liverpool.

Entre las hazañas de Beckham está la de ser protagonista y héroe de otra biografía, que puede ser tema para otra película

El reportaje fílmico, otro más, tendrá que ser esta vez de semificción, porque no se puede contar todo lo que han dado de sí sus 38 años.

El de más éxito hasta ahora ha sido, el estreno mundial de 'Beckham: un galáctico en Los Angeles', hace varios años, en el canal británico ITV tuvo una audiencia de 3, 3 millones de espectadores en 'prime time', unos datos superiores a la audiencia media del canal.

El autor de la última biografia es Ellis Cashmore, profesor de Cultura, Medios y Deporte en la Universidad de Staffordshire en Gran Bretaña. Diasporaweb no ha resistido la tentación de reproducir alguna de sus páginas, con la reserva de que no es una apología ni tampoco lo inverso. Es un tema deportivo.

 “Padre, esposo de una Spice Girl, que es un ícono de la moda ejemplo para muchos grandes modistos, Beckham se ha constituido en un embajador del deporte inglés para casi todos. A veces es fácil olvidar que David Beckham fue un centrocampista de lo mejor de Inglaterra, con más de 100 participaciones en la selección de su país. Pero  también que ha sido un playboy el que ha hecho sombra y ha arrinconado dejándo fuera de los focos al jugador.

Usó un original pañuelo en la cabeza, como algunos jugadores de los viejos tiempos, dicen que se barnizaba las uñas, adornó su cuerpo con tatuajes auténticos objetivo de muchos reporteros y cambiaba de peinado cada dos semanas. Hablaba poco, y cuando lo hacía, emitía una especie de gemido o gruñido agudo que a algunos les sonaba afeminado. Además, hasta donde sabíamos, su pareja femenina parecía tomar todas las decisiones importantes. Sin embargo, su masculinidad nunca estuvo en duda.

En la década de 1990, escribí que Beckham era un nuevo hombre, un sex symbol, casi ajeno al deporte. Evidentemente no era un homófono, ni heterosexual, pero tampoco ni agresivo ni enérgico o machista ni aún en la  forma tradicional. De hecho parecía delicado. Se vestía a la moda —aunque para muchas personas—era demasiado extravagante . Se arreglaba minuciosamente y no parecía avergonzarse cuando le preguntaban sobre el ejército de fans gay que le seguían

Beckham tenía un halo de complejidad extraña, una elegancia discreta, tal vez hasta un ingenio diferente y original. Los futbolistas sobre todo los británicos, como el mundo los veía, eran personajes duros que amaban la bebida y la publicidad, especialmente en el pub local después de un partido. La reputación del jugador británico había sido esculpida con el granito de la tradición de la clase trabajadora inglesa, hombres rudos e inconmovibles, no playboys..Y así es esa leyenda del futbol inglés Sir Stanley Matthews, cuya estatua aparece en muchas ciudades mineras pobres, cuyo dribling nadie--_ ni Bekham-- ha podido  igualar. Se retiró del futbol profesional a los 54 años

Apenas puede uno imaginarse las reacciones en los vestuarios del campo cuando Beckham sacaba de su bolso de baño un tubo de fijador, una crema bronceadora y varios productos para el cuidado del cabello y cuerpo.

A finales de la década de 1990, cuando empezó a despuntar, solo a Beckham se le veía y se le toleraba cosas de esas. Después de todo, contaba con la adoración de  mujeres de todo el mundo, tenía una novia que era estrella pop y que pronto sería su esposa, y tenía que escapar de los agentes de publicidad que le pedían palabras elogiosas sobre sus productos, con un fotógrafo a sus espaldas encargado de recoger el momento. Era un hombre que parecía tener el mundo a sus pies. Todavía lo es- opina su biógrafo..

Sus 100 selecciones para el equipo de Inglaterra, empezaron con una expulsión contra Argentina y la pérdida de un título mundial

La historia cultural del fútbol inglés contemporáneo es inimaginable sin Beckham porque él ayudó a cambiarla. Dio un giro a la imagen del héroe deportivo macho e implacable, y apareció de la nada casi heroicamente como el primer atleta y celebridad multipropósito, como un símbolo de la nueva masculinidad.

Sin embargo, tenemos que recordar que Beckham nunca fue clasificado como el mejor futbolista del mundo. Además, lejos de ser un buscapleitos o un mujeriego serial como muchas de las notables figuras del deporte, siempre jugó limpio dentro y fuera de la cancha. Bueno, por lo menos hasta 2004, cuando el periódico News of the World afirmó que tenía un romance en el trabajo con su ayudante Rebecca Loos, cosa que negó. Pero  el affaire terminó por saberse. Es curioso que su biógrafo Ellis Cashmore no incida apenas en el hecho y en otros romances que David haya podido tener y que, lógicamente, sin entrar en detalles morbosos el usuario debe conocer.

Paradójicamente, el supuesto romance- según Cashmore- favoreció, en vez de perjudicar, a su envidiable estatus, agregó un toque de picardía que rescató a Beckham de la frontera con la santidad y tal vez sirvió como recordatorio de que a pesar de todas sus vanalidades feminoides, su virilidad estaba más allá de toda duda.

Entonces, la gente se pregunta ¿por qué Beckham es un atleta que ha cambiado las normas, al parecer sin intentar un nuevo diseño?

Hay dos David Beckham: el mortal de carne y hueso, que pateó un balón para ganarse la vida, y el personaje extraido de la ficción, que existió independiente de tiempo y espacio, un producto de nuestra imaginación.

Todos pensaban que conocían a Beckham y que gozaban de una relación secreta con él. Era como un lienzo en blanco. Si hubiese defendido sus propias opiniones o si se hubiera alineado con grandes causas como muchos, lo habría arruinado. Sin embargo, permaneció en silencio, rara vez concedía entrevistas y supongo que lo hacía a discreción de Victoria. Mientras era un desconocido, la mística que lo rodeaba creció.

Cuando Beckham entró por primera vez en la consciencia popular, lo rodeaban sentimientos de odio y venganza. Lo expulsaron en un encuentro crucial contra Argentina en el Mundial de 1998. Había participado en una tángana entre los jugadores argentinos y los ingleses. No más que otro coequipiers pero apareció en una foto de agencia, cabizbajo, camino del vestuario, que publicvó The Guardian. Y muchos aficionados

 y directivos del equipo le echaron la culpa de la eliminación. Se quemaron efigies de él en Camden Town (Londres) y se vio obligado a automarginarse. Es difícil imaginar la intensidad de su  desprestigio e impopularidad de ese entonces. Sin embargo, fue esencial para generar interés e incluso pasión en su andadura porque el seleccionador siguió invariblemente conservándole en su puesto.

 .

La simple imagen o el pronunciar su nombre despertaban sentimientos encontrados y poderosos. Puede  que la generalidad de los fans ingleses lo menospreciaran por su estilo, su actitud de indiferencia y su silencio ante los medios, pero había quienes sentían curiosidad… Su curiosidad creció conforme Beckham seguía negándose y desafiante a conceder entrevistas o a presentarse en público, excepto si se trataba de un acontecimiento de moda o una fiesta con estrellas del rock. Todo esto era bastante ajeno al futbol y poco viril. La pregunta era:…“¿quién es este tío?”

Para cuando Beckham y Victoria se casaron, en 1999, el interés que generaba había trascendido la fraternidad del futbol. Sus más devotos seguidores no sabían nada de futbol. A diferencia de los aficionados tradicionales al deporte, no les interesaba cómo jugaba: les interesaba él, simplemente Beckham.

A principios del siglo XXI, la cultura de la celebridad era solo un embrión, la fascinación que ahora sentimos por personas que no tienen influencia material en nuestra vida y que en muchos casos no tienen logros de importancia es un suceso nuevo y desconcertante. Los fans conocen a los deportistas famosos gracias a su talento y a sus logros.

Beckham era diferente, era conocido por ser él y, en este sentido, estuvo entre la primera generación de celebridades. El retiro de Beckham del futbol no significa que desaparecerá. Seguirá en nuestros televisores, en las revistas y en la publicidad de todo el mundo. Pero, lo más seguro, es que seguirá en la imaginación de muchos de sus fans.Y así termina su biogría ofícial.

En las páginas que faltan en el libro, sus dos romances que sonados que no rompieron su matrimonio pero le cambiaron

La ex ayudante personal de David Beckham y con la que mantuvo una aventura, fue el periodico sensacionalista The Sun el que la destapó. Su nombre, Rebecca Loos.

 

Beckham, quien hasta el momento había negado cualquier relación íntima con Rebecca más allá de lo estrictamente profesional, se vio obligado a guardar silencio ante las revelaciones de un periódico londinense de la tarde.. The Sun recogió también después las declaraciones que la joven secretaria de 26 años había hecho a uno de sus amigos.

"Ella se relacionaba con David sólo por teléfono y por mensajes del móvil, pero apenas hablaba de él  y nada en la oficina. Era peligroso.", comentó ese alguien que conocía a la pareja.

"Voy a hacerlo público. Nunca he estado enamorada de David y era feliz siendo su amante. Sólo quería pasar un buen rato, pero no tenía intención de convertirme en la nueva Mrs Beckham", dicen que dijo. Pero ella estaba genuinamente interesada en su jefe y se mantuvo en contacto con el internacional inglés incluso después de ser despedida por la empresa deportiva SFX, que gestiona los asuntos profesionales de Beckham

"Cuando Rebecca supo que David también se escribía mensajes con otra mujer, todo cambió", comentó. Y se puso furiosa no por el hecho en sí sino porque descubrió que los mensajes amorosos que enviaba el jugador eran idénticos a los que ella recibia del futbolista, en los días del comienzo del affaire. Y se sintió defraudada. En ese momento decidió hacer pública su aventura  con Beckham", añadía The Sun.

Otro de los encargados de aportar su versión a lo sucedido fue el agente de relaciones públicas del jugador, Max Clifford, que advirtió a la cadena británica Sky News on line de que una segunda mujer estaba a punto de destapar su propia aventura con el futbolista.

Victoria la ‘pija’ del grupo ‘Spice Girls’ se sintió morir cuando se enteró del romance de su marido con la cantante Katherine Jenkins. La noticia salió a la luz en portada de la revista Elle, lo que provocó un revuelo en las redes sociales, que se llenaron de miles de comentarios, algunos bastante desagradables sobre el matrimonio Beckham.

A pesar de que la intérprete rápidamente desmintió estas especulaciones con un mensaje bastante claro: ”Queridos amigos de Twitter, he leído algunos rumores horribles por aquí y quiero que sepáis que niego absolutamente haber tenido un affaire con David Beckham".

Lo mismo le había pasado con su primer idilio con Rebecca Loos, cuatro años antes. A pesar de que finalmente estos rumores con Kathrine resultaron falsos, Victoria quedó muy golpeada tras haber leído los comentarios que llenaban las redes sociales acerca de su matrimonio, algunos de ellos demasiado impactantes, y quedó preocupada de que sus hijos pudieran leerlos. Adoran a su padre.

El matrimonio formado por David y Victoria Beckham es uno de los más sólidos y estables del panorama frívolo internacional, ya que han conseguido superar multitud de rumores y polémicas que han salido a la luz durante sus 13 años casados, y actualmente en apariencia siguen disfrutando de su éxito tanto profesional como personal junto a sus cuatro hijos, Brooklyn, Romeo, Cruz y Harper Seven.

Victoria parece muy cansada pero haber superado los ambiguos rumores sobre supuestas infidelidades de su marido, que suscitan tanta expectación en los medios, y aunque en general la mayoría siempre resultan ser falsos, la diseñadora también sufre.

 El matrimonio Beckham no  ha atravesado grandes crisis, y siguen aparentemente ajenos a toda la polémica, sin hacer declaraciones al respecto, y volcados en su familia y en sus respectivas carreras profesionales.

 

 

 

 


Sobre esta noticia

Autor:
Diasporaweb (1875 noticias)
Visitas:
9656
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.