Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Lucia Aragón escriba una noticia?

Y después de la Cumbre del G20 en Toronto

29/06/2010 01:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Por Lucía Aragón

Canadá recibió del 25 al 27 de junio, la cumbre de los países industrializados del G8 y de los países industrializados y emergentes del G20. Su objetivo: Fortalecer la cooperación internacional en el momento en que hay más incertidumbre en la recuperación de la economía mundial. Las preocupaciones están a la orden del día: desempleo, aumento de la deuda pública, reforma del sistema financiero... etc, etc.

El G8 reagrupa a 4 países europeos: Alemania, Francia, Gran Bretaña e Italia, así como Canadá, Estados Unidos, Japón y Rusia.

Logo del G20 y G8 en Toronto

Pero no siempre fue G8, anteriormente se creó el G7 a partir de la crisis de los años 30. Cada país le hizo frente devaluando su propia moneda, así el trabajo producido en su territorio era menos caro que el del vecino, luego tenían más clientes. Fue una guerra de monedas.

Después de la Segunda Guerra Mundial, los países más fuertes encabezados por Estados Unidos y Gran Bretaña, quisieron evitar que pasara de nuevo. Crearon el Sistema Monetario Internacional. Funcionó hasta principios de los años 70, época en la cual los Estados Unidos decidieron dejarlo porque necesitaban devaluar el dólar para ganar competitividad.

Los europeos no dejarían fluctuar los tipos de cambio, querían coordinar las políticas económicas. En 1975, el presidente francés Valéry Giscard d'Estaing y el canciller alemán Helmut Schmidt tuvieron la idea de reagrupar, una vez al año y de manera informal, a los grandes lideres mundiales para discutir sus políticas económicas. Así nació el G7, los siete países más industrializados del planeta.

Año tras año, las reuniones se volvieron cada vez más formales. En los años 80, se convirtió en un fenómeno mediático donde los Estados Unidos eran y son el actor dominante. Los temas se han ampliado, además de los tipos de cambio, comenzó a ocuparse de todos los temas macroeconómicos: déficit presupuestario, empleo, desempleo, inestabilidad financiera… los expertos, conocidos como los "sherpas" se encuentran al lado de los jefes de estado.

G20

Todo esto se mantuvo hasta finales de los 90, cuando hubo una gran crisis financiera en Asia, casi se duplicó por el colapso de un fondo de cobertura de EE.UU. Todo el mundo pensó que esta crisis haría explotar el sistema bancario internacional. Así se dieron cuenta que no era suficiente reunirse con los países ricos e industrializados, los riesgos venían también de los países emergentes.

En 1999, se amplió el G7 para crear el G20, que incluye a todos los países emergentes. Pero no se reunieron periódicamente, sino hasta la crisis del subprime en 2008. Se organizó en Washington en noviembre de 2008, una reunión que sentó las bases de la regulación financiera mundial. En abril de 2009, el G20 en Londres muestra un cambio, orquestado por el primer ministro británico Gordon Brown, las grandes naciones tratan de demostrar que se han apoderado de los mercados, las finanzas y en la actualidad aplicar normas más rigurosas.

La de septiembre de 2009 en Pittsburgh confirma los principios reguladores fuertes y políticas más específicas y concretas. La de Canadá 2010 acuerda una reducción del déficit público combinado con crecimiento. Una contradicción deliberada en el comunicado final del foro mundial para conservar el consenso. Se asumió la propuesta canadiense; objetivos alcanzables para Europa y más duros para Estados Unidos. Los bancos, intactos. El sector financiero queda pendiente. Los países abordarán en los próximos meses una profunda reforma al sistema bancario, para dotarlo de más transparencia, más solidez y responsabilidad, decisiones que se tomarán seguramente en Seúl en noviembre.

El G20 se avoca exclusivamente a la cuestión financiera y los bancos, pero se olvidan del medio ambiente y la creación de empleos, etc. Las manifestaciones van de la mano de las reuniones, Toronto no fue la excepción. Coches patrulla ardiendo, escaparates hechos añicos, mobiliario urbano destrozado y 500 detenidos por vandalismo. Varias decenas de personas resultaron heridas, incluso policías. Y eso que el gobierno canadiense se gastó más de $1000 millones de dólares en el dispositivo de seguridad.

El G20 comprende al G8, la Unión Europea más los países "emergentes": Sudáfrica, Arabia Saudita, Argentina, Australia, Brasil, China, Corea del Sur, India, Indonesia, México y Turquía.


Sobre esta noticia

Autor:
Lucia Aragón (1039 noticias)
Fuente:
deorienteaoccidente.wordpress.com
Visitas:
4224
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.