Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Tendenciera escriba una noticia?

Cuando la ropa habla de amor..

03/11/2010 18:05 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Este post viene siendo postergado a raíz de varias cosas que van surgiendo a diario y que exigen celeridad en la publicación, porque algunos eventos o lanzamientos de temporada caducan rápidamente, y si mi objetivo es brindarles la información lo antes posible, debo estar al día con lo que sucede, verdad? Así que a veces tengo en carpeta cosas para compartir con ustedes que deben esperar un poco más para ver la luz. Como les decía, tenía en mente escribir sobre una obra de teatro a la que asistí hace unas semanas acompañada de mi cuñada Andrea y dos de mis sobrinas, Valen y Leti. Se trata de "Amor, dolor y qué me pongo", una comedia de Nora y Delia Ephron que se presenta en el Teatro Tabarís de Buenos Aires. Seguramente algo ya han escuchado sobre la misma, o han leído las críticas en los diarios y portales; de manera que lo que yo escriba aquí no pretende ni originalidad ni revelar misterio alguno, sino más bien contarles qué me disparó la obra, qué cosas me resultaron interesantes y por qué no, con qué sensación me quedé.

La puesta en escena cuenta con sólo cinco sillas, un perchero con dibujos de prendas, algunas proyecciones en la pantalla del fondo, y la presencia gigante de las cinco actrices elegidas para llevar adelante este raconto de historias. En la obra se enlazan recuerdos y anécdotas vinculadas a la ropa y la memoria emotiva que se nos dispara con algunas de ellas. Cecilia Roth, Leonor Manso, Jorgelina Aruzzi, Ana Katz -en la función que vimos fue reemplazada- y Mercedes Scápola le ponen el cuerpo a este grupo de mujeres, bajo la dirección de Mercedes Morán -quién también adaptó el guión junto con Fidel Scalvo-.

Así, la figura de Emma, encarnada por Leonor Manso va haciendo un recorrido por su vida a partir de distintas prendas que marcaron los momentos más importantes; desde los trajecitos de la infancia hasta las prendas más sofisticadas de su vida adulta; desde la alegría ante el primer vestido comprado, hasta la falda con la que tuvo su primera noche de amor... Y en medio de su relato se cuelan historias, otras historias de mujeres. La relación madre-hija siempre está presente y demuestra cuánto nos influye la mirada materna; las amigas cómplices, las competitivas; las de dudoso gusto estético que aman prendas imposibles; las que luchan por entrar en los jeans de talles diminutos; las que enfrentaron enfermedades, las que gozaron y sufrieron... Y como una trama invisible, las prendas... La ropa... Imposible no identificarse con algún pasaje. De cada anécdota hay algo que nos recuerda a nosotras mismas, a nuestras propias vivencias, y ahí descubrimos que el universo femenino es un mundo compartido por mujeres de todas partes y edades, es un espacio en común que nos identifica y reconoce como género.

Más sobre

En principio pensé subir algunas fotos de prendas que me remitieran a lo visto en la obra, pero eso lo hizo, y muy bien Stella en su blog, así que no voy a copiarle la idea. Sólo les diré que como todas, tengo mis favoritas: los pañuelos de seda -un clásico en mí al que ya se acostumbraron-, el pantalón negro que suelo lucir en ciertos eventos, los zapatos negros de taco alto que me hacen ver más elegante -cosa que amore festeja mucho- y las carteras... Todas ellas son especiales... Si de cariño se trata, debo reconocer que me cuesta desprenderme de ciertas prendas que me acompañaron por mucho tiempo; pero como la energía debe circular, suelo regalar bolsas de ropa cada vez que ordeno el placard, ya que lo que no lucí por un par de temporadas, no tiene sentido que permanezca allí, verdad? Total, los recuerdos quedan, son parte de mi vida más allá del objeto en sí...

Con respecto a la obra, les digo que me gustó. Puede que alguien vaya con más expectativa y salga desilusionada -de hecho a algunas amigas les pasó-, pero si tenemos en cuenta que es una obra que invita a la mirada cómplice, al código compartido entre mujeres, y a recrear escenas de nuestras vidas cotidianas, entoces se disfruta más... Nosotras nos reimos y emocionamos, así que fue una grata experiencia...

Y como broche les cuento que días atrás me llegó la siguiente información: "En www.skip.com.ar hay cientos de historias de prendas de mujeres. ¿Ya contaste la tuya? ¿Cuál es tu historia? Hallazgos inesperados, las que ya son una herencia de familia y pasan de generación en generación, de madre a hija, de abuela a nieta. Las que son la vedette del guardarropa, portadora de un glamour especial que te hace brillar. Aquellas que son imposibles de usar pero se siguen queriendo como el primer día. Esas prendas que te prestaron y no pudiste devolver y las que no prestarías nunca por miedo a perderlas. Las únicas e irrepetibles. Las que te acompañan siempre. Compartí el valor de tu guardaropa, contá tu propia historia, y podés ganar entradas para la obra "Amor, Dolor y qué me pongo" en el Teatro Tabarís". Si les gusta la idea, si se animan y quieren probar a ver si ganan las entradas, pasen por el sitio y participen... Pero antes cuénten acá qué les pareció lo que les comenté de la obra o cualquier cosa que deseen compartir en este que también es su espacio... Aguardo sus palabras, como siempre... Buen fin de semana:>


Sobre esta noticia

Autor:
Tendenciera (395 noticias)
Fuente:
tendenciera.blogspot.com
Visitas:
7581
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Empresas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.