Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ordos escriba una noticia?

Coronavirus y Estado

13/03/2020 19:11 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

“Los individuos son incapaces de actuar por su cuenta --no saben tomar decisiones-- por eso el Estado cobra impuestos para actuar por ellos con arreglo a lo recaudado.” Texto de un Twittero español, en plena crisis del coronavirus

 

La discusión se centra en quién debe tomar las decisiones sobre la salud individual ante una pandemia, cuando las pandemias y las epidemias afectan al conjunto de la sociedad y la respuesta ha de ser inequívoca: Es una cuestión de Estado.

Por consiguiente es esta respuesta la que determina todo lo demás.

Las medidas que tome un Estado (sea el que sea), pueden ser discutibles, acertadas o equivocadas, (como siempre), pero las debe tomar el Estado. Otra cosa --también discutible-- son las decisiones que tomen los individuos en este contexto, el de las epidemias y las pandemias.

Las epidemias y las pandemias, crean un estado psicológico similar al de las guerras, que induce a comportamientos cercanos al pánico, generados por el temor a lo desconocido.

Las primeras reacciones de las masas conducen a la creación de especulaciones catastrofistas y a la paranoia de las conspiraciones que algunas veces se acercan a la ciencia ficción, pero también es cierto de la realidad es lo más parecido a la ciencia ficción.

Así se explica que alguien atribuya el virus a un ataque de los EE.UU. en uno de sus muchos ejercicios de experimentación de la guerra química, algo nada nuevo y que se ha repetido en otras ocasiones, pero que esta vez suena más creíble después del inicio de la guerra comercial declarada por el Tío Sam al Tío Xi a cuenta de Huawei y sus patentes 5G.

Esta especulación es una respuesta a las acusaciones que en su día difundieron en las redes sociales que propagaron el bulo de que el coronavirus fue liberado por un laboratorio chino de armas biológicas situado a las a fueras de Wuhan.

No hay ninguna prueba de ello, tal como sucediera en el caso de las armas químicas de Irak, pero el senador norteamericano Tom Cotton llegó a mencionarlo en el Congreso norteamericano.

Tom Cotton fue aquel que dijo que: ..El peligro que supone Irán, superior según él al de Corea del Norte, solo podría disiparse con “una campaña naval y aérea de bombardeos contra su infraestructura nuclear”, infraestructura nuclear que no existía, como no existían las armas químicas.

El Estado es la organización en la que delegamos los ciudadanos nuestra seguridad, igual que delegamos nuestra salud en la medicina

Pero lo que cambia el coronavirus son sus consecuencias en el escenario internacional, es decir… la geopolítica.

Es curioso, llama la atención, que los llamados coronavirus humanos hayan resurgido de forma catastrófica en los lugares más dispares del planeta con resultados muy similares hasta la aparición del coronavirus de Wuhan identificado como SAR-Cov-2.

Su anterior pariente el MERS-Cov, originado en Oriente Medio, había afectado a 2.468 personas y se cobró 851 muertes.

Pero lo más curioso del caso es que estos virus se pueden reproducir de forma sintética en laboratorio, tal como nos cuenta el MIT Massachusetts Institute of Technology. (ver enlace)

Las empresas que producen moléculas de ADN por encargo, como Integrated DNA Technology, Twist Bioscience y Atum, hacen posible la increíble capacidad de "poner en marcha" los virus a partir de sus instrucciones genéticas. Al encargar los genes adecuados, que cuestan unos pocos miles de euros, y unirlos para crear una copia del genoma del coronavirus, este material genético puede inyectarse en células para 'dar vida' al virus.

La posibilidad de crear un virus letal a partir de su ADN, creado por encargo y recibido por correo, fue descubierta hace 20 años. Pero la preocupación por el bioterrorismo es tal, que estas compañías controlan con mucho cuidado quién encarga qué genes. Pero también representa una importante estrategia para responder a un brote repentino, ya que los virus sintéticos ofrecen a los investigadores poderosas maneras de estudiar posibles tratamientos y vacunas y entender cómo las mutaciones pueden volverlos más peligrosos.

Estamos pues ante una realidad que sólo es posible controlar desde el Estado, estamos expuestos a que cualquier laboratorio cree o fabrique por encargo cualquier coronavirus, para cualquier cliente que pueda pagarlo.

Por eso mismo: Los individuos deben ser capaces de actuar por su cuenta --deben saber tomar decisiones—para que el Estado al que pagan sus impuestos pueda actuar por ellos con responsabilidad.

 

@ordosgonzalo

 

 

gonzalo   alvarez-lago   garcia-teixeiro


Sobre esta noticia

Autor:
Ordos (1320 noticias)
Visitas:
4168
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.