Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Alfapc escriba una noticia?

Contador vs. Armstrong

12/07/2009 16:41 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Las relaciones entre ambos no son fluidas, pero para su director deportivo la situación de carrera es la ideal

Lance Armstrong desciende por la escalera de servicio hasta el comedor del hotel para desayunar. Va acompañado de sus guardaespaldas personales. En la recepción, algo más de una veintena de aficionados esperan a los corredores. Se abren las puertas del ascensor y aparece Alberto Contador, sorprendido por el recibimiento. Se le echan encima. Pasa como puede.

Contador vigila la espalda de su rival y compañero, Lance Armstrong. La desconfianza entre ambos es total

Después del desayuno, Armstrong desaparece por donde ha venido. Nada de autógrafos. El escalador de Pinto mantiene una larga sobremesa con los dos directores deportivos del equipo. Cuando regresa a su habitación, otro baño de multitudes. Le gritan: ¡Contador, la afición está contigo!. Clava los ojos en el suelo. Sabe que en la única etapa que tenía marcada en los Pirineos, no consiguió la ventaja que quería para dejar zanjadas las dudas sobre Armstrong y sentenciar a sus rivales en la primera semana. ¿Una locura? La estrategia de su equipo le frenó. El terreno de juego de este Tour no le va a ofrecer demasiadas oportunidades por lo que debe de aprovecharlas todas.

Los Pirineos se han terminado. Ayer subió el col d’Agnès silbando, pegado a la rueda de un Andy Schleck que se retorcía sin conseguir nada. Y luego, entre cinco corredores de Astana. Ese puerto, duro de verdad, estaba a 45 Km. de la llegada. El Tourmalet está hoy a 70 Km. de la llegada a Tarbes. Tampoco sirve. Después de Arcalis Contador ya no va a tener una nueva oportunidad hasta dentro de siete días, en Verbier. Le Grand Bornand y el Mont Ventoux completará un terreno de juego raquítico para un corredor que necesita máxima dureza para demostrar su supremacía.

Punto 1. Cuando el ganador del Tour 2007 se fue a reconocer las cuestas de Arcalis, lo primero que preguntó fue donde había atacado el alemán Jan Ullrich para ganar en el 97. Llegó a la concclusión de que tenía que lanzar su ofensiva a 5 Km. Pero a esa distancia consultó con su director deportivo, Johan Bruyneel y este le dijo que esperara a que se produjeran ataques. Mientras, Astana siguió marcando el ritmo.

Punto 2. Bruyneel quería mantener la situación ideal con la que sueña cualquier técnico: Dos candidatos al triunfo final, juntos. Máximas posibilidades. Si Contador hubiera atacado a 5 Km. probablemente habría obtenido más diferencia sobre sus adversarios, pero también sobre Armstrong. Pero esa diferencia habría sido a costa de un importante desgaste por el viento frontal.

Punto 3. El director de Astana prefería que Contador no se vistiera de líder en los Pirineos y que fuera Nocentini, ya que de esta forma contaba con un equipo, Ag2R, como aliado en etapas peligrosas como la de ayer, con puertos intermedios que permitían ataques desde lejos. Por eso ayer, cuando el italiano se vio apurado en Agnès, en Astana no movieron un músculo para vestir a Contador de amarillo.

Punto 4. El trasfondo del equipo. Las relaciones de Astana con Bruyneel son distantes por el enfrentamiento con Alexander Vinokourov. Su futuro es incierto. Si Armstrong termina en el podio se convertirá en un héroe que le permitirá impulsar su proyecto de equipo basado en Livestrong y una serie de patrocinadores satélite para la próxima temporada. Bruyneel encajaría en este equipo. Si Armstrong se hunde, se hunde su proyecto. Contador representa el futuro, aunque su contrato es con Astana. También ha recibido una sólida oferta de Caisse d’Epargne.

Pero el de Pinto, lo primero que tiene que hacer es ganar. Y para ello debe saber distinguir entre los consejos profesionales y los interesados. Siguiendo la pauta de Bruyneel, Andy Schleck está a 1’43, Sastre a 2’52 y Evans a 3’07, pero Armstrong sigue a su lado, a sólo 2”. Como dicen en las series de televisión, ‘to be continued’...


Sobre esta noticia

Autor:
Alfapc (799 noticias)
Visitas:
7865
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.