Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Edukame escriba una noticia?

Consulta: ha empezado la guardería y no quiere separarse de su madre

15/02/2011 13:25 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Pilar consulta:

Mi hijo de 2 años ha empezado a ir a la guardería. Todo el mundo me dice que según van pasando los días va ir a mejor, pero el mío va a peor, no le gusta a ir y luego cuando viene no quiere separarse de mí (y eso que antes de ir a la guardería por las mañanas estaba con los abuelos, no conmigo). Las noches se están convirtiendo en un infierno tampoco quiere dormir solo. Sé que es cuestión de tiempo pero no se qué decirle para tranquilizarle. Intento animarme y yo delante de él no estoy preocupada pero ya no se que palabras utilizar.

Pilar tu hijo lo que necesita es saber que estás a su lado y que no te va a perder. Está sufriendo la "separación de mamá". Ir a la guardería no es lo mismo que estar con los abuelos. Para tu peque la guardería es un lugar extraño, donde no encuentra ningún punto de unión con su papá, con su mamá, con su casa. Tu hijo es muy pequeño y tiene miedo a que mamá lo abandone (él no sabe que nunca lo harás..). Por eso cuando sale de la guardería no quiere separarse de ti en ningún momento, ni tan siquiera por las noches. Con su conducta te está mostrando su miedo a perderte.

Consulta: ha empezado la guardería y no quiere separarse de su madre

No necesita que le expliques cosas para que te entienda, sino que se las muestres con tu actitud amorosa, con abrazos, mimos y toda tu atención cuando estés con él.

Si interpretas esta conducta de tu hijo de"mamitis" o de "caprichosa" la estarás juzgando desde la exigencia y entonces te parecerá que tanto mimo será consentirlo y malcriarlo. Puedes pensar "si lo dejo dormir en mi cama ahora ¿Luego que pasará? ¿Cómo lo paso a la suya? ¡Luego va a ser peor!"."Si no freno este enganche conmigo a todas horas... se va a enmadrar y no se va a querer separarse de mi jamás!".

Esta manera de pensar hace que se actúe con el peque de tal forma que no se atienda su verdadera necesidad en estos momentos (¡que es totalmente emocional!). Si el peque no recibe la atención y cuidado necesarios para que él pueda ir convirtiendo su miedo en seguridad, esta etapa se vive por el niño pequeño como una carencia de amor, de atención, de compresión que luego se manifiesta en conductas muy caprichosas, rebeldes, inseguras, lloronas, contestonas, etc.

Cuando tu hijo se sienta lleno de confianza que mamá lo quiere, no lo abandona su miedo irá desapareciendo y tú misma te irás dando cuenta porque su conducta será otra. Eso sí, ármate de paciencia, organiza tus tareas sabiendo que tu peque estará muy pendiente de ti. Es el momento de hacer cosas juntos y de estar juntos (delega lo menos importante), incluso por las noches. Todo ello durante una temporada más o menos larga. La dedicación de ahora se traducirá en seguridad y autoestima en el mañana de tu peque.

¿Qué más puedes hacer?

- Comprender que tu hijo está sufriendo y que tú eres su mejor cura.

- Utiliza un objeto o juguete que le guste a tu hijo (o algo de la casa, o algo tuyo...) y que se lo lleve a la guardería. Aunque luego en la clase no se lo dejen usar (y se lo guarden en su cartera), será suficiente para que él se sienta que se lleva consigo algo de su casa y le sirva de punto de unión entre su familia y la guardería. ¡Le hará sentirse menos solo porque le acompaña algo de mamá o un juguete de su casa!

- Cuando te despidas de él le dices "mamá te vendrá a buscar, no me voy a olvidar" y puedes usar el recurso de la cajita mágica llena de besos que expliqué en otra consulta (el amor es lo ideal para restaurar su alma).

Este periodo de adaptación a la guardería se suele pasar al cabo de un mes, o dos, o tres, o cuatro, etc (cada niño y familia son únicos en este sentido). Pero lo más importante es cómo se ayuda al peque a superar su primera "separación" para que le ayude a madurar sintiéndose querido, respetado, validado que se traducirá a la larga en seguridad, autoestima y autonomía.


Sobre esta noticia

Autor:
Edukame (167 noticias)
Fuente:
edukame.com
Visitas:
4641
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.