Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Manuel Krauns escriba una noticia?

Cómo blanquear la piel

26/11/2009 09:50 1 Comentarios Lectura: ( palabras)

Abrimos para ti el mundo de los blanqueadores cosméticos, imprescindibles si lo que deseas es blanquear tu piel..

La coloración de la piel está dada por diversos factores que incluyen la raza, y por lo tanto contenido de melanina, el sexo, el espesor de la epidermis, la hemoglobina de la sangre, otros pigmentos menores como los carotenoides, y la época del año.

Los melanocitos se producen en la membrana basal de la epidermis; la luz solar los estimula a dividirse y producir mas melanina. La melanina se sintetiza mediante la acción de la enzima tirosinasa y a partir de la tirosina.

Los blanqueadores cosméticos disminuyen la producción de melanina y corrigen las discromías. Pueden actuar bloqueando la radiación solar, impidiendo la formación de radicales libres, inhibiendo la síntesis de tirosinasa (necesaria para la síntesis de melanina), o inhibiendo su acción, interrumpiendo intermediarios o precursores de la melanina, con citotoxicidad sobre el melanocito, reduciendo la melanina formada, etc., etc.

Según su mecanismo de acción tendremos principios activos que:

-Bloquean la radiación UV: protectores solares.

-Bloquean los radicales libres: antioxidantes ( Vit. C).

-Inhiben la síntesis de tirosinasa: glucosamina, galactosamina.

-Inhiben la acción de la tirosinasa: hidroquinona, ácido kójico, arbutina, uva ursi.

-Bloquea la entrada de hierro y cobre en la formación de melanina; ácido fítico

-Eliminan la melanina de la piel: ácido azelaico, alfahidroxiácidos, ácido retinoico.

Utilizando estos activos solos o en fórmulas combinadas durante la temporada invernal, lograremos aclarar manchas superficiales.

Te recordamos que es fundamental acompañar todo tratamiento despigmentante de adecuada protección solar.

Ojos cansados: Ojeras

Las ojeras son una coloración amoratada que se presenta los párpados inferiores mayormente acompañada por edema Desde el punto de vista estético, dan la impresión de cansancio, envejecimiento o mirada triste.

La microcirculación sanguínea y linfática en los párpados es muy frágil y fina. Es usual que ocurra trasvasación de sangre y existen sistemas enzimáticos que la metabolizan y eliminan. Al igual que en los hematomas, la hemoglobina de la sangre se va degradando en distintos compuestos tomando colores violáceos, verdes, amarronados, ocres. La delgada piel del párpado no es capaz de cubrir este proceso.

Bolsas

Son otra imperfección del rostro que entristece y envejece la mirada. Se producen por la acumulación de grasa en el globo ocular, especialmente en el párpado inferior. Todo ser humano posee pequeños depósitos de grasa en la piel que rodea a los ojos, cuya función consiste en servir como amortiguador del globo ocular.

Existe un tipo de ojeras que se presentan en los fototipos cutáneos más oscuros causadas por hiperproducción de melanina

Hay personas en las que estos compartimientos sobresalen notoriamente, ya que los ligamentos encargados de proporcionar firmeza a la zona (órbito-palpebrales) se distienden por predisposición genética (herencia).

A medida que pasa el tiempo, el músculo que rodea el ojo y que contenía la grasa acumulada en el párpado inferior, se debilita y hace que las bolsas sean más profundas. También puede ocurrir que por este exceso de grasa el músculo se hernie, se abulte y de origen a bolsas excesivas.

Otras pigmentaciones perioculares

Normalmente los párpados son discretamente más pigmentados que el resto de la piel del rostro. En algunos individuos el pigmento melánico se muestra evidente en forma de anillos concéntricos perioculares, característica ligada a la genética.

Existe un tipo de ojeras que se presentan en los fototipos cutáneos más oscuros causadas por hiperproducción de melanina. En este caso se usan despigmentantes y exfoliantes suaves (uva ursi, ácido fítico, alfahidroxiácidos frutales de baja concentración, ácido azelaico, etc.) siempre recordando que esta zona es muy sensible y cualquier irritación puede causar más irritación en lugar de corregirla.

El tratamiento se debe basar en el uso de despigmentantes suaves, la descongestión de la zona palpebral, la movilización del hematoma, y el refuerzo de la pared capilar.

Despigmentación: utilizar activos como alfahidroxiácidos frutales, ácido fítico, ácido azelaico, ácido kójico, vitamina K, etc.

Descongestión: utilizar principios activos descongestivos (tilo, malva, caléndula, manzanilla, árnica, meliloto, etc.) y drenantes (cola de caballo, extractos ricos en cafeína).

Es de mucha utilidad aplicar compresas frías. Utilizar drenaje linfático: en éste tratamiento las cosmetólogas o cosmiatras realizan suaves maniobras descongestivas con el objetivo de estimular la circulación, logrando así la eliminación o reducción de líquidos que producen a hinchazón.

Movilización del hematoma: usar sustancias quelantes del hierro (ácido fítico) para acelerar el metabolismo de la hemoglobina.

Refuerzo de la pared capilar: El principio activo más utilizado es la vitamina K. También existen flavonoides de origen vegetal, especialmente cítricos, que reducen la permeabilidad capilar.

Es importante utilizar oligopeptidos y retinoides que refuerzan tejido conectivo de sostén y antioxidantes que lo protejan, para logra mayor contención del sistema capilar.

Hay que usar pantalla solar continuamente y anteojos de sol. El tratamiento se tiene que complementar con antioxidantes.

Los blanqueadores cosméticos disminuyen la producción de melanina y corrigen las discromías


Sobre esta noticia

Autor:
Manuel Krauns (165 noticias)
Visitas:
34958
Tipo:
Tutorial
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

tefi. (11/04/2010)

ni ablar