Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Los comisionados que redactaron el informe para depurar responsabilidades de la guerra están siendo amenazados

10/07/2009 12:24 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Los comisionados que redactaron el informe de la Comisión para la Verdad y la Reconciliación (TRC, por sus siglas en inglés), presentado el pasado martes, han declarado que están siendo amenazados, al tiempo que grupos de la sociedad civil han pedido que no se pase por el alto el resto de recomendaciones, en las que se pide se juzgue a 200 personas por su implicación en la guerra que arrasó el país durante 14 años y que se inhabilite a la actual presidenta liberiana.

El informe del TRC --un organismo independiente que se creó tras el acuerdo de paz de 2003-- también recomienda que la presidenta, Ellen Johnson Sirleaf, no pueda ejercer cargos públicos durante 30 años una vez que se agote su mandato presidencial en 2011 debido a su falta de arrepentimiento por su apoyo al ex presidente Charles Taylor, que ahora está siendo juzgado por crímenes de guerra, a finales de la década de los ochenta, como oposición al régimen del ex presidente Samuel Doe.

Taylor, de 61 años, se ha declarado no culpable de los once cargos de homicidio, violación, reclutamiento de niños soldado y esclavitud sexual durante la guerra civil de Sierra Leona, que causó más de 250.000 muertos y en la que los rebeldes contaron con el apoyo del entonces presidente liberiano.

Varios miembros del TRC han comenzado a recibir amenazas de muerte después de la publicación del informe, según declaró uno de sus comisarios a la agencia de noticias humanitarias de la ONU, IRIN.

"La mayor tragedia es la atención que este asunto está dando a los culpables de crímenes de guerra, pero el beneficio del TRC es dar a las víctimas una voz y dar a la sociedad una oportunidad para responder a sus necesidades", señaló un miembro del Centro Internacional para la Justicia Transicional (CIJT), Lizzie Goodfriend, cuya organización ayuda a los países a conseguir responsabilidad por atrocidades del pasado. "Nuestra mayor preocupación es que todo el informe está siendo escrutado por la controversia de los juicios", añadió.

El portavoz del TRC, James Keargoi, declaró a IRIN que "cualquier persona que lea el informe verá una lista exhaustiva de recomendaciones esenciales para construir la paz, como una revisión de las estructuras del Gobierno, un foro para la resolución de conflictos y reparaciones a las víctimas de un crimen, y todo esto no ha conseguido atención". También aseguró que el Gobierno debe crear de manera inmediata una comisión de Derechos Humanos que comience a implantar todas las recomendaciones del informe.

Más sobre

En una rueda de prensa dada hace unos días, siete antiguos señores de la guerra, la mayor parte de ellos firmantes del Acuerdo de Paz de 2003, declararon que el informe era "contrario a la paz", y aseguraron que dañaba al Gobierno democrático y la estabilidad en Liberia. También señalaron que no habían tenido una oportunidad de ver cara a cara a sus víctimas para disculparse y avanzar hacia la reconciliación.

"El TRC tuvo vistas públicas con todos los líderes de las facciones enfrentadas y se les preguntó por su papel en el conflicto, también tuvieron contacto con medios de comunicación y otros foros en los que pudieron asumir la responsabilidad de sus acciones, por lo que es incorrecto que no tuvieran la oportunidad de disculparse", aseguró Keargoi.

Keargoi también afirmó que mostrar arrepentimiento y aceptar la responsabilidad por los crímenes de guerra permitió a algunos rebeldes prominentes evadir la recomendación de ser juzgados.

AMENAZAS DE UN SENADOR

Las amenazas realizadas por el ex comandante del grupo rebelde Frente Patriótico Nacional Independiente de Liberia, Prince Johnson, que ahora es senador por el condado de Nimba, de que desestabilizaría el país si su nombre se mencionaba en el informe condujo a una reunión entre él y la embajadora estadounidense en el país, Linda Thomas Greenfield. Después de la reunión, clarificó que no pretendía promocionar la inestabilidad.

Después de los comentarios de los señores de la guerra, los grupos de la sociedad civil, activistas pro Derechos Humanos y diferentes líderes religiosos han pedido a los liberianos que dejen de infundir miedo y eviten las amenazas que van en contra del acuerdo de paz.

Los liberianos no quieren más inestabilidad, afirmó Keargoi. "Siempre hay una reacción violenta después de un informe sobre la verdad y la reconciliación", declaró. "Pero los liberianos están resueltos a seguir con sus vidas, no permitirán que nadie haga volver a su país a la guerra", aseguró.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
1556
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.