Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Aicrag escriba una noticia?

Ciudadanos se quita la máscara y se separa de Valls

17/06/2019 19:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El presidente del Banco Sabadell, Josep Oliu, es uno de los que gritaban desesperados la necesidad de un “Podemos de derechas”, y surge Ciudadanos, un partido neoliberal de la misma familia política que CDC, la derecha hoy independentista

Ciudadanos toma decisión de separase de Manuel Valls. Rompen su alianza y tendrán grupo propio en el Ayuntamiento de Barcelona. Las discrepancias son evidentes, la coherencia que Valls ha mostrado para facilitar la investidura de Ada Colau evitando así que el independentismo tome el Ayuntamiento, y sus críticas continuadas a Ciudadanos por sentarse con la extrema derecha, ha llevado a la ejecutiva del partido naranja a tomar esta decisión.

Con esta medida, el grupo que lidera Valls en el Ayuntamiento de Barcelona se queda sin representante en la reunión previa a la junta de portavoces que se está celebrando este lunes. Del grupo de BCN Canvi-Cs sólo han acudido a la reunión los que son miembros del partido, Paco Sierra y Mariluz Guilarte, y ninguno de los concejales independientes de la plataforma de Valls, el propio Valls, Celestino Corbacho y Eva Parera, por lo que se ha quedado sin representante en el encuentro. Esta es la democracia interna de Rivera.

Es evidente el giro a la derecha de Ciudadanos. La formación naranja prefiere unir sus fuerzas con el PP y con Vox allí donde la suma sea suficiente para gobernar. Con esta estrategia, Ciudadanos abandona definitivamente el centro político y busca situarse en el espacio conservador, dejando como antagonista al PSOE. Las críticas no se han hecho esperar en el país, incluyendo las de fundadores del partido como Francesc Carreras o Arcadi Espada. Pero Europa también se ha sumado a estas críticas, principalmente Francia.

Amélie de Montchalin, secretaria de Estado francesa para Asuntos Europeos, ha comentado el hecho de que los naranjas compartan el poder con Vox. “Hay mucha gente que considera que respecto a lo que era Ciudadanos al principio ahora está muy lejos de ese espíritu con el que se creó, que era un poco como En Marcha”.

Los cordones sanitarios en Europa a la ultraderecha, pero no a la izquierda moderada, dejan a Ciudadanos caminando en sentido contrario a la mayoría de sus socios europeos. La formación en la que está integrada Ciudadanos logró 107 escaños y sus vetos se limitaron únicamente a la derecha radical. Cuando Rivera llega a un acuerdo con el PP para gobernar en Andalucía con el apoyo de Vox, muchos dentro de la familia política europea se sintieron incómodos. Ya ese acuerdo hizo que muchos liberales se tragaran unos cuantos sapos.

La formación naranja prefiere unir sus fuerzas con el PP y con Vox allí donde la suma sea suficiente para gobernar

Además el veto de Rivera a Sánchez tampoco provocó ninguna alegría a los socios de Europa, más bien estupor e incomprensión. La inquietud con la que se siguen los movimientos de Ciudadanos por parte de sus socios europeos está bien representada en las palabras de Manuel Valls, por lo que visto lo sucedido hoy con él, Ciudadanos corre el riesgo de una escisión con los liberales por su pacto de ultraderecha con PP y Vox.

Ciudadanos es Albert Rivera, que empezó en la política, en las Nuevas Generaciones del Partdio Popular. Su affaire con el PP no es baladí. Es más bien un precedente a tener en cuenta en su formación ideológica. Rivera simpatizaba con el Partido Popular en plena Guerra de Irak, en el año de la reforma laboral o cuando las costas gallegas se llenaban de petróleo. Rivera coge el mando de Ciudadanos ocultando su pasado político. Lo hace a escondidas y con nocturnidad, ya que si se hubiera conocido no habría sido elegido por el grupo promotor comandado por Albert Boadella y Arcadi Espada. Rivera tiene una clara vocación, ser  un rival inclemente para todos aquellos que defendemos la justicia social.

Resumiendo, la gran mentira de nuestra política actual es Ciudadanos y por supuesto, su líder Albert Ribera. Es un partido lleno de lobos con piel de cordero. Han intentado ocultar su pasado e ir de algo que no son, desde ocultar sus colaboraciones con partidos nazis y falangistas a esconder de dónde sacan su financiación. El partido esta lleno de tránsfugas que abandonaron sus anteriores cargos en otros partidos políticos.

Pero, ¿por qué los medios, tan concienciados en aprovechar cualquier oportunidad para atacar a Podemos, no descubren a Ciudadanos? La respuesta es muy sencilla, sólo hay que ver quién financia a los medios, en su mayoría banqueros, como estamos viendo en las cloacas del periodismo. Es razonable pensar entonces, que un banquero prefiera que llegue al poder una formación política como la de Albert Rivera antes que la de Pablo iglesias.

Va siendo hora ya de desmontar a Ciudadanos y a Albert Rivera, la gran mentira,  y ya es hora también de que sepa toda la verdad.

 


Sobre esta noticia

Autor:
Aicrag (248 noticias)
Visitas:
3517
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.