Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Franciscoalcaide escriba una noticia?

Circo del Sol y Varekai

26/11/2010 19:34 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

imageDesde el 5 de noviembre hasta el 2 de enero pasa por Barcelona el Circo del Sol con su espectáculo Varekai, que significa "en cualquier lugar" en lengua romaní, la lengua de los gitanos, los eternos nómadas. Esta producción rinde homenaje al espíritu nómada, al alma y al arte de la tradición del circo así como a la infinita pasión de los que buscan el camino que lleva a Varekai.

El nacimiento del Circo del Sol, con sede en Québec (Canadá), se remonta a 1984 cuando Guy Laliberté (1959), un acordeonista y tragafuegos canadiense, puso los cimientos reclutando artistas ecallejeros. El proyecto estaba basado en una concepción original del circo tradicional en la que se daban cita junto a los ejercicios circenses, una combinación de vestuarios llamativos, juego de luces y vestuario mágicos, un fondo original de música  y una coreografía muy cuidada. Y todo ello sin contar con un animal.

La última vez que estuvieron en Madrid con su espectáculo Alegría charlamos para Executive Excellence con el Vicepresidente Mundial de Marketing de la compañía, Mario D´Amico, sobre su particular modelo de negocio que ha cautivado a mucha gente. Aquí dejo parte de la conversación.

FRANCISCO ALCAIDE: Cirque du Soleil ha pasado por muchos países y en todos la crítica ha sido unánime. ¿Qué explica este éxito?MARIO D´AMICO: Es una buena pregunta y si supiese la respuesta fundaría mi propia compañía de circo. Creo que son varios factores. Cuando el Circo del Sol comenzó a funcionar como organización en 1984 su misión era sencilla y complicada al mismo tiempo. Los fundadores se propusieron inventar una nueva forma de hacer arte basada en la combinación de diferentes formas artísticas. Se quedaron con la esencia del circo –los acróbatas, los payasos, etc– y añadieron nuevos elementos como la danza moderna, la coreografía, la iluminación o la puesta en escena. El mix de todos estos elementos dio como resultado una nueva concepción artística que ha tenido gran eco en todo el mundo. Tener la visión de creer que de la mezcla de diferentes disciplinas podría surgir una nueva modalidad artística fue la esencia, a la que el público ha dado su aprobación.

F. A.: Vds. venden excelencia, espectáculo y emoción. Ello les ha valido una imagen de marca envidiable, algo importante en un entorno tan competitivo como en el que vivimos; sin embargo, la presión de la excelencia es alta. ¿Cómo viven y gestionan la tensión de un show que vende excepcionalidad y que cualquier fallo puede volverse en contra?M. D.: La presión crece cada año. En los primeros años de la compañía, cuando sólo teníamos un espectáculo de tournée que duraba algo más de un año, los riesgos de fracaso eran altos, aunque las consecuencias de ese fracaso quizás no eran demasiado altas. En la actualidad, tenemos 13 espectáculos, 7 en tournée y 6 es localizaciones fijas, y 3.500 empleados en todo el mundo de los cuales 800 son artistas. Las consecuencias del fracaso son ahora mayores aunque al mismo tiempo somos mejores en lo que hacemos. Creo que sabemos cómo crear un espectáculo que guste al público. No obstante, en el mundo del espectáculo nunca se puede estar seguro del resultado de un nuevo show. El público es quien tiene la última palabra. Vivimos con una gran presión  a la que estamos acostumbrados y que nos ayuda a mejorar cada día.

F. A.: Vds. crean un personaje y no escatiman tiempo ni esfuerzos hasta que dan con la persona adecuada; y además su búsqueda es mundial, se va allí a dónde es necesario. Atraer y retener talento son dos de las claves más relevantes para triunfar. ¿Cómo consiguen seducir a un potencial artista para que se incorpore a la compañía y luego cómo consiguen retenerlo?M. D.: Nuestra mayor dificultad reside en encontrar talento. Tenemos un departamento de casting al que llamamos "buscadores de tesoros". Lo componen 60 personas y rastrean el mundo en buscan de artistas que quieran prolongar su carrera con el Cirque du Soleil. Visitamos las más importantes competiciones atléticas, ya sean de gimnasia o artísticas, así como otro tipo de eventos en muchos países. Hay otros potenciales candidatos a los que no tenemos la oportunidad de ver, ya que no somos omnipresentes, pero les invitamos a que envíen su CV a través de nuestra web mostrándonos sus habilidades y capacidad de actuar. Tenemos un banco de más de 10.000 artistas que intentamos mantener actualizado.

Una vez que encontramos el artista idóneo, le entrenamos. Las personas que llegan a nosotros cuentan con talento atlético. No enseñamos acrobacia. Les enseñamos a ser artistas con las cualidades y capacidades que ya tienen. Les entrenamos para actuar en el escenario, a mostrar emoción, a hacer un papel o a desempeñar un rol. Ésa es nuestra misión. Una vez que llegan a nosotros con sus talentos, les completamos.

En cuanto a la retención, no se emplea una política específica. Los motivas, los retas, les das papeles de mayor relevancia, y también se les proporcionan condiciones de vida muy favorables para asegurarnos que querrán firmar el contrato siguiente con el Cirque du Soleil. Por otro lado, al final del día, poner un gran público delante del artista es, en sí mismo, suficiente motivación para que hagan mejor su trabajo y continúen trabajando con nosotros.

F. A.: En Circo del Sol conviven personas de más de 40 países. La gestión de la diversidad es una de las áreas de mayor interés en las organizaciones. ¿Cómo manejan esa diversidad que si bien gestionada es muy enriquecedora pero que puede desembocar también en conflictos?M. D.: Creamos un entorno en el que los artistas se sientan cómodos con independencia de dónde vengan. Nuestro departamento creativo rodea a los artistas de personas que les sean útiles y les ayuden a integrarse en otra cultura. También les asignamos intérpretes que les aseguran la comunicación en su lengua nativa y la fluidez en la relación con los entrenadores y el resto de artistas. La clave está en facilitarles las cosas lo más posible para que puedan integrarse sin problemas. Les encontramos alojamiento en Montreal y nos ocupamos de todos los trámites de papeles, ya sean temas de inmigración, documentación oficial, pasaportes etc. Sabemos que los artistas son nuestra materia prima fundamental y tratamos que sean lo más felices posible.

F. A.: Uno de los mayores enemigos de la excelencia es el éxito que conduce en muchas ocasiones al acomodamiento. ¿Cómo se consigue mantener viva la llama de la ilusión y las ganas de seguir mejorando, aprendiendo y superarse?M. D.: Es una pregunta complicada. Existe una preocupación constante en el Cirque du Soleil por parte del equipo creativo. Un miedo que obliga a asegurarse que el nuevo espectáculo es mejor que el anterior. Ese miedo, cuando se gestiona adecuadamente, te ayuda a crear grandes cosas. Todos en el Cirque du Soleil somos conscientes de que siempre estamos a un paso del fracaso, aun habiendo tenido gran éxito en el pasado. El pasado no garantiza el futuro. La forma en la cual gestionamos esa preocupación y mantenemos un nivel de tensión adecuado y positivo que no se transforme en algo negativo, está basada en un delicado equilibrio del que son conscientes nuestros creadores y los gestores de los artistas.

F. A.: En organizaciones donde hay mucho "talento excepcional" se corre el peligro que los egos y los personalismos prevalezcan al equipo. Vds. contratan a los mejores. ¿Cómo gestionan ese talento para que no se vaya de las manos?M. D.: Ése es el trabajo de nuestros creativos y entrenadores en el Cirque du Soleil. Uno de los principios que se inculca a un artista desde su incorporación a la compañía es que cada espectáculo individual tiene un objetivo común: el éxito de la producción que se representa. No hay ningún individuo que tenga más importancia que otro. El logro individual está orientado al éxito colectivo. Ese concepto lo tratamos de transmitir al artista desde el inicio. La estrella del show es Cirque du Soleil y la creación o producción que se representa, no el artista individualmente.

F. A.: En el Circo del Sol los vínculos entre los artistas exceden las meras relaciones profesionales y llegan a lazos mucho más estrechos. ¿Cree que el mundo del trabajo es necesario algo más que meras relaciones profesionales y se pueden alcanzar lazos de amistad?M. D.: Ciertamente, sí, al menos en nuestro caso, y especialmente en los espectáculos itinerantes. En algunos espectáculos, los artistas están viajando años, como es el caso de Saltimbanco, que está de gira desde 1992. La forma en la cual se estructura una tournée consiste en que todos los artistas que la componen viven, salen, juegan y trabajan juntos. Tienen los mismos días libres así que van a los mismos sitios. El concepto de una tournée fomenta lazos que están por encima de los que pueden existir en una organización más convencional, donde podemos trabajar juntos de 9 a 5 pero después cada uno va a su casa para estar con la familia y los hijos. Pero si estás de gira con el Cirque du Soleil, cuando acaba el espectáculo o el entrenamiento, vuelves a tu familia, que es la familia del Cirque du Soleil. Continúas con el grupo de 50-80 artistas con quienes convives en un mismo hotel o comes en la misma cafetería. Esta relación crea lazos muchos más intensos e importantes que los típicos de una relación laboral habitual.

F. A.: Cuando algo tiene éxito inmediatamente la competencia intenta replicarlo. Por el momento no les ha salido ningún competidor como tal. ¿Qué lo explica?M. D.: Sí, es curioso. Tienes razón cuando dices que el éxito en el mundo de los negocios se imita instantáneamente. Obviamente, sí tenemos competencia. Hay circos que hacen lo mismo que nosotros siendo modernos y no teniendo animales. Uno está en Québec, llamado Cirque Eloise. Aunque es cierto que nadie tiene el tamaño y la internacionalización del Cirque du Soleil. Tal vez la causa resida en la visión del nuestro fundador. Desde el primer día, incluso cuando sólo era una pequeña compañía, tenía una visión global de lo que hoy día es el Cirque du Soleil. Esa visión fue el motor del circo y puede que eso no lo tengan otros circos. La visión del fundador podría ser el factor explicativo.

F. A.: Si el Circo del Sol es una organización excepcional sus empleados estarán "muy bien remunerados". ¿Qué factor juega la retribución como factor motivador?M. D.: Es obvio que el salario es parte de la ecuación pero no creo que sea lo único que motiva a un artista o a un empleado. Necesitamos ser competitivos con nuestros salarios y lo somos, especialmente en los espectáculos itinerantes. Sin embargo, creo que también es muy importante el crear un entorno donde el artista se siente capaz de expresar su arte. Creamos ese entorno y se da esa oportunidad. Si eres un gimnasta ruso de 22 años que sólo has vivido en tu pueblo y tus viajes se han limitado a asistir a competiciones, el Cirque du Soleil te da la posibilidad de alargar tu carrera 10-15 años en uno entorno con excelentes condiciones además poder ver mundo al mismo tiempo. Cubrimos unas 100 ciudades, y si eso es algo que quieres hacer como un artista para tu desarrollo profesional y personal, el Cirque du Soleil te lo ofrece.

F. A.: Cuéntenos algún "tropiezo" que hayan tenido en los últimos años y del que haya extraído una lección importante.M. D.: Hemos tenido pequeños contratiempos pero no tengo en mente ningún fracaso como espectáculo. No obstante, desde el punto de vista de marketing, os puedo ilustrar un caso que dice mucho de esta compañía. La primera vez que salió de las fronteras de Québec, en 1997, iba a Notario cerca de las Cataratas de Niágara. Dado que el público sería mayoritariamente anglosajón, se decidió cambiar el nombre del circo y llamarle Circus of the Sun, la traducción literal de Cirque du Soleil. Ese espectáculo fracasó. Las razones probablemente son muchas, pero la lección que se extrajo, desde el lado del marketing, es que al llamarnos Circus of the Sun nos convertimos en un producto que no se diferenciaba del resto de los circos, mientras que manteniendo el nombre original conservábamos mejor nuestra identidad. Nunca más lo hemos cambiado con independencia de donde vayamos.

Dejo un vídeo de uno de sus espectáculos y quien no lo haya visto nunca merece la pena asistir a uno:

image


Sobre esta noticia

Autor:
Franciscoalcaide (250 noticias)
Fuente:
franciscoalcaide.blogspot.com
Visitas:
7466
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.