Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Chile reduce a 17 años de cárcel la cadena perpetua dictada contra el jefe de los servicios secretos de Pinochet

09/07/2010 02:45 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La Corte Suprema de Chile rebajó este jueves a 17 años de cárcel la doble cadena perpetua impuesta anteriormente contra el líder de la policía secreta del general Augusto Pinochet, Manuel Contreras, por el asesinato del jefe de las Fuerzas Armadas de Salvador Allende, Carlos Prats, y de su esposa en 1974.

El tribunal cierra así una de las causas más simbólicas de las violaciones de Derechos Humanos cometidas en Chile durante la dictadura de Pinochet (1973-1990), aunque también rectifica la sentencia previa dictada contra Contreras --ex jefe operativo de la de la represiva Dirección de Inteligencia Nacional (DINA)--, y el brigadier Pedro Espinoza, quienes habían sido condenados en 2008 a doble cadena perpetua --una por cada asesinato-- en calidad de autores por el homicidio del matrimonio.

Ambos tendrán que cumplir 17 años de presidio en su grado máximo, sin posibilidad de medidas alternativas, y otros tres años y un día en condiciones de presidio menor por un delito de asociación ilícita, informó el diario chileno 'La Tercera'. No obstante, el octogenario Contreras cumple varias condenas por otros delitos, lo que le mantendrá en prisión el resto de su vida.

Otros tres ex oficiales de los servicios secretos de Pinochet han sido condenados a penas de 15 años en grado máximo como autores de la muerte de Prats y de su esposa, Sofía Cuthbert. Otros dos han sido sentenciados a 5 años de cárcel como cómplices del asesinato.

El general Carlos Prats fue asesinado por la DINA en la madrugada del 30 de septiembre de 1974, en el marco de la 'Operación Cóndor', después de que estallara una bomba colocada en su automóvil, un Fiat 125, en la ciudad de Buenos Aires, adonde había huido tras el golpe de Estado de 1973. Cuando sufrió el atentado, estaba acompañado por su esposa, que también falleció.

Prats había sido comandante en jefe del Ejército durante el gobierno de Eduardo Frei Montalva y luego ratificado en su cargo por Salvador Allende. Durante el gobierno de la Unidad Popular, además, ocupó los cargos de ministro del Interior, Defensa y Vicepresidente de la República.

REACCIONES A UNA SENTENCIA "HISTÓRICA"

La decisión judicial ha generado reacciones de los familiares, organismos públicos y partidos políticos del país. "Creo que la sentencia es el cumplimiento de un compromiso que se le hizo a mi madre y a sus hermanas de hacer Justicia", indicó uno de los nietos del matrimonio asesinado, Carlos Cuadrado, en declaraciones recogidas por 'La Tercera'.

"Se demuestra que hubo una planificación con recursos estatales, pasaportes oficiales, transporte de explosivos a través de organismos públicos... un atentado terrorista cometido en unión con los agentes de la DINA que operaban en Buenos Aires y que después fueron ascendidos por el Ejército", añadió.

"Lo que ha hecho la Corte Suprema es escribir una nueva página de la historia de Chile. La Corte Suprema con su fallo confirma que la dictadura militar, apoyada entusiastamente por los partidarios del actual gobierno, amparó y exportó el terrorismo de Estado, asesinando a un ex comandante en jefe del Ejército", dijo el jefe del Partido Socialista chileno en el Senado, Juan Pablo Letelier.

En un comunicado, el propio Ejército expresó su "repudia a todos los partícipes en este cobarde asesinato, especialmente a los militares que lo consumaron, más aún cuando su acto criminal tuvo como víctimas a un ex Comandante en Jefe, y también a su esposa".

El ministro de Justicia, Felipe Bulnes, destacó que finalmente se estableció "la verdad judicial" en una investigación que se había dilatado por décadas. "(Manifestamos) toda nuestra solidaridad con la familia del ex comandante Prats y su mujer y nuestra solidaridad no solamente por lo que vivieron, sino porque estuvieron buscando justicia por más de 30 años", dijo en rueda de prensa.

Más de 3.000 personas murieron por razones políticas y otras 28.000 fueron torturadas durante la dictadura militar de Pinochet, que murió en diciembre de 2006 sin ser juzgado por los crímenes cometidos por el Gobierno 'de facto' que lideraba.

"Queda claro para la historia que acá hubo una asociación ilícita para asesinar al general Prats porque según la DINA constituía el principal enemigo de la dictadura", dijo la senadora Isabel Allende, hija del ex presidente muerto y derrocado durante el asalto al Palacio de la Moneda en 1973. "Aquí hubo altísimos militares involucrados y es una lección de que el Ejército ha incorporado y debe incorporar de por vida. Por fin se hizo justicia", agregó.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
2084
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.