Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Hechizada escriba una noticia?

Chile honra a exiliados españoles que ofrecieron su aporte al país

12/09/2009 19:23 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El Gobierno de Chile dedicó hoy en Madrid un homenaje a la memoria de los exiliados de la Guerra Civil 1936-1939 que el poeta Pablo Neruda ayudó a viajar a su país

<a href="http://www.flickr.com/photos/17012490@N00/2860162295/" mce_href="http://www.flickr.com/photos/17012490@N00/2860162295/" target="_blank">Tomás Fano</a> via Flickr

El Gobierno de Chile dedicó hoy en Madrid un homenaje a la memoria de los exiliados de la Guerra Civil española 1936-1938 que el poeta Pablo Neruda ayudó a viajar a su país, como reconocimiento al aporte que todos ellos brindaron al país en todos los ámbitos.

Así lo expresó el embajador Chileno en España, Gonzalo Martner, en presencia de tres mujeres protagonistas de ese exilio Montserrat Julió, de 80 años; Elvira Magaña, de 96, y su hija Elena Castedo, esposa e hija de Leopoldo Castedo 1915-1999, historiador amigo de Neruda.

Durante el acto de homenaje, celebrado en la Casa de América, la agregada de Prensa de la legación chilena, Manola Robles, leyó una carta de la presidenta de Chile, Michelle Bachelet.

La conmemoración, según Bachellet, honra la memoria de los exiliados españoles a los que les debemos en parte la fisonomía que Chile ha llegado a tener hoy.

Los chilenos aprendimos de España para reencontrarnos también en la libertad después de nuestra propia tragedia, dice la presidenta en su misiva, en la que añade que reafirmar el valor de la vida humana exige defender siempre los derechos humanos y rechazar toda forma de arbitrariedad.

Al término de la guerra en 1939 con la derrota republicana, el poeta español escribió una carta a Neruda desde París contándole la mala situación que pasaba los exiliados españoles, por lo que Neruda pidió y recibió de lpresidente chileno Pedro Aguirre ayuda para llevar a cientos de españoles a Chile.

Neruda, nombrado entonces Cónsul Especial para la ayuda a los refugiados, consiguió que más de 2.300 españoles abordaran el barco Winnipeg, que hizo el viaje entre el puerto francés de Trompeloup-Pauillac, cerca de Burdeos y el chileno de Valparaiso entre el 4 de agosto y el 3 de septiembre de 1939, explicó efe.

La gente joven no tiene ni idea de lo que sufrieron los exiliados, y reclamó la necesidad de que esa historia sea estudiada en los colegios

El embajador Martner aseguró que el acto madrileño pretende agradecer el aporte que cerca de 2.400 españoles realizaron a Chile en todos los ámbitos de la vida nacional; en su cultura, en su diversidad editorial, en la plástica y en todo lo que significó engrandecer la cultura nacional chilena.

El embajador añadió que hay motivo de conmemoración adicional porque dijo la España democrática también fue refugio para quienes debieron abandonar chile en tiempos de el dictador, Agusto Pinochet.

Una de las viajeras del Winnipeg Elvira Magaña dijo a efe que después de la huida tremenda de España los exiliados hicieron el viaje hacia Chile entre la tristeza y la alegría; éramos todos tan jóvenes y en medio de la tristeza vivíamos una aventura, una aventura en medio de mucho calor y la escasez de agua.

Cuando está cerca de sus 97 años Magaña, doctora en filosofía y letras que trabajó también como periodista, recuerda el regreso a España después de la muerte de el dictador Francisco Franco en 1975.

Recuerdo que sentí mucha emoción, muchas cosas raras. Me parecía que me seguían, cuanta la anciana, y narra también un episodio en el que reprobó a unos guardias por molestar a unos jóvenes extranjeros que tomaban fotos en la Puerta del Sol, y cómo los agentes le dijeron cállese, señora o la llevamos a usted también.

Su hija la escritora Elena Castedo, lamentó el hecho de que en España la gente joven no tiene ni idea de los que sufrieron los exiliados y reclamó la necesidad de que esa historia sea estudiada en los colegios.

Hay que evitar que continúe ese antagonismo entre izquierda y derecha en España, aseguró la escritora, quien considera también que los archivos de la Memoria hay que abrirlos para investigar y averiguar lo que sucedió. Sin exagerar de un lado ni del otro, pero sin ocultar nada.

Como epílogo del acto conmemortivo en Casa de América, se presentó una adaptación reducida de la obra de teatro Winnipeg, el Confín de la Esperanza, del dramaturgo chileno Jorge Díaz.


Sobre esta noticia

Autor:
Hechizada (607 noticias)
Visitas:
13582
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.