Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Internacionales escriba una noticia?

Centran su atención Ahmadineyad y Mousavi en presidenciales iraníes

10/06/2009 06:38 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El presidente iraní Mahmud Ahmadineyad, conocido en Occidente por sus fuertes declaraciones contra Israel y el Holocauto, enfrentará el próximo viernes el reto del reformista Mir Hossein Mousavi en su camino a reelegirse en el cargo. Mousavi –de la minoría azerbaiyana y ex primer ministro de 1981 a 1989, en coincidencia con la guerra con Irak- busca el cargo junto con Mehdi Karroubi, ex líder parlamentario y Mohsen Rezai, ex comandate de los Guardias de la Revolución, además del actual mandatario. De acuerdo a sondeos previos, el político considerado reformista ha llegado a contar con el 54 por ciento de intención de voto, por lo que se estima que tiene posibilidades reales de triunfo ante Ahmadineyad, quien cuenta con el apoyo de la estructura oficial y religiosa. De acuerdo al rotativo Iran Daily, en Irán el padrón electoral está compuesto por 46 millones de ciudadanos, y según sondeos previos, alrededor de la mitad de ellos está dispuesto a acudir a las urnas. Karrubi también es considerado reformista, aunque no ha concitado el mismo apoyo del ex jefe de gobierno iraní, quien recibió el respaldo del ex presidente reformista Mohamed Jatamí, que buscaba regresar al puesto, de acuerdo a reportes de prensa internacional. Entre los tradicionalistas el candidato es el secretario general del influyente Consejo de Determinación y ex jefe del Cuerpo de Guardianes de la Revolución, Mohsen Rezai. La cuarteta de candidato representa menos del uno por ciento de los 475 candidatos que se registraron en principio, incluyendo a 42 mujeres. Mussavi, abierto al liberalismo económico, quiere relajar las tensiones con los países occidentales, luchar contra la fuerte alza de precios que vive Irán, así como aplicar políticas para crear empleo. También pretendería modificar la imagen "extremista" del país, denunciar el derroche del dinero público y revisar las leyes que frenan el desarrollo de las mujeres. Se estima que las autoridades van a "motivar" a la Guardia Revolucionaria, un cuerpo armado de élite defensor de los postulados islámicos, así como a los empleados del gobierno para votar por el presidente actual, según reportes de la BBC. Por su parte, Amnistía Internacional aseveró que la ciudadanía iraní sufrió censura durante la campaña electoral: las autoridades bloquearon el acceso a los sitios web de redes sociales como Facebook y, brevemente, de Twitter el pasado 23 de mayo. Esos sitios electrónicos han servido a los candidatos de oposición para difundir información en el marco de sus campañas, y ante la fuerza de las protestas, las autoridades desbloquearon el acceso a Facebook tres días más tarde. Sin embargo, durante la campaña electoral, a los cuatro candidatos se les ha dado igual acceso a los medios para sus transmisiones, debates, y videos de campaña, informó BBC. En la etapa final del proselitismo, el presidente Ahmadineyad mantuvo su perfil alto en la prensa, ahora con su anuncio de que si gana los comicios de este viernes, invitaría a un debate al jefe de la Casa Blanca, Barack Obama, en la Asamblea General de las Naciones Unidas. Ese debate, dijo el mandatario, sería para analizar los problemas globales y recabar soluciones a los mismos. El del viernes será un proceso que la prensa internacional seguirá con amplitud y detalle, pues de acuerdo a informes de la oficina de Prensa Extranjera del ministerio de Cultura, se han acreditado 429 periodistas de 44 países.

Más sobre

Sobre esta noticia

Autor:
Internacionales (44072 noticias)
Visitas:
1231
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.