Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Naturalezacantabrica escriba una noticia?

Los cazadores asturianos podrán matar lobos y los Parques Nacionales se convierten en reservas de caza

13/11/2014 14:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Hoy es un día negro para el medio ambiente. Desgraciadamente uno más, porque lo que empieza a ser raro es un día que no lo sea. Ayer salieron a la luz dos noticias, que aunque esperadas, no dejan de ser igual de dolorosas. En primer lugar, en Asturies se anunciaba lo que ya se venía venir desde hace tiempo, la absoluta dejación de funciones por parte del Gobierno asturiano respecto a la gestión ambiental y la cesión tácita de las mismas a los colectivos de cazadores, pescadores, ganaderos y lobbies empresariales.

Después de varios meses, el nuevo plan del lobo fue presentado ente la comisión de agricultura y aprobado con los votos de todos los grupos del arco parlamentario asturiano (PSOE, PP, IU, FAC y UpD). Este nuevo plan, que sustituirá al vigente desde 2002 y que tendrá una duración de 7 años, permitirá por primera vez que los cazadores particulares puedan matar lobos durante las cacerías, siempre que lo hagan "dentro de los controles poblacionales de la especie".

Tres de los lobos matados en una cacería ilegal en Cantabria en diciembre de 2013

Esta medida es prácticamente idéntica a la que ya se había empleado en Cantabria, que permitía cazar un lobo durante las cacerías de jabalí. Sólo hace falta hacer un pequeño ejercicio de memoria para recordar que en el marco de esas actuaciones se masacraron 6 ejemplares durante una cacería que se unieron a otros 3 abatidos una semana antes. Esas 11 muertes acabaron con una manada completa en los montes de San Glorio, que para más detalles se caracterizaba por depredar mayoritariamente sobre jabalíes y que no había producido daños en la cabaña ganadera de la zona. En esta cacería, que después de haber sido investigada por la Fiscalía ya está en manos del juez, y en la según parece participaron varias cargos políticos, funcionarios, amigos y parientes, se aprovechó el supuesto marco legal que le brindaba la legislación cántabra para justificar un acto ilegal.

La pregunta ante el nuevo plan del lobo es muy sencilla: ¿quién se encargará de controlar a los que van a controlar a los lobos? Solo hace falta fijarse en el caso de Cantabria para darse cuenta de que una medida de este tipo abrirá la puerta aún más a los casos de furtivismo, a la picaresca y a las escusas amparadas en la nueva situación legal del lobo. Si a los mal llamados controles poblacionales, que no se justifican según criterios científicos,

Lo más sorprendente del caso es que la consejerá de Agroganadería, sigue tratándonos como a idiotas, al tratar de convencernos de que el lobo sigue manteniendo su consideración de especie no cinegética, según ella " por razones de coherencia con nuestra legislación de caza y de eficacia en la consecución del gran objetivo de que el estado de conservación de la especie sea compatible con las ganaderías, de modo que la especie pueda llegar a ser un elemento al servicio del desarrollo rural, aceptada por la sociedad ". Resulta llamativo el hecho de que según la consejera la función de un depredador salvaje sea la de " ser un elemento al servicio del desarrollo rural ", y no sólo eso, sino que aumentar las matanzas sobre la especie pueda contribuir a que el lobo " pueda ser aceptado por la sociedad ". Aunque no resulte tan sorprendente si tenemos en cuenta el apoyo de dicha consejera al colectivo que defiende la extinción del lobo en el Parque Nacional de Picos de Europa.

Con este nuevo plan del lobo, el gobierno autonómico intenta satisfacer las demandas de dos colectivos, por una parte el de los ganaderos que exigen más matanzas y por otra las de los cazadores, que desde hace varios años vienen solicitando que matar lobos en Asturies no sólo sea "un privilegio" restringido a la guardería de Medio Rural.

Pero como os comentaba al principio, no solo la noticia del nuevo plan del lobo ha ensuciado aún más nuestro ya ennegrecido medio ambiente. Ayer mismo se conocía que el Senado había aprobado la propuesta del Gobierno español que permitirá cazar en los Parques Nacionales hasta el año 2020. Después de las anteriores propuestas, que ampliaban el uso turístico de estos espacios protegidos permitiendo actividades como la navegación o el vuelo sin motor, con esta nueva propuesta, los Parques Nacionales han perdido todo su significado, ya que según consta en la página del Ministerio de Medio Ambiente su principal objetivo es " asegurar la conservación de sus valores naturales " y "e n los que prima la "no intervención" y en los que el principio es permitir el libre devenir de los procesos naturales ".

Nueva propuesta para el logotipo de los Parques Nacionales españoles

Ante esta situación y teniendo en cuenta que los Parques Nacionales ya estaban completamente desvirtuados, al menos en Asturies, donde desde hace años se realizan matanzas de lobos, se abren pistas o se quema el monte, todo dentro de la legalidad, cabe preguntarse más que nunca si tienen sentido estas figuras de protección o sería mejor derogarlas para que no se conviertan en una manera de subvencionar actividades económicas que nada tienen que ver con la conservación y protección de la naturaleza.


Sobre esta noticia

Autor:
Naturalezacantabrica (576 noticias)
Fuente:
naturalezacantabrica.blogspot.com
Visitas:
1313
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.