Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Adonai Canals escriba una noticia?

Carol vs The Miseducation of Cameron post: cine lésbico desde otras perspectivas

23/09/2019 20:23 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

En esta página se ha referenciado en multitud de ocasiones cómo el cine puede hacer de reflejo a lo que en algunos casos, los espectadores no nos atrevemos a sacar fuera. La homosexualidad es otro ejemplo perfectamente aplicable. Aunque corren tiempos en los que algo tan humano debería estar normalizado, todavía se viven situaciones que parecen del siglo pasado. Por suerte, el cine como arte, es otra herramienta más que si se utiliza para educar, puede ser muy potente para ayudar a salir del armario. En la entrada de hoy, vamos a centrarnos precisamente en dos películas que reflejan de una manera muy diferente una misma temática: las relaciones entre personas del mismo sexo. Las películas seleccionadas son Carol (2016) y The Miseducation of Cameron Post (2018).

Carol

Esta película, dirigida por el reputado director Todd Haynes, es una muestra de cómo Hollywood intenta integrar cada vez más en sus películas temáticas un poco más comprometidas socialmente, como es el caso de la ganadora del Oscar en 2017 Moonlight . En este caso, la historia de Carol se centra en una relación entre la susodicha Carol , interpretada por Cate Blanchett, y Therese, con el magnético rostro de Rooney Mara. Ambientada en los EEUU de los años 50, dónde algo así era prácticamente impensable.De hecho, es un ejemplo perfecto de película académica rodada al estilo del cine de la época que retrata, Carol está rodada de una manera muy clásica, fiel a esos dramas de Douglas Sirk o Howard Hugues, es decir, contemporáneos a la época en la que se sitúa. Es curioso ver cómo un estilo tan clásico para retratar un tema tan actual es un contrapunto interesante.

La historia de Carol narra el enamoramiento de una mujer de la clase pudiente estadounidense y una chica trabajadora con talento para el arte, que pretende abrirse camino. Se podría decir que es una historia triste, porque se centra en todos los estigmas sociales y dificultades con las que se encontraban las personas LGTBI -en este caso, mujeres- por querer vivir en libertad o al menos, en coherencia con lo que son. Cate Blanchett -la Carol del título- es además de mujer lesbiana, madre de una niña, a la que su marido en proceso de divorcio, le pone las cosas difíciles para poder ver, alegando precisamente conducta inmoral. Todo un ejemplo de lo absurdo que resulta ese tipo de moral, que por desgracia, no está tan desaparecida.

imageCate Blanchett (izquierda) presentándose a Rooney Mara (derecha) En un bonito viaje en coche por los EEUU, las dos mujeres comparten una relación más íntima y sincera, de la que han podido tener hasta ese momento con un hombre. Eso es lo que hace que la historia de amor de Carol sea tan hermosa; la sinceridad y la elegancia con la que Todd Haynes consigue mostrar en pantalla todo lo que viven, incluso las relaciones sexuales entre ambas. Se nota que de verdad están enamoradas y que realmente es algo más que un capricho.

El tramo final de Carol tira más de dramatismo para terminar con la historia de amor entre las protagonistas de una forma muy coherente con el contexto social. A pesar de eso, el personaje de Blanchett demuestra amor sincero y una bonita evolución al no plegarse a los deseos de la sociedad (representados por su marido, interpretado por el infravalorado Kyle Chandler) al pedirle que renuncie -de manera sibilina, eso sí- a su orientación sexual si quiere ser madre. Una última muestra de valor en unos tiempos en los que algo así, era tan malo como ser tildado de comunista.

imageCate Blanchett a punto de besar a Rooney Mara en una escena de la película Carol (2016)

Aunque a grandes rasgos Carol es una película elegante con una historia interesante que contar, y las actrices están estupendas, se hace un poco difícil conectar. Esto puede deberse al estilizado estilo de película clásica americana, que la aleja un poco del espectador.Sin embargo, esto no le resta mérito a que en su momento, lograse colarse en los Oscar con hasta 6 nominaciones, 2 de ellas para las actrices protagonistas.

The Miseducation of Cameron Post

Las películas de adolescentes siempre tienden a conectar más con el público. Puede ser por la fácil identificación con los personajes, ya que la gran mayoría de espectadores han pasado por esa convulsa época. Si además, se le adhiere una trama dramática y un trauma sobre la orientación sexual de los personajes, tienes a gran parte del público en tu bolsillo. The Miseducation of Cameron Post es una película indie, dirigida por Desiree Akhavan (actriz de la serie Girls ), y ella misma se ha declarado bisexual. Es posible que esta sea una de las razones por las que esta historia está contada con tanto mimo y sensibilidad, ya que a pesar de tratar temas incómodos, no llega en ningún momento a regodearse o hacerlo todo demasiado dramático solo para hacer saltar la lágrima al espectador.

La película narra el momento en el que Cameron , la protagonista, es pillada en el coche teniendo sexo con su mejor amiga del instituto. Son descubiertas por su novio, lo que lleva a su tía -los padres de Cam fallecieron- a enviarla a un centro para adolescentes especializado en reconducir la orientación sexual de chicos y chicas homosexuales. Es necesario contextualizar que estamos a principios de los años 90, una época en la que el primer hit de Hollywood en atreverse a tratar el tema de la homosexualidad fue Philadelphia (1993).

imageChloë Grace Moretz en primer plano a la derecha, durante una escena de The Miseducation of Cameron Post (2018)

Chloë Grace Moretz (la Hit Girl de Kick-Ass , 2010) es la protagonista de la cinta, en un papel complejo pero del que sale más que airosa. Refleja claramente los vaivenes emocionales y la represión y posterior liberación del personaje con mucha naturalidad. Su rostro adolescente ayuda a que sea fácil vincularla con la edad que representa. Acompañada por un plantel de secundarios adolescentes muy conseguido, se narra el proceso de darse cuenta de quién es en realidad como persona, incluyendo sus preferencias sexuales.

Es una película que logra enganchar porque es muy humana. Cameron Post se ve que es una chica influenciable y vulnerable, como la gran mayoría de adolescentes, que solo quieren ser amados y comprendidos a toda costa, lo que incluye renunciar a quién eres o qué te gusta si lo crees necesario. Los responsables del centro adolescente se encargan, con la religión católica de por medio, de intentar reeducar a estos jóvenes, que según ellos están descarriados del camino de Dios.

The Miseducation of Cameron Post tiene un título bastante descriptivo, porque lo que se intenta es "deseducar" a la protagonista para que se sienta atraída por personas del sexo masculino. Esto es algo que la sociedad en ese momento se empeña en considerar normal y encajar a todo el mundo en el mismo barómetro. Por desgracia, es algo que aún hoy en día se intenta hacer con la orientación sexual y otras muchas cosas. Instituciones como la Iglesia Católica, todavía no terminan de ver natural algo tan humano.

El final de la cinta es liberador. Aún sin cerrar realmente la historia de Cameron , sí que cierra su proceso en el centro para adolescentes, permitiendo vislumbrar esperanza al liberarse de todo lo que la hacía dudar de sí misma. The Miseducation of Cameron Post muestra como de influenciables son los adolescentes, y en las manos equivocadas, pueden llegar a creerse los condicionamientos que la sociedad intenta imponerles. Lo más terrorífico es ver cómo algunas famílias aseguran estar haciéndolo por el bien de sus hijos, en nombre del amor.

Cine lésbicoPor suerte, cada vez más películas tocan el tema LGTBI. Todo esto contribuye a que se convierta en algo mainstream y esté normalizándose cada vez más este tipo de relaciones en una película para todos los públicos, sin los estigmas que hasta hace poco se les colocaba a estos personajes.

Los personajes LGTBI no tienen que ser una caricatura en las películas de ficción, debería ser un rasgo más como cualquier otro, sin condicionar su evolución. Incluso Netflix incluye en su catálogo, con bastante publicidad en su momento, cintas como Elisa y Marcela (2019).

Si te interesa este tipo de películas, puedes encontrar páginas como Lesbosfera, especializadas en películas que tratan relaciones lésbicas, donde puedes comprar películas para lesbianas, pero de interés para todo tipo de público.

Espero que el post haya servido para dar a conocer películas de esta temática que son interesantes y útiles para hacer visibile este tipo de cine, y no todo sea el clásico príncipe conoce princesa, tan caducado desde hace tiempo.


Sobre esta noticia

Autor:
Adonai Canals (32 noticias)
Fuente:
cinemocion.es
Visitas:
57
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios