Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Zeptem escriba una noticia?

Calendario de la IndyCar 2011

03/10/2010 10:22 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

De forma casi paralela a la Fórmula 1 hace unpar de semanas la IndyCar presentó el calendario de lo que vendrá a ser la temporada 2011, la cuarta tras la reunificación con la Champcar y la última antes de la introducción del nuevo paquete de chasis y motores que ya comentamos previamente en esta página. Una vez aclarado quién será el nuevo proveedor de chasis y las especificaciones del motor de los IndyCar para el 2012 a nadie se le escapa que el calendario es otra piedra de toque vital para conseguir el éxito o el fracaso del campeonato a medio plazo.

La creación de un calendario interesante y exitoso no es una labor fácil, como ya hemos comentado en alguna ocasión anterior la organización de la IndyCar debe mediar con cuestiones climatológicas, (no se puede hacer una carrera en Chicago en marzo), de distribución de mercados, contratos vigentes, (una de las grandes losas que pesan todavía desde antes de la reunificación y que poco a poco se va arreglando a medida que estos finalizan), distribución ecuánime de las carreras entre los distintos tipos de circuito, (esa dualidad óvalos-ruteros que no existe en Europa), y también ha de afrontar la competencia con la NASCAR por el disfrute de determinados circuitos, algo que como veremos ha influido notrablemente en el nuevo calendario.

La temporada 2011 de la IndyCar se iniciará una semana más tarde de lo que lo hizo este año y lo hará en un escenario tradicional como es el Gran Premio de St. Petersburg, en Florida, de hecho las cuatro primeras carreras del año apenas variarán, siendo la carrera de Sao Paulo la principal novedad al retrasarse su celebración hasta el primero de mayo, por detrás de las carreras de Alabama y Long Beach, (tal vez para evitar las lluvias torrenciales que pusieron en peligro esta espectacular carrera urbana el año pasado). A partir de ahí volveremos a enlazar con cuatro óvalos consecutivos, con la principal novedad de que en esta ocasión Indianapolis será el primer óvalo de la temporada, lo cual es bueno para los pilotos debutantes, puesto que el larguísimo periodo de entrenamientos de las 500 Millas, (que se alarga casi tres semanas), les permitirá tener una toma de contacto progresiva con este tipo de circuitos en lugar de tener que jugárselo todo en un fin de semana como ocurría en temporadas anteriores.

A pesar de los rumores que apuntaban a un posible recorte del tiempo dedicado a las 500 Millas lo cierto es que el mes de mayo se dedicará casi en exclusiva a esta carrera, la principal de los Estados Unidos. Tras Indianapolis vendrá una de las pruebas más originales del año y una de las grandes novedades del calendario: las Firestone Twins 275s o lo que vendría a ser una traducción libre las gemelas Firestone de 275 Km, en efecto en lugar de celebrarse una única carrera de 550 Km como venía siendo habitual en Texas este año se celebrarán dos carreras de 275 Km, una el sábado y otra el domingo, recibiendo cada una de ellas la mitad de los puntos de una carrera normal. Está por ver que tal funcionará el experimento, pero de momento me parece correcto que la IndyCar intente salirse un poco del guión para llamar la atención de aficionados y público.

Tras las carreras gemelas de Texas vuelve todo un clásico como es la Milwakee Mile; la IndyCar vuelve al mítico circuito de Milwakee, (el último óvalo en el que corrió la Champcar), en una decisión que ha de gustar a los fans más tradicionales. Iowa, cerrará este periodo de cuatro óvalos consecutivos para iniciarse la gira canadiense, que seguirá el mismo orden que en 2010, con carreras en el circuito urbano de Toronto y en el aeropuerto de Edmonton, la competición regresará a los Estados Unidos al circuito de Mid Ohio, que sigue en el calendario.

A diferencia de lo ocurrido este temporada, en la que la IndyCar enlazó cinco pruebas ruteras y a continuación cuatro óvalos para finalizar la temporada de cara al 2011 se ha intentado ofrecer algo más de variedad alternando más entre ambos tipos de circuito, así tras Mid Ohio la competición regresará a los óvalos para correr en una de las novedades: el circuito de Loudon en New Hampshire, uno de los templos de la NASCAR y donde los IndyCars esperan hacerlo bien.

Las dos últimas carreras ruteras del año se celebrarán en Sonoma y otra prueba nueva, la carrera urbana disputada en la ciudad portuaria de Baltimore, en un intento de la IndyCar por expandirse en una zona que no tiene demasiado cubierta y que, de contar con el apoyo regular de la ciudad, podría convertirse en un equivalente de la cosa este a Long Beach, o al menos esa es la intención que tiene la IndyCar.

La temporada finalizará con la inevitable visita a Motegi, (veremos que pasará el 2012 si Honda deja de ser el proveedor único de motores para las series), el óvalo de Kentucky y una última prueba todavía por anunciar pero que todo apunta a que se tratará del óvalo de Las Vegas o del de Fontana, en California. Personalmente opino que Las Vegas sería la mejor opción, se me ocurren pocos lugares mejores para celebrar un final de campeonato, aunque el retorno a un lugar mítico para la IndyCar como Fontana tampoco me parecería mal y es bastante factible teniendo en cuenta que las relaciones entre este circuito y la NASCAR no pasan por su mejor momento.

Lo que más llama la atención de este nuevo calendario es la desaparición de dos pruebas muy queridas por los aficionados de la Indy: Watkins Glenn y Chicago, se trata sin duda de un duro golpe que la organización de las series ha intentado paliar recuperando dos circuitos con fuerte significado como son Milwakee y New Hampshire. Hay que señalar que la pérdida del Glenn y de Chicago debe enmarcarse en la ruptura de relaciones comerciales entre la IndyCar y la ISC, propietaria de ambos circuitos, y también de Kansas y Miami, otras dos pruebas que se caen del calendario pero que sin duda despertaban mucho menos interés entre los aficionados de la Indy. Esta ruptura de relaciones entre la IndyCar y el organismo regentado por la familia France, propietaria de la NASCAR, que ya habíamos adelantado en su momento, también dificulta en sobremanera el retorno a medio plazo de pruebas como Michigan o Phoenix.

Otra cosa remarcable del calendario 2011 es el mantenimiento de la primacía de las carreras ruteras sobre los óvalos que se ha iniciado esta temporada 2010 con la entrada de las carreras de Sao Paulo y Alabama, aunque hay que señalar que en general la situación se mantiene muy equilibrada con nueve carreras ruteras y ocho óvalos. También hay que señalar que el calendario se hace más compacto, con tres carreras por mes en junio julio y agosto y una duración total de seis meses y medio por los siete meses largos que está durando la temporada 2010.

Creo que en términos generales el calendario es positivo para el crecimiento de las series, es cierto que se echarán en falta carreras como la de Chicago o Watkins Glenn, pero a estas alturas era casi imposible que las negociaciones con la ISC llegaran a buen puerto y en todo caso a la IndyCar tampoco le va mal desahcerse de rémoras como Kansas y, sobre todo, Miami, que no aportaban nada. Tampoco han entrado carreras muy deseadas por todos como Road America, Michigan, Laguna Seca, Cleveland o Surfers Paradise, pero al menos se mantienen las pruebas que han sido el núcleo de la competición en los últimos años, se recuperan nombres míticos como Milwakee, New Hampshire y muy probablemente Las Vegas o Fontana y se introducen novedades como Baltimore que, de funcionar bien pueden marcar una época.

Hay que entender el contexto de la competición para valorar este calendario, esta claro que la temporada 2011 de la IndyCar será la última de las series tal y como las conocemos, a partir del 2012 tendremos el nuevo chasis, las nuevas motoristas y la participación en los paquetes aerodinámicos de varias empresas distintas que ayudarán a recuperar en gran parte el espíritu de lo que en su momento fue la CART, tal vez es por ello que la IndyCar haya querido preparar un calendario para el 2011 con innovaciones interesantes, (Baltimore, las carreras gemelas de Texas), pero a la vez manteniendo el núcleo de las carreras que funcionan.

image

image


Sobre esta noticia

Autor:
Zeptem (399 noticias)
Fuente:
zeptem.com
Visitas:
14933
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.