Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

Benedicto XVI: "Ninguna fuerza podrá jamás destruir a la Iglesia"

11/05/2010 20:46 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image El Papa Benedicto XVI ha manifestado que es "una prioridad" que los cristianos aporten su perspectiva en todos los ámbitos de la sociedad durante la Eucaristía que presidió este lunes en la Plaza del Comercio de Lisboa y a la que asistieron miles de personas.

"La prioridad pastoral es hacer de cada mujer y hombre cristiano una presencia radiante en medio del mundo, en la familia, en la cultura, en la economía", ha señalado el Pontífice. En este sentido, ha recalcado que "muchas veces nos preocupamos de las consecuencias sociales, culturales y políticas de la fe, dando por hecho de que la fe existe, algo que cada vez es menos realista".

En su opinión, quizá "se ha confiado excesivamente en las estructuras y en los programas eclesiales, en la distribución de poderes y funciones". "Pero ¿Qué sucede si la sal se vuelve insípida?", se ha preguntado.

Ante esta situación, Benedicto XVI ha hecho un llamamiento para que "se vuelva a anunciar con vigor y alegría el acontecimiento de la muerte y resurrección de Cristo". "La resurrección de Cristo nos asegura que ninguna fuerza podrá jamás destruir a la Iglesia. Por tanto, nuestra fe tiene fundamento, pero es preciso que tome vida en cada uno de nosotros", ha añadido.

Para esto, según ha continuado, "hace falta un esfuerzo capilar para que cada cristiano se transforme en testigo y anuncie la esperanza que lo anima: sólo Cristo puede satisfacer plenamente los deseos de cada corazón humano y responder a las cuestiones más inquietantes sobre el sufrimiento, la injusticia y el mal".

Por otra parte, ha calificado de "glorioso" el lugar que ocupó Portugal entre las naciones "por su contribución a la expansión de la fe". "Vuestra salida en busca de otros pueblos no impidió ni destruyó los vínculos con los que os identificabais, pero con sabiduría cristiana supisteis trasladar vuestra experiencias y particularidades abriéndoos a los otros", ha afirmado. Con todo, el Papa ha alentado a Portugal a que proponga su identidad cultural y religiosa en la construcción de la Comunidad Europea.

AGRADECIMIENTO

Por su parte, el cardenal patriarca de Lisboa, monseñor José da Cruz Policarpo, ha trasladado al Pontífice el amor que le tiene pueblo portugués y ha dicho que su presencia es "una invitación a profundizar y a tomar más en serio su fidelidad".

Además, ha destacado que el lugar de la celebración --al borde del río Tajo-- fue punto de partida de religiosos y religiosas, jóvenes y familias enteras hacia la misión, aunque también es "puerta de entrada de turistas y emigrantes".

En este sentido, ha manifestado que muchos de los que llegan practican otras religiones y, sin embargo, "los acogemos con amor, aprendemos a respetar su fe, a convivir en el diálogo y a descubrir valores en común".

Finalmente, el purpurado ha reiterado su agradecimiento al Papa por haber viajado hasta Portugal y le ha pedido que "les confirme en la fe, comunique su valentía para sufrir con serenidad y comparta su pasión por la verdad". Además, ha entregado al Santo Padre una reliquia auténtica de San Vicente, patrón de Lisboa.

VOLUNTARIOS DE LA JMJ DE MADRID

Previamente y antes de comenzar la Eucaristía, Benedicto XVI volvió a recorrer las calles de Lisboa donde miles de personas se agolparon para saludarle. Han destacado, sobre todo, las banderas portuguesas aunque se han podido ver numerosas españolas. También se han acercado a Lisboa media docena de voluntarios de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Madrid 2011 para conocer experiencias en organización.

Nada más llegar a la Plaza del Comercio --lugar conocido históricamente como Terreiro do Paço-- los futbolistas del Benfica, actual campeón de la Liga de fútbol portuguesa, han hecho entrega al Pontífice de una camiseta que llevaba el nombre de Bento (Benedicto) y con el número 16.

En la celebración ha estado presente el primer ministro portugués, José Sócrates, quien, según la agencia de la Iglesia católica portuguesa, ha dicho que la visita de Benedicto XVI es "extraordinariamente importante".


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
2664
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.