Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Galdo Fonte escriba una noticia?

Aznar descabeza a Casado

15
- +
10/05/2020 01:44 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El figurante presidente del PP, Pablo Casado es un dirigente de cartón piedra, un mero brazo ejecutor de las políticas neoliberales que desde FAES, a título de autor, impone el ex mandatario Aznar

Aznar fue sin duda el presidente mas franquista que alumbró la democracia, hasta el punto de utilizar en el desempeño de su función política prácticas más propias de aquella época pretérita que de un un Estado social y democrático de derecho como así tiene atribuida España en su Constitución.

A él se le atribuye la autoría intelectual de la estrategia de la crispación, aunque en verdad dicha técnica fue un calco copiado del partido republicano de Bush padre por si mismo, y que hizo suyo como manual político en su ofensiva para derrocar al felipismo a golpe de insolencia e impostura, dinámica que en el trienio 1993-1996, por su ordinariez convirtió el Congreso de los Diputados y por extensión la democracia española en un antro de folloneros que a la gresca optaban abiertamente por el enfrentamiento.

Era cosa de tiempo que el ex presidente volviese a las andadas reactivando idéntico guión e idénticas prácticas, y la oportunidad le vino cantada cuando Casado su exjefe de Gabinete tomó las riendas del PP, pues sabido es que el experto crispador de la FAES desde la llegada de su pupilo a la planta noble de la calle Génova es quien establece las pautas y la línea política de los populares, es decir quien le marca la trayectoria a seguir al nuevo dirigente popular en su plan de desgaste del actual Ejecutivo, y por tanto quien establece la postura a mantener en todo lo relativo a la gestión de la emergencia sanitaria

Pero el problema no es que un resucitado José María Aznar. mueva los hilos del partido sino que Casado asienta ante la intromisión de su tan admirado mentor, quien suplantándole en la sombra no duda en actuar como antaño responsabilizando de la crispación a quien la padece cuando como experto insurgente es el mismo quien la provoca, y todo mientras el tan “avezado discípulo” tira por la borda su carrera política quedando como un necio a los ojos de la historia, pues aun cuando las decisiones del partido son atribuidas a su persona, como queda visto el origen de las mismas está en el siglo pasado..

Han sido muchas las vueltas dadas por Jose María Aznar desde su condición militante en el Frente de Estudiantes Sindicalistas, aquella organización falangista desde donde el ahora líder espiritual de la derecha española dio sus primeros pasos en la política, pero su tendencia en nada difiere con la mantenida en aquella etapa, salvo su intensificada egolatría y la enfermiza propensión a ser el que mas manda y arrogarse incluso la condición de ser el mejor líder de la historia de España, una sintomatología expresiva de una personalidad más bien narcisista y prepotente y propia de quien tras su marcha de la primera línea política emplea su tiempo en entrometerse y provocar el enfrentamiento social y la inestabilidad .

No es de recibo que su ofensiva contra el Gobierno venga acuñada por la fundación FAES, la think tank del PP que el mismo preside y que en gran medida está financiada por las propias arcas del Estado

Esa que no otra es la actitud belicosa que mantiene en la actualidad el señor de las ideas y padre de la FAES (Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales) el muy furibundo constitucionalista Aznar, el mismo que en 1979 a sus 26 años, tras perder la oportunidad de votar SI a la Constitución dudaba públicamente de que su implícito fuera el marco ideal para la convivencia .

Pero mas allá de sus dislates que no son pocos, lo que verdaderamente persigue este narcisista es satisfacer su dosis de protagonismo aunque para ello condene a Pablo Casado a no tener “liderazgo propio y sustantividad”, pues su despreocupación por la sociedad es algo que no ofrece dudas como confirman las conclusiones publicadas por la afamada revista Foreing Policy que ubica a Aznar entre los cinco peores ex presidentes del mundo, afirmando que el ex líder del PP, es con diferencia el que menos ha ayudado al bienestar político y social de su País tras abandonar el poder.

Es por eso que resulta de nula fiabilidad quien en solo dos años ha pasado de renegar de su propio partido a marcar la estrategia de la formación conservadora en la crisis sanitaria del coronavirus, pues por mas que se disfrace de " prohombre" a los ojos de la sociedad, no es de recibo que su ofensiva de acoso y derribo contra el legítimo Gobierno venga acuñada por la fundación FAES, la think tank del PP que el mismo preside y que en gran medida está financiada por las propias arcas del Estado, una maniobra de doble moral y éticamente indefendible.

Pero además quien ahora instalado en su arrogancia, intenta dar lecciones de buen gobierno, es el mismo que en primera instancia, con sus ocurrencias, creó la burbuja inmobiliaria a través de la modificación que su Gobierno impuso a las entidades financieras para facilitar el cambio de tipos fijos a variables, que derivó en una "orgía de crédito", una ilusión narcotizante interrumpida por el despertador de la realidad,

dando origen a una crisis, que se mire por donde se quiera, tiene en este precursor su máximo responsable.

Un personaje como para impartir lecciones de conducta política


Sobre esta noticia

Autor:
Galdo Fonte (424 noticias)
Visitas:
978
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Organizaciones
Personaje

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.