Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Manuel Krauns escriba una noticia?

El ayuno, ¿engorda o adelgaza?

30/11/2009 13:05 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

No comer parece la fórmula ideal para adelgazar pero... ¿es realmente así?

Aunque el público está constantemente bombardeado con pseudo dietas que prometen extraordinarios resultados, pocas de éstas son nutricionalmente sanas o están basadas en principios científicos.

Como se anotó arriba, la restricción calórica racional tienen bases científicas, pero a menudo es difícil aplicarla porque las personas no la siguen, otras estrategias dietéticas especiales desarrolladas a través de los años para ayudar a combatir la densidad, incluyen el ayuno total, el ayuno con suplementos y las dietas de muy bajas calorías.

El ayuno total

El ayuno total llegó a ser popular como tratamiento hace próximamente 30 años, aunque las observaciones de los efectos de ayunos prolongados han aparecido la literatura desde el siglo XIX. La pérdida de peso en los primeros diez días es tan rápida como 1.1 Kg/día y se estabiliza a 0.36-0.47 Kg/día al final del primer mes.

Aunque estos resultados son muy espectaculares, pronto se hace evidente que el ayuno tiene complicaciones, lo principal es el balance negativo de nitrógeno que produce la pérdida de tejido corporal magro.

Durante el primer mes, la pérdida de nitrógeno en promedio es de 4.0 gr/día y se estabiliza a 2.4 gr/día, esto es, una pérdida de 3.5 kilogramos por mes de masa corporal magra, el balance negativo de nitrógeno no afecta en general las proteínas plasmáticas, aún durante ayuno prolongado, y las proteínas plasmáticas totales, la albúmina, la globulina y la transferrina, generalmente permanecen constantes.

La pérdida de peso puede atribuirse a la pérdida de masa magra, grasa corporal o agua, durante las dos semanas iniciales del ayuno total, la pérdida de agua es alta y sólo un 30-50% de la pérdida de peso es de grasa, y un 6-10% es de proteína. Después de un mes, el 70% de la pérdida de peso corresponde a grasa, y un 5% a proteína.

Los problemas clínicos asociados con ayuno prolongado incluyen anormalidades electrolíticas, hipotensión postural, hipocaliemia franca, artritis gotosa, anemia y marcada pérdida de la masa corporal magra.

Ayuno con suplemento de proteína

Al principio de los años 1970, se utilizaron experimentalmente proteínas, y combinación de proteínas y carbohidratos como suplemento del ayuno, con el fin de prevenir la marcada pérdida de peso corporal magro.

Inicialmente los resultados fueron prometedores, pero estudios posteriores revelaron que el balance de nitrógeno permanecía negativo después de tres semanas a pesar del incremento en la ingesta de proteína a más de 1 gr/Kg/día.

La cuestión de la calidad de la proteína y la necesidad del suplemento de carbohidratos y electrolitos, se hizo un tema relevante cuando varias muertes súbitas, presumiblemente debidas a arritmias cardíacas, se asociaron con ayuno suplementado solamente con colágeno líquido a base de agua, estos hallazgos prepararon el terreno para dietas hipocalóricas más complejas.

Dietas de muy bajas calorías (DMBC)

Las modernas DMBC proporcionan cerca de 500 Kilocalorías, hasta 70 gramos de proteína de alta calidad y carbohidratos, suplementados con 60 mEq de sodio, 40 mEq de potasio y la ingesta dietética recomendada de micronutrientes esenciales diarios.

La experiencia con DMBC ha sido extensa y positiva en cuanto a pérdida de peso a corto plazo, la pérdida de peso inicial es rápida aunque menos que con el ayuno total. El balance de nitrógeno se mejora marcadamente y las pérdidas electrónicas son mínimas.

No obstante persisten varios problemas clínicos incluyendo hipotensión postural, intolerancia al frío, piel seca, estreñimiento, adelgazamiento del pelo, alteraciones del ánimo y cetosis, por esas razones, las DMBC sólo son recomendadas en el marco de una práctica clínica supervisada médicamente, y su éxito a largo plazo está cuestionado por el fracaso en cambiar los hábitos alimentarios.


Sobre esta noticia

Autor:
Manuel Krauns (165 noticias)
Visitas:
12566
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.