Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-internacional escriba una noticia?

El G-8 no apoya una zona de exclusión aérea

15/03/2011 17:21 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Francia no ha logrado convencer a los demás países miembros del G-8 de que apoyen la idea de imponer una zona de exclusión aérea sobre Libia, lo cual reduce las posibilidades de detener rápidamente el avance del líder libio, Muamar Gadafi, contra las fuerzas rebeldes.

En la declaración final emitida por el G-8 al término de la reunión de ministros de Asuntos Exteriores que se ha celebrado estos dos últimos días en París, no se menciona el asunto de la zona de exclusión aérea.

La crisis libia fue el tema que dominó el encuentro, pero Alemania y Rusia han rechazado las restricciones de vuelo propuestas por Francia --que preside actualmente el G-8-- y Reino Unido.

Una fuente diplomática del G-8 ha explicado a la agencia de noticias Reuters que "los americanos quieren dirigirse al Consejo de Seguridad (de la ONU), los rusos quieren más detalles sobre la zona de exclusión aérea y se muestran cautos, pero los alemanes lo han bloqueado totalmente".

"Estamos en una carrera contrarreloj en la que hay que elegir entre realizar una operación legítima políticamente y actuar", ha añadido. Este estancamiento recuerda a la falta de consenso sobre este tema en el Consejo de Seguridad de la ONU, del que Rusia es miembro permanente con derecho a veto y Alemania es miembro temporal.

RUSIA PIDE MÁS INFORMACIÓN

El ministro de Exteriores ruso, Sergei Lavrov, ha dicho que la petición de la Liga Árabe de que se imponga la zona de exclusión aérea sobre Libia contiene pocos detalles y que se necesita más información sobre cómo podría aplicarse, ya que la Liga Árabe se opone a una intervención militar en ese país.

"Estamos esperando a que la Liga Árabe haga propuestas concretas sobre ese asunto", ha declarado Lavrov en una rueda de prensa después del encuentro. "Debemos tener información más específica para saber cómo lo ven nuestros amigos de la Liga Árabe, y una vez la tengamos, estudiaremos todas las opciones", ha agregado.

La declaración del G-8 afirma que los libios tienen derecho a vivir en democracia y que Gadafi tendrá que hacer frente a "duras consecuencias" si ignora los derechos de los ciudadanos.

Además, insta al Consejo de Seguridad de la ONU a incrementar la presión sobre el dirigente libio, también con medidas económicas, y destaca la importancia de la participación de la Liga Árabe en cualquier acción que se emprenda respecto a Libia.

OPOSICIÓN DE ALEMANIA

Francia y Reino Unido han sido los dos países que más han defendido la idea de una zona de exclusión aérea para frenar el avance de las fuerzas gubernamentales libias, que están usando aviones de combate y tanques para intentar acabar con la revuelta.

La contraofensiva de Gadafi, que encabeza un régimen autoritario desde hace 41 años, ha desplazado a los sublevados 160 kilómetros hacia el este en una semana.

Para el ministro de Exteriores alemán, Guido Westerwelle, "la solución no es una intervención militar". "Bajo nuestro punto de vista, es algo muy complicado y peligroso (...). No queremos vernos arrastrados a una guerra en el norte de África y no nos gustaría entrar en una pendiente resbaladiza donde al final acabamos todos en una guerra", ha indicado.

Estados Unidos también ha pedido aclaraciones sobre qué implicaría la imposición de la zona de exclusión aérea. La secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, se reunió este lunes en París con Mahmud Jebril, miembro del Consejo Nacional Libio --el grupo opositor que está buscando apoyo internacional en su lucha contra las fuerzas de Gadafi--, para ver cómo puede ayudar Washington al pueblo libio.

Clinton se fue a El Cairo este martes por la mañana y no ha participado en la sesión principal de las conversaciones del G-8.

El ministro de Exteriores francés, Alain Juppé, ha defendido la postura de su Gobierno respecto a Libia señalando que mientras los demás países dan largas, las fuerzas de Gadafi siguen avanzando. "Si hubiésemos usado la fuerza militar la semana pasada (...), a lo mejor este cambio que ha ido en contra de la oposición no se habría producido", ha manifestado.

TOMAR MEDIDAS, ¿PERO CUÁLES?

Por su parte, el ministro de Exteriores británico, William Hague, ha dicho que los países del G-8 --Estados Unidos, Reino Unido, Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón y Rusia-- están de acuerdo en la necesidad de tomar más medidas respecto a la crisis libia, pero no en cuáles deben ser.

Los ministros han discutido sobre ideas como el establecimiento de "zonas de seguridad" en Libia o el endurecimiento de las sanciones, pero Hague ha incidido en que cualquier acción debe ser acordada en el Consejo de Seguridad de la ONU.

"Hay puntos en común en el G-8, y aunque no todos los países están de acuerdo en cuestiones como la zona de exclusión aérea, existe el deseo común de aumentar la presión sobre Gadafi", ha declarado a los periodistas, mencionando en concreto el endurecimiento de las sanciones contra Libia.

"En el G-8 tenemos claro que se necesitan más medidas, que es necesario responder con urgencia", ha añadido.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-internacional (92541 noticias)
Visitas:
3129
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.