Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Marcela Toso escriba una noticia?

Anomalías en la piel generalmente no cancerosas

14/09/2009 09:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Acrocordones. Lipomas.Manchas de vino de Oporto.Angiomas.Hemangiomas capilares y cavernosos.Arañas vasculares.Linfangiomas. granulomas piógenos.Queratosis seborreicas.Dermatofibromas.Queratoacantomas.Queloides-

ANOMALIAS EN LA PIEL GENERALMENTE NO CANCEROSAS

Acrocordones

Son pequeños colgajos suaves, blandos y de color carne, o ligeramente oscuros, que se encuentran en el cuello, las axilas o las ingles.

Por lo general son inofensivos, pero resultan poco estéticos y, además, la ropa o la piel cercana pueden rozarlos e irritarlos. El médico los extirpa fácilmente.

Lipomas

Depósitos blandos de material graso crecen bajo la piel, formando bultos redondeados u ovales.

Algunas personas desarrollan sólo un lipoma, mientras otras tienen muchos. Son más frecuentes en las mujeres que en los varones y, a pesar de que pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, se muestran habitualmente en los antebrazos, el tronco y la parte posterior del cuello. Rara vez causan problemas, aunque en ocasiones resultan dolorosos.

No son cánceres y en muy raras situaciones se vuelven cancerosos. Si un lipoma comienza a experimentar cambios, el médico puede extirparlo.

Angiomas

Acumulaciones de vasos sanguíneos o linfáticos, anormalmente densos, acostumbran localizarse en la piel y por debajo de ella; producen una coloración roja o púrpura.

Surgen en el momento de nacer o poco después y se los llama marcas de nacimiento.

Alrededor de un tercio de los recién nacidos presenta angiomas, cuyo aspecto varía de una persona a otra y causan sólo problemas estéticos. Muchos desaparecen por sí solos. Ejemplos de angiomas son las manchas de vino de oporto, los angiomas fresa, los hemangiomas cavernosos, las arañas vasculares y los linfangiomas.

Manchas de vino de Oporto

Son manchas planas de color rosado, rojo o violáceo que se observan al momento de nacer.

Suelen ser permanentes, aunque las pequeñas manchas localizadas en la cara pueden desaparecer al cabo de pocos meses.

Son inofensivas, aunque pueden ser psicológicamente devastadoras. Las de tamaño pequeño se camuflan con una crema cosmética. Si la mancha es molesta, puede eliminarse con láser.

Hemangiomas capilares

Estas anomalías son zonas abultadas de color rojo brillante cuyo diámetro oscila entre 1 y 10 cm. Suceden poco después del nacimiento y tienden a crecer lentamente durante los primeros meses de vida.

Más de las tres cuartas partes de ellas desaparecen por completo a la edad de 7 años, pero algunas dejan un área arrugada y de color pardusco.

No necesitan tratamiento, excepto cuando aparecen cerca de los ojos o de otros órganos vitales, donde pueden interferir en las funciones del órgano. Un corticosteroide puede consumirse por vía oral para reducir las marcas; es más eficaz si se toma cuando las marcas comienzan a aumentar de tamaño.

No se extirpan porque pueden dejar una gran cicatriz.

Hemangiomas cavernosos

En el momento del nacimiento, pueden surgir zonas abultadas, rojas o violáceas, formadas por vasos sanguíneos anormales y agrandados.

A veces se vuelven dolorosos y hemorrágicos, después de lo cual suelen desaparecer parcialmente. Es raro que desaparezcan por completo sin tratamiento. En los niños, la prednisona oral puede eliminarlos o bien se puede recurrir a la cirugía, cuando se agranda un brazo o una pierna.

Arañas vasculares

Son áreas de color rojo brillante que se asemejan a patas de araña.

A menudo se forman en pequeño número. Los pacientes con cirrosis hepática suelen tener muchos angiomas de este tipo, al igual que muchas mujeres embarazadas o que toman anticonceptivos orales.

Desaparecen sin tratamiento de 6 a 9 meses después del parto o después de suspender los anticonceptivos orales.

Linfangiomas

Se trata de bultos causados por una acumulación de vasos linfáticos dilatados, unos conductos que transportan la linfa en todo el cuerpo.

De color amarillo oscuro o rojizos, no necesitan tratamiento.

Granulomas piógenos

Ligeros bultos de color escarlata, pardo o azul negruzco, son provocados por un crecimiento desmesurado de capilares (los vasos sanguíneos más pequeños) y la inflamación del tejido circundante.

Pueden sangrar fácilmente porque la piel que los cubre es delgada. Por razones desconocidas, durante el embarazo pueden tornarse grandes, cobrando existencia incluso en las encías (tumores del embarazo). A veces desaparecen por sí solos, pero si persisten, el médico puede realizar una biopsia para tener la certeza de que no se trata de un melanoma u otro cáncer. Si es necesario, se extirpan aunque pueden reaparecer.

Queratosis seborreicas

Las verrugas seborreicas de color carne, pardas o negras, redondas u ovaladas y de tamaño variable, se manifiestan en cualquier parte de la piel. Se encuentran más en personas de edad madura y de edad avanzada; su causa es desconocida. El aspecto es céreo o decamativo. No requieren tratamiento.

Dermatofibromas

Son nódulos rojos o pardos que derivan de una acumulación de fibroblastos, unas células localizadas en el tejido blando que está por debajo de la piel.

La causa es desconocida. Son frecuentes en las piernas.Pueden causar picor. No necesitan tratamiento; si aumentan de tamaño, se extirpan.

Queratoacantomas

Los queratoacantomas son formaciones redondas, duras, a menudo de color carne, que presentan un cráter central característico que contiene un material pastoso.

Se muestran en la cara, antebrazo y dorso de la mano, creciendo rápidamente hasta sobrepasar los 5 centímetros de ancho. Al cabo de pocos meses comienzan a desaparecer, pero pueden dejar cicatrices. No son cancerosos.

Queloides

De tejido fibroso, son formaciones proliferativas lisas, brillantes, ligeramente rosadas y con forma de cúpula, que se dejan ver en una zona de herida o sobre las cicatrices quirúrgicas.

Los queloides responden irregularmente a la terapia, pero si se aplican inyecciones de fármacos corticosteroides todos los meses es posible que se aplanen.

Fuente: FUndación del Cáncer de Piel, Argentina.


Sobre esta noticia

Autor:
Marcela Toso (3015 noticias)
Visitas:
19000
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.