Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Christian Gistain escriba una noticia?

Análisis psicológico de un “relaxing cup of café con leche”

21/09/2013 20:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Una frase desafortunada ha mostrado el verdadero perfil psicológico de la mayoría de la sociedad española

El cachondeo a costa de otro y además sacarle tajada económica es la esencia del pensamiento global.

El pasado 7 de septiembre de 2013 la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, pronunció un discurso ante los miembros del COI que pasará a la historia. Pasará a la mediocre y vulgar historia de una España que demuestra día a día su verdadero rostro, su verdadera personalidad.

Estamos de acuerdo en que la pronunciación de su inglés no es correcta. Su escenificación, tampoco. La “frasecita” tampoco. Frase que por cierto se le ocurrió al estadounidense Terrence Burns (”Asesor y preparador del equipo Madrid 2020”). Lógico, muy lógico que un extranjero resuma nuestras virtudes, con el riesgo de dar una visión estereotipada de nuestra cultura que esto conlleva. Que alguien que quizás no está habituado a la forma de expresión española, analice la forma de la puesta en escena y que cobre un pastón por ello. No obstante, sobre él no debe caer la culpa, porque en realidad es todo un profesional que ha hecho bien su trabajo. Creó un eslogan que tuvo pegada. Más pegada que la del Poli Díaz.

Sin defender a la mujer del ex - presidente José María Aznar, quizás deberíamos plantearnos cuántas mujeres de su edad en España saben hablar inglés y cuántas de esas mujeres se han reído de ella. Como contrapartida, también hay que reconocer que alguien de su posición debería saberlo hablar a la perfección. Pero claro, si estamos acostumbrados a que ni el que reina ni el que gobierna, saben leer ni hablar bien el castellano…

Centrémonos en lo “positivo” del asunto. El “relaxing cup of café con leche” ha generado numerosas bromas en internet. Tenemos fotomontajes, versiones musicales a base de remixes del discurso, juegos para descargar en el móvil, grupos de facebook y cómo no, empresas que se dedican a hacer tazas de café con la frase o camisetas o postales o hasta seguro que calzoncillos y bragas.

La broma, reírse del otro y si es posible, sacar tajada de ello

Esto ha revelado lo que mueve al español. La broma, reírse del otro y si es posible, sacar tajada de ello. Da igual la cantidad de dinero que se ha invertido en las infraestructuras y en su posterior mantenimiento, el precio final de toda la campaña de publicidad que se hizo, lo que nos costó mandar a una expedición de cientos de deportistas y de políticos al acto. Que la sanidad sufra recortes que nos puedan llevar a la muerte, que nuestros jóvenes no tengan futuro laboral, que nuestros hijos tengan que llevarse un tupper al colegio para comer. Que cada vez haya más familias pasando hambre o en la calle, que tengamos que pagar más por los medicamentos, que cada día sea más caro encender una luz… Por lo visto es mejor tragar, mirar para otro lado y reírnos de las bromicas que se puedan hacer.

Parece ser que todavía no vemos que quienes se ríen son ellos, desde sus palacetes, desde sus barcos y desde sus coches de lujo con escolta. Quizás necesitemos un ejemplo que nos venga más a mano. Imaginemos que el Barça tiene un paquete de jugador que solamente se marca goles en propia. Es tan malo y la pifia tanto que hace que el Barça baje a segunda división. La mitad del país seguro que se descojona, bien. Ahora imaginemos que en la siguiente temporada, el Real Madrid lo ficha. Sí, de locos. Algo que llenaría portadas y noticieros, ha pasado. Ha ocurrido en el mundo de los bancos, con el reciente fichaje de Rato por el Santander. Pero apenas se ha oído, apenas se ha visto. Échale huevos y ríete de esto. No me dirás que no suena a broma. Yo creo que hay alguien que todavía se está partiendo.

España es un país en donde Belén Esteban tuvo su película documental en el cine (“La princesa del pueblo”) y Eduard Punset hace anuncios de Pan Bimbo para poder seguir recibiendo una ayuda económica para su Fundación destinada a la investigación, divulgación científica y al apoyo psicológico a las personas que lo requieran. Si no lo sabías quizás sea porque te estabas riendo de su actuación.


Sobre esta noticia

Autor:
Christian Gistain (30 noticias)
Visitas:
3551
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.