Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Nachodote escriba una noticia?

Analisis de la .ingratitud humana

23/09/2010 23:33 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La conciencia, la capacidad de expresarse manifestando sus ideas a través del lenguaje, tiene conocimiento sobre sí mismo y su alrededor, permitiéndole transformar la realidad)

Hoy leí una frase de una amiga que decía “Análisis de la ingratitud humana” esto causo curiosidad en mi, ya que agradecer es algo importante en el ser humano, pero como ser Humano he aprendido que somos más que humano individuo; explicare que la diferencia desde mi punto de vista entre humano e individuo es la siguiente:

El ser humano es el portador de características únicas, irrepetibles e insustituibles, que lo diferencian del resto de especies existentes: como la conciencia, la capacidad de expresarse manifestando sus ideas a través del lenguaje, tiene conocimiento sobre sí mismo y su alrededor, permitiéndole transformar la realidad, conocimiento de sus estados emocionales, tendencia a la autorrealización, capacidad de elección, creatividad y desarrollo en una sociedad, considerando que funciona como una totalidad por lo mencionado, se lo denomina como un organismo bio, psico, social. (esta definición es casi celestial e irreal por lo cual; creo yo que es casi la perfección)

El concepto de individuo es sin dudas de gran complejidad y riqueza. En términos técnicos, simboliza todo aquello que no puede ser dividido aunque en términos generales, el mismo es utilizado para hacer referencia al ser humano o al hombre, en tanto este no puede ser dividido o fragmentado. El individuo es, así, la unidad más pequeña y simple de los complejos sistemas sociales y también la fuente a partir de la cual los mismos se establecen y organizan.

La definición del concepto de individuo puede establecerse a diversos niveles. Si se comienza por el nivel ontológico, de existencia del mismo, no hay dudas que la noción de individuo se vio profundamente enriquecida con las teorías del filósofo francés R. Descartes quien propuso la famosa frase “Pienso, luego existo”. A través de ella, el individuo es tal en cuanto tenga la capacidad de pensar, de reflexionar y de recurrir a sus dotes racionales. Al mismo tiempo, esta frase reconoce el posicionamiento del individuo en un medio en el cual existe, vinculándose entonces con todo aquello que lo rodea.

En otro sentido, también se ha propuesto la idea del individuo como un ser único e irrepetible que no puede ser copiado o imitado ya que cada uno surge en un ambiente específico, con determinadas capacidades físicas y en un contexto histórico-espacial determinado. Todos estos elementos lo transforman en un ser indivisible en sí mismo y particular ya que le otorgan las características y rasgos que poseerá (en gran parte) a lo largo de su vida.

Sin embargo, el individuo como ser humano no es un elemento previamente diseñado y preestablecido si no que, muy por el contrario, es una persona capaz de aprender, de recibir conocimientos, de adquirir capacidades y de desarrollar cultura. Aquí entra entonces el rol que el medio y la convivencia con otros individuos en sociedad ocupan para que un individuo se convierta en tal.

Es Aquí donde me puedo colgar para seguir explicando mi teoría que comenzara con otra frase que escuche De ingratos está el mundo lleno”, decía mi mamá, hace un montón de años, cuando alguien ignoraba el bien que se le había prodigado. Francisco de Quevedo, el poeta español, lo decía de otra manera: “Quien recibe lo que no merece pocas veces lo agradece”; pero Dale Carnegie, nos comparte un lema que consideramos bien oportuno: “Esperar gratitud de la gente es desconocer la naturaleza humana”.

Y es esto lo más importante no podemos esperar la gratitud de nadie solo como ser individual ver nuestras buenas acciones y así estar tranquilo lo importante en cada momento de nuestro días es estar bien el objetivo es ser feliz y disfrutar de cada momento sin esperar más que agradecer lo que nos pasa….

El hacer el bien a villanos es echar agua al mar. La ingratitud es hija de la soberbia –Miguel de Cervantes-

Algunas citas importantes son:

El hacer el bien a villanos es echar agua al mar. La ingratitud es hija de la soberbia –Miguel de Cervantes-

La Ingratitud humana no tiene límites. Gabriel García Márquez-

La razón y el valor siempre se imponen a la traición y a la ingratitud. –Platón-

Con estas 3 citas nos damos cuenta que la gratitud es solo la consecuencia de alguna respuesta que no necesitamos. Yo creo, a fin de cuentas, que lo mejor del mundo es hacer el bien y no esperar otra recompensa que la del gozo de hacerlo y saber que la realidad es que uno vive mejor.

Ya que ingratitud es tan parecida como la traición nunca se espera pero están latentes, puedo decir que existen tres tipos de ingratitud; los que se niegan a reciprocar un favor, los que lo callan y los que lo olvidan. Y en muchas ocasiones hemos estado en uno de esos estados; visto por otra persona.

Si como he señalado, que en sí somos un ser racional, capaz de discernir el bien y el mal; y si, por otra parte, se diferencia de las bestias por la capacidad de su razón, a grado tal que el individuo menos inteligente supera al animal de más instinto, cabe, entonces, que debe inclinarse por lo más valioso y dentro de lo que es supremo, por la evitación de lo más degradante, como ocurre con la traición y la ingratitud, partes oscuras de la esencia humana. Hace que esto sea un defecto común entre la sociedad.

Tengamos en cuenta que “Si recoges a un perro hambriento y lo alimentas, nunca te morderá; esa es la diferencia entre un perro y un hombre”

Entonces si ser ingrato es un defecto que no vemos hasta que otro lo ve y hacemos sentir mal al que esperaba la respuesta es obvio que debemos hacernos un análisis interior de cuantas veces hemos sido ingrato o nos han visto como este.

Complicaciones arduas del corazón humano, misterios insondables de la naturaleza, la vida es un problema, la vida es un arcano y por el mundo agitan su vuelo soberano dos aves de rapiña: la muerte y la tristeza.

Olvidos, desengaños, desilusiones crueles, incompasivas almas de emponzoñado seno, por todas partes luchas, por todas partes hieles, y en cuyo fondo guardan acíbar y veneno.

Yo todo lo perdono con voluntad de acero; apuro hasta las heces mi vaso de acritud; mas perdonar no puede mi corazón sincero a un monstruo abominable, aterrador y fiero que habita entre los hombres, llamado ingratitud

En conclusión lo mejor es que la ingratitud es el peor defecto del ser humano......pero mi autoestima me anima a seguir adelante.


Sobre esta noticia

Autor:
Nachodote (18 noticias)
Visitas:
17280
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.