Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Generacionpixel escriba una noticia?

ANÁLISIS: Black Mirror

16
- +
02/12/2017 12:03 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

A principios del 2000 hacía su aparición Black Mirror, una aventura gráfica de terror que nos contaba la historia del linaje de los Gordon y los extraños sucesos que a estos le ocurrían en la tenebrosa mansión de la familia. Ahora, tras 6 años sin saber nada de esta saga, KING Art Games y THQ Nordic nos traen de vuelta a Black Mirror, esta vez para que nos pongamos en la piel de David Gordon y lo ayudemos a descubrir todos los misterios que atormentan a su familia. Armaos de valor y acompañadnos en este siniestro viaje.

ANÁLISIS

image

.

VERSIÓN DISPONIBLE

XBOX ONE ? PS4 ? PC

VERSIÓN ANALIZADA

PS4

DESARROLLADOR

KING ART GAMES

DISTRIBUIDOR

THQ NORDIC

.

.

.

VALORACIÓN

6

NUESTRA FORMA DE VALORAR LOS JUEGOS

Una muerte en extrañas circunstancias

Aunque os hemos comentado que Black Mirror es un videojuego que comenzó su andadura haya por los 2000, no os preocupéis ya que esta nueva entrega nos ofrece una historia independiente que puede ser disfrutada sin problemas si haber jugado a sus antecesores.

La historia comienza en la Escocia de 1926, con David Gordon viajando a la antigua mansión de la familia después de que se le notificara la muerte de su padre. Una mansión cuyo nombre Sgathan Dubh se le quedará grabado en la memoria para siempre. En cuanto se cierran las puertas tras él, siente que algo raro ocurre y que la gente que habita el lugar oculta secretos. Nuestra cordura será puesta a prueba en cada uno de los episodios en los que se divide el título, ya que deberemos descubrir horribles verdades y enfrentarnos a la maldición que supuestamente ha atormentado a nuestra familia durante generaciones.

image

Black Mirror es una aventura gráfica de corte tradicional en la que deberemos ir explorando diferentes zonas o escenarios repartidos a lo largo y ancho de la mansión y sus alrededores, mientras vamos conociendo y hablando con diferentes personajes y recolectando pistas. El estilo de juego que se nos propone es el ya conocido point & click, basado en ir moviendo nuestro joystick hasta que localicemos el punto con el que queremos interactuar.

En lo referente a las conversaciones, estas son bastante sencillas ya que no tendrán toma de decisiones, no influirá el orden en el que preguntemos, por lo que se reduce a pulsar siempre el mismo botón hasta que extraigamos toda la información disponible.

Además de las conversaciones y la búsqueda de pistas, en determinados momentos de la aventura hay QTE para realizar determinadas acciones o algo muy recurrente que será tranquilizar a David cada vez que le dé una "neura" manteniendo el joystick centrado en un círculo que nos aparecerá en pantalla.

image

Otra de las novedades de esta versión, son las visiones que tendrá nuestro protagonista David. Estas visiones surgirán en determinados momentos de la historia y básicamente, nos ayudarán a saber más acerca de la historia y el pasado de nuestra familia. Estas visiones harán aparición en forma de puzles con los que interactuar, pero cuidado, ya que algunas pueden llevarnos a ver la pantalla de game over si no nos andamos con ojo.

Sgathan Dubh o Black Mirror

Centrándonos en lo que realmente importa en una aventura gráfica, la exploración y los acertijos, la antigua mansión Black Mirror está plagada de rincones oscuros, pasadizos y habitaciones que tendremos que recorrer en busca de pistas. Pasaremos más de una vez por sus estancias para volver a descubrir nuevos detalles que antes no estaban o que simplemente habíamos pasado por alto o que no podíamos descifrar en un primer momento. Toda la mansión está envuelta en un halo de oscuridad, que ayuda a crear ambiente y nos hace tener ganas de resolver el misterio que rodea a la familia Gordon. Tal es la ambientación que han creado, que en los primeros compases del juego nos sentiremos un poco desconcertados, y sin saber exactamente hacia donde ir o que hacer.

Los rompecabezas que nos iremos encontrando a lo largo de nuestra aventura están bien elaborados y aunque no son rompedores, cumplen su función perfectamente. En ellos tendremos que reconstruir viejas fotografías, descifrar códigos secretos, abrir cajas o muebles mediante extraños mecanismos, ensamblar objetos para crear otros nuevos, etc.

image

Una pena que las mecánicas no estén del todo bien implementadas y enturbian un poco la jugabilidad. Por ejemplo, a veces es muy tedioso conseguir señalar la zona, el objeto o la parte del objeto que queremos examinar. Por lo que perderemos un poco la paciencia moviendo la cámara varias veces hasta conseguir lo que queremos. Otro de los puntos negativos es el uso de la cámara, la mayoría de las veces el hecho de poder moverla libremente se convierte en un verdadero engorro y al final no nos aporta nada. Para rematar, lo que más rompe la jugabilidad son los excesivos tiempos de carga de los que hace gala el título, cada vez que entramos en una habitación aparecerá la pantalla de carga. Esto al final hace que parezca que no halla cohesión entre las distintas estancias de la mansión, y si continuamente estamos pasando de una habitación a otra....llega a desesperar bastante.

Técnicamente desfasado

En el apartado técnico, el juego tiene luces y sombras, sobre todo de estas últimas y no porque sea un título oscuro. Los personajes parecen robots, sus movimientos son bastante bruscos y se asemejan más a los gráficos de los Black Mirror anteriores que a un juego de 2017. Si tenemos que destacar algo positivamente sería el uso de la iluminación, con la que logran crear esa sensación de claustrofobia y angustia tan lograda.

La Banda Sonora está compuesta por melodías con pequeños toques celtas, que casan perfectamente con las determinadas situaciones en las que nos veremos envueltos.

image

Black Mirror nos llega en inglés con subtítulos y textos en español. Un punto a favor, pero dentro de él también tenemos que darles un tirón de orejas, ya que en muchas ocasiones los subtítulos nos han aparecido en inglés o simplemente no han aparecido.

NUESTRA OPINIÓN FINAL

-

Black Mirror es una aventura gráfica de la vieja escuela pero a la vez con renovadas mecánicas. Una pena que posea un aspecto técnico desfasado, un control algo tosco y unos tiempos de carga demasiado excesivos. Y es una pena porque posee una muy buena historia, que engancha con misterios familiares, algunas muertes inesperadas y sucesos que nos cogerán por sorpresa. Así que si eres fan del género, no dejes de darle una oportunidad y ármate de paciencia, que en el fondo merecerá la pena. -

Sobre esta noticia

Autor:
Generacionpixel (2830 noticias)
Fuente:
generacionpixel.com
Visitas:
373
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.