Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Pamela León escriba una noticia?

El amor actúa en el cerebro como si fuera una droga

08/07/2010 23:25 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Ahora se sabe que un amor no correspondido causa reacciones químicas que pueden llevar a un enamorado a la obsesión y a la depresión

El amor es adictivo. investigadores estadounidenses que han estudiado durante años este sentimiento: según ellos, el amor se manifiesta a nivel cerebral de manera similar a la dependencia a las drogas. Y ello explicaría por qué el fin de un romance genera un estado parecido a un síndrome de privación.

De esta forma, un amor no correspondido causa reacciones químicas en el cerebro que pueden llevar a un enamorado al borde de la obsesión y la depresión.

"Según estudios que se han hecho acerca del tema en la última década, el amor pone en funcionamiento las mismas zonas cerebrales que se activan al consumir cocaína" Esto, además, explicaría por qué las personas actúan de manera irracional o anormal cuando están enamoradas.

A partir de las investigaciones hechas, se ha determinado que en los humanos hay cuatro pequeñas áreas del cerebro que forman el circuito del amor. Una de ellas es el área tegmental ventral (ATV), que es un componente fundamental del sistema de recompensas del cerebro.

Se trata de células que producen y distribuyen en distintas regiones cerebrales la dopamina, hormona responsable de la sensación de bienestar y que también se asocia al desarrollo de adicciones.

Aparentemente, el amor romántico, a diferencia del amor maternal, tendría similitudes con las áreas de recompensa. Esto se ha logrado demostrar por el fenómeno que se produce tras la separación y el reencuentro, donde hay una resolución de la angustia y el sufrimiento similar a la que se produce cuando se termina la abstinencia de drogas",

Se analizaron por medio de resonancia magnética el cerebro de 15 universitarios que habían sido abandonados por sus parejas. Se les pidió que miraran diferentes fotografías, entre las que intercalaron imágenes de su ex amado(a). Así observaron que apenas veían esa foto, su cerebro activaba intensamente el ATV así como otras áreas vinculadas al deseo, la motivación, la dependencia, el dolor y el estrés.

En otras palabras, ahí estaría la respuesta a los sentimientos de angustia que acompañan a una ruptura y también a las conductas más extremas, como el acecho o incluso el atentar contra la vida propia o la del otro.

Pero no todo es terrible. Las autoras aclaran que a medida que aumentan los días tras un quiebre, va disminuyendo la actividad en esas áreas.

Fuente: El mercurio


Sobre esta noticia

Autor:
Pamela León (4 noticias)
Visitas:
9361
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.