Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Eismann escriba una noticia?

Los alcaldes más endeudados se rebelan contra el 'indulto' de Salgado

10/09/2010 16:47 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Hacienda no sabrá hasta fin de año qué municipios pueden pedir más crédito

Teruel existe, sobre todo para los bancos. La capital española con la mayor deuda sobre ingresos (198%) atribuye ese récord, en gran parte, al regalo envenenado de un plan Urban, que la UE financia al 50%, pero que obliga al Ayuntamiento a aportar el resto, 10, 5 millones, la cuarta parte de la deuda total. Su alcalde, Miguel Ferrer (Partido Aragonés), se queja de que la crisis le ha impedido cumplir el plan para amortizarla y, como la mayoría de los regidores más endeudados, rechaza la decisión del Gobierno de permitir adquirir más compromisos, pero sin superar el tope del 75% de deuda sobre los ingresos recurrentes.

Un criterio que Hacienda mantendrá, si bien aún no se sabe qué datos se tomarán para el cálculo, probablemente los de 2010. La vicepresidenta Elena Salgado explicó ayer que hasta fin de año no se sabrá qué Ayuntamientos pueden pedir más créditos "bien porque hagan una amortización o porque se hayan endeudado más".

Las bases del cálculo se definirán en los Presupuestos de 2011, que la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, del PP, anunció que recurrirá si se deja a su ciudad sin posibilidad de endeudarse, dado que en estos momentos incumple el criterio (su deuda es del 109, 9%). "Es una maniobra puramente electoral", denunció Barberá, quien insistió en que la decisión de Hacienda de flexibilizar la prohibición de más deuda es "una argucia" para favorecer a municipios gobernados por el PSOE.

Alberto Ruiz-Gallardón, también del PP, considera que es una "maniobra de distracción" sobre el problema de la deuda en España. El alcalde de Madrid, la segunda capital más endeudada, con el 159%, instó al Gobierno a "abordar este año la reforma de la financiación de las corporaciones locales" y a habilitar líneas ICO para pagar a los proveedores. La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, pidió al Gobierno que no cambie "cada dos minutos de opinión por una planificación electoral".

Desde Málaga, gobernada por el PP, y con una deuda del 127% de sus ingresos, consideran que los criterios del Gobierno están "mal escogidos". "Es un poco incongruente hablar de Ayuntamientos saneados si están por debajo del 75% de endeudamiento", asegura la edil de Hacienda, Carolina España. "¿Por qué no se mira la deuda con la Seguridad Social o con los proveedores?", se pregunta.

El rechazo del PP no se compensa con el entusiasmo de los socialistas, que en su mayoría reaccionaron con tibieza, cuando no con desdén, como es el caso de Zaragoza, endeudada al 115%. El concejal de Economía, Fernando Gimeno, criticó que Salgado cambie las normas "por la puerta de atrás" y ha advertido que la ciudad terminará sus proyectos, "con o sin la Administración".

El Ayuntamiento de Sevilla (gobernado por PSOE e IU), con una deuda del 70%, prefirió no pronunciarse hasta conocer "la letra pequeña". La concejal de Hacienda, Nieves Hernández, admitió que las cifras no están claras. "El anuncio del Gobierno no concreta las magnitudes a tener en cuenta para hacer el cálculo". La oposición del PP recordó que el último informe del interventor en mayo cifró la deuda en el 89, 83%.

Barcelona, que sale beneficiada al tener solo un 32% de deuda, tampoco dio palmas pese a que aprobó en julio recurrir al Constitucional el veto al endeudamiento municipal que ahora se flexibiliza. El nuevo criterio no tendrá consecuencias en la capital catalana, según explicó su alcalde, Jordi Hereu (PSC), ya que aprobó en junio un plan de ajuste que adelanta parte del endeudamiento (240 millones) previsto para 2011 a este año. El más apasionado fue el alcalde de A Coruña, Javier Losada (PSOE, con un 36% de deuda), que "tenía plena confianza en que el Gobierno iba a cambiar la prohibición inicial" por lo que no varió sus planes de inversión.

Con información de Blanca Cía, María Martín, Lara Otero, Paola Obelleiro, Reyes Rincón, Cristina Vázquez y Juana Viúdez.


Sobre esta noticia

Autor:
Eismann (176 noticias)
Visitas:
4120
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.